?No me quiero morir.? Ese fue el último deseo que el fotógrafo Gabriel De Felice gritó mientras se hundía en el mar de Punta del Este. La única que lo escuchó fue Clarita, la adolescente que el reportero gráfico salvó de morir ahogada antes de quedar él mismo preso de una hipotermia que le impidió llegar a la costa.

Así se desencadenaron los últimos minutos de vida del fotógrafo de la revista Pronto, cuyos restos serán inhumados hoy en el Cementerio de Chacarita.

El encargado de transmitir la valiente actitud de De Felice fue el conductor y productor Marcelo Tinelli, quien no pudo ocultar su congoja al relatar cómo fue salvada Clarita, una de las mejores amigas de su hija Micaela.

El episodio, que ocurrió el miércoles 1º de enero en la playa La Boya del balneario esteño, cubrió de tristeza el inicio de la temporada de verano. Es que el reportero era una persona muy querida tanto en el ambiente periodístico como en el de la farándula.

Un tipazo
Así definió Tinelli al hombre que salvó la vida de Clarita. En declaraciones a Canal 9, el animador relató que ?las chicas (Clarita y Micaela) bajaron a la playa y no se querían meter al mar porque estaba muy ?nervioso?, después de la sudestada. El mar es complicado en ese lugar, nosotros casi ni nos metemos. A Clarita una ola la metió mar adentro y ella decía que ya salía, pero no podía hacerlo. Entonces, una amiga de mi hija Micaela, Martina, vio a unos 60 metros a un señor y le pidió que las ayudara. Era Gabriel?.

Según los testigos, el reportero logró sacar a la chica del peligro que corría, pero fue atacado por una hipotermia que le provocó un paro cardiorrespiratorio.

El cónsul argentino en Punta del Este, Julio Ayala, explicó que el forense que revisó el cadáver de De Felice ?dijo que la muerte se produjo por hipotermia. No se ahogó, sino que estuvo mucho tiempo en el agua y sufrió un paro cardíaco?.

Tinelli y el fotógrafo de la revista Caras Nicolás Bovio terminaron de socorrer a Clarita. El conductor recordó que cuando rescató a la chica no pudo ver a De Felice, ya que ?si lo hubiera visto hubiera seguido para buscarlo, porque uno en ese momento intenta sacar a quienes están en el agua?.

?Clarita dijo que Gabriel intentó rescatarla, pero no llegó ni a tocarla. Ella logró salir sola, pero se dio cuenta de que Gabriel no podía salir, y entonces volvió para tratar de ayudarlo. Entonces, él empieza a pedir auxilio y grita: ?No me quiero morir??, contó Tinelli.

El dolor de los amigos
El presidente de la Asociación de Reporteros Gráficos (ARGRA), Esteban Mac Allister, destacó ayer la ?heroica reacción? de De Felice y calificó su actitud como ?un acto de grandeza que ennoblece la condición humana?.

Por su parte, Martín Rodríguez, amigo y colega de la víctima, destacó que De Felice ?era un tipo bárbaro? y comentó que la última foto que sacó fue a Zulemita Menem, la hija del ex presidente Carlos Menem, en esa ciudad uruguaya.

El cuerpo de De Felice fue trasladado por avión ayer por la tarde y hoy recibirá sepultura.