El técnico de Uruguay no acepta homosexuales en el equipo

Jorge Fossati, afirmó que no convocaría al equipo nacional a un futbolista gay y sus declaraciones generaron la inmediata reacción de las organizaciones de defensa de la diversidad sexual

  162
162
(EFE).-

"Un jugador homosexual no debe estar en una plantilla profesional; existen determinadas normas que deben ser resguardadas", afirmó Fossati en declaraciones que publicó ayer el diario

El País

.



El seleccionador uruguayo, católico practicante, dijo: "Seguramente los habrá ubicados y desubicados, pero un futbolista homosexual sería un transgresor entre hombres".



Fernando Frontán, directivo del Encuentro Ecuménico para la Liberación de las Minorías Sexuales, calificó ayer de "ignorante" y "ridículo" a Fossati. "Son declaraciones homofóbicas y que lo exponen a posibles reclamos judiciales", agregó Frontán.



El defensor de los derechos de los homosexuales recordó que el Parlamento uruguayo aprobó en 2000 una ley que sanciona todo tipo de discriminación por razones de raza, religión, enfermedades u orientación sexual.



"Estaremos atentos a las actitudes de Fossati y si corresponde, haremos la denuncia a la Justicia", añadió.



En opinión de Frontán, la sociedad "debe corregir esos desmanes cuando se pretende llevar supuesta moral a las relaciones humanas en función de prejuicios".