Reuters 163
Reuters 163
 Reuters 163
Reuters 163

Hugo Chávez y Henrique Capriles se disputan la presidencia de Venezuela el próximo 7 de octubre. El primero busca un nuevo mandato, tras más de 14 años en el poder. El segundo, busca una oportunidad para probar que Venezuela puede resurgir  en una era postchavista.

El opositor es joven, soltero e incansable (si se juzga su maratón electoral pueblo por pueblo). El bolivariano, en cambio, busca mostrarse lleno de energías y juventud aun después de un año signado por el cáncer (del que poco y nada se sabe).

Sin embargo, los asuntos más polémicos de cualquier debate electoral quedaron al margen de la agenda de estos postulantes venezolanos. Chávez está más preocupado por acusar a Capriles de neoliberal con intenciones de imponer un "paquetazo", que por refundar su listado de propuestas.

El diario venezolano Últimas Noticias aprovechó el hueco programático de los postulantes y recuperó del olvido las opiniones de ambos sobre estos temas:

- Sobre el aborto, ambos opinaron. "Soy un defensor de la vida, pero estoy de acuerdo con el aborto terapéutico y cuando hay violencia. En cualquier caso, ésa no es una decisión de los políticos", afirmó el antichavista.

El mandatario fue más conservador : "En otras partes, aplican el aborto. Califíquenme de conservador, pero no estoy de acuerdo con el aborto para detener un parto. Sencillamente nació el niño con un problema, ahora hay que darle amor".  El portal debió bucear hasta abril de 2008 para encontrar alguna opinión del mandatario sobre  este tema.

- En cuanto al matrimonio gay, ambos son cuidadosos. "Yo lo llamaría unión civil. Lucho por una sociedad en la que no haya discriminación. Si las personas del mismo sexo quieren ver cristalizada su unión, no hay por qué ponerle trabas", dijo Capriles.

Algo más confuso en sus declaraciones fue Chávez. "Todos somos iguales, hay que respetar las particularidades de los individuos. Yo pienso igual que la mayoría de los venezolanos, que no lo vemos bien, pero es un estado de opinión, lo cual no significa que estemos en contra de lo que piensen ustedes".

- Sobre la despenalización de las dogas, un reclamo de varios estados latinoamericanos, con Guatemala a la cabeza, ambos candidatos fueron clarísimos en su negativa.

Por último, sobre la eutanasia, sólo Capriles se animó a dar su opinión: "No estoy de acuerdo con ella, pero sí con la decisión familiar de desconectar a una persona que esté en vida vegetal".

El próximo 7 de octubre, 18 millones de personas están convocadas a las urnas, en las que se medirán el actual mandatario, Hugo Chávez, que busca la reelección, y el candidato único de la oposición, Henrique Capriles.

Visita el especial de Elecciones en Venezuela.