La crisis humanitaria de Venezuela será analizada por el Consejo de los DDHH de la ONU sin la participación del régimen de Maduro

Luego de perder su curul por el voto de la Asamblea General de Naciones Unidas, la delegación chavista no podrá intervenir como miembro del Consejo y sólo pordrá hacerlo como “Estado concernido”

Compartir
Compartir articulo
Funcionarios del régimen de Maduro agreden a un ciudadano desarmado por portestar en Caracas
Funcionarios del régimen de Maduro agreden a un ciudadano desarmado por portestar en Caracas

Este lunes inicia el 52 periodo de sesiones del Consejo de Derechos Humanos en Ginebra. La crisis en materia de derechos humanos que atraviesa Venezuela será analizada el 21 y 22 de marzo, mientras que el régimen de Nicolás Maduro podrá intervenir sólo como “Estado concernido” y no como miembro del Consejo tras perder su curul por voto de Asamblea General ONU.

El 21 de marzo se presentará un informe verbal por parte del Alto Comisionado para los DDHH, Volker Turk sobre la situación en Venezuela y sobre cooperación técnica de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), seguida de un dialogo interactivo.

Asimismo, al día siguienten la Misión de Determinación de Hechos presentará un informe verbal actualizado sobre su labor. En ambos diálogos participarán ONG en representación de la sociedad civil.

Se cumple así con lo previsto en la Resolución 51/29 aprobada por voto mayoritario en el Consejo y que prorrogó hasta septiembre de 2024 el mandato de la Misión de Determinación de Hechos. Los informes de la Misión y de OACNUDH se debatirán en los tres periodos de sesiones anuales del Consejo.

Por su parte, El secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, dijo hoy que cada día es más evidente que se han violado en Ucrania y otras partes del mundo los derechos humanos mediante ejecuciones, torturas, desapariciones forzosas y violencia sexual.

Antonio Guterres, Secretario General de las Naciones Unidas, y Volker Turk, Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, asisten al Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas en Ginebra, Suiza, el 27 de febrero de 2023. REUTERS/Denis Balibouse
Antonio Guterres, Secretario General de las Naciones Unidas, y Volker Turk, Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, asisten al Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas en Ginebra, Suiza, el 27 de febrero de 2023. REUTERS/Denis Balibouse

“El desdén hacia los derechos humanos debe ser una llamada de atención para todos nosotros”, dijo Guterres en su intervención inaugural en la 52ª sesión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, que coincide con el 75º aniversario de la Declaración Universal que los consagra.

El portugués pidió a los países que se aseguren de revitalizar este texto y de implementar los derechos reconocidos en el mismo para enfrentarse a los nuevos desafíos del mundo.

“Los derechos humanos no son un lujo que podamos dejar de lado hasta que encontremos soluciones para el resto de problemas del mundo: son la solución para éstos”, aseguró el secretario general.

Guterres se refirió a los millones de personas que, en todo el mundo, han tenido que huir de sus hogares por culpa de la guerra, la violencia y las violaciones de derechos humanos.

La persecución a las personas en función de sus creencias religiosas, su color de piel, su ideología, su pertenencia a minorías lingüísticas, étnicas o culturales, además de su orientación sexual y su género, fueron citados como problemas para los derechos humanos por el secretario general de la ONU.

Guterres señaló asimismo que las desigualdades entre las sociedades son cada vez mayores y más divisivas, y alertó a los países sobre el mal uso de las nuevas tecnologías que podría dejar “una herencia de desinformación y mentiras a las generaciones futuras”.

En cambio, se congratuló de los avances alcanzados a lo largo del siglo XX y en las primeras décadas del siglo XXI, especialmente en materia de erradicación de la pobreza, aumento de la esperanza de vida y alfabetización de las personas

En este sentido, el líder de las Naciones Unidas valoró el rol del Consejo de Derechos Humanos en ese marco y felicitó por su labor al alto comisionado Volker Türk y a sus dos predecesores en el cargo, Zeid bin Ra’ad al Hussein y Michelle Bachelet.

Entretanto, el presidente de Colombia, Gustavo Petro, pidió hoy el reforzamiento del sistema internacional de derechos humanos y garantizó la plena cooperación de su gobierno con los mecanismos que utiliza Naciones Unidas para vigilar el respeto de los derechos y libertades fundamentales en los países.

Gustavo Petro. (Presidencia)
Gustavo Petro. (Presidencia)

En un discurso telemático transmitido durante la inauguración de la 52º sesión del Consejo de Derechos Humanos, en Ginebra, Petro pidió que se convoque a la tercera conferencia mundial de derechos humanos, como seguimiento de las dos primeras realizadas en 1968 (Teherán, Irán) y en 1993 (Viena, Austria).

El presidente colombiano consideró que corresponde que la ONU convoque a una tercera, sea para 2025 o 2026, tras recordar que este año también es especial por marcar el 75º aniversario de la de la Declaración Universal de Derechos Humanos.

El mandatario prometió que Colombia hará más fuerte su compromiso con los derechos humanos a través de medidas como la ratificación del protocolo facultativo de la Convención contra la Tortura (en trámite en el Congreso) y el reconocimiento para que el Comité de la ONU contra las Desapariciones Forzadas pueda recibir denuncias individuales contra el Estado colombiano.

Recalcó también que su gobierno se ha comprometido a poner en práctica la invitación abierta a los diversos mecanismos que tiene la ONU para vigilar el cumplimiento de una amplia serie de derechos humanos, individuales y colectivos.

“Quiero hacerles una invitación sobre la imperiosa necesidad de robustecer el sistema de protección de los derechos humanos en el mundo, identificando los principales desafíos y acciones concretas”, recalcó Petro ante el mayor foro de derechos humanos en el mundo.

A nivel nacional, aseguró que el cumplimiento de las recomendaciones de la Comisión de la Verdad son una prioridad para su gobierno, así como las de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en relación a la protección de la protesta social.

Adelantó que Colombia espera volver a ser miembro del Consejo de Derechos Humanos en el periodo 2025-2027.

(Con información de EFE)

Seguir leyendo: