Guillermo Francella, el irrompible

A propósito del suceso cinematográfico de “El robo del siglo”, vale repasar el fenómeno de la carrera del actor, uno de los más populares del país, y las decisiones que tomó para llegar hasta aquí

Guillermo Francella (Télam)
Guillermo Francella (Télam)

Pocos actores de este país tienen en sus trayectorias una seguidilla de éxitos como ha logrado Guillermo Francella a lo largo de más de tres décadas de carrera. Su último trabajo, el protagónico de la película El robo del siglo, le devolvió al cine argentino cifras millonarias en recaudaciones y suceso de taquilla, mientras que su nombre en la marquesina del teatro Gran Rex agota entradas con seis meses de anticipación para el estreno de la versión teatral de Casados con hijos.

Francella es irrompible y se da el lujo de hacer un éxito en televisión que grabó hace quince años, en un medio en el que hace ocho no trabaja. Sin embargo su imagen nunca dejó de estar en pantalla, lo que le permitió conservar una vigencia popular impresionante gracias a las repeticiones de aquel programa, y a su vez dedicarse a hacer cine y teatro para componer otros personajes que le abrieron un camino mucho más grande aún.

Pero no se trata de un golpe de suerte. Talento le sobra, claro, pero Francella hizo algo que pocos se atreven en un medio acostumbrado a comodidades y a tener “la vaca atada”. Francella arriesgó. Y el destino le compensó los riesgos. El actor, cuando ya llevaba décadas de liderazgo y un perfil televisivo inamovible, se presentó a un casting y accedió a un papel en cine que fue solo la punta de lanza de todo lo que vendría después.

Francella volverá al teatro con "Casados con hijos". En la imagen se encuentra el actor en una entrevista con Susana Giménez con el resto del elenco (solo faltó Luisana Lopilato, que sí será de la partida en la obra)
Francella volverá al teatro con "Casados con hijos". En la imagen se encuentra el actor en una entrevista con Susana Giménez con el resto del elenco (solo faltó Luisana Lopilato, que sí será de la partida en la obra)

¿Lo necesitaba? Claramente no, y al mismo tiempo fue fundamental en un despegue que le permitió dejar de ser un “actor de televisión” y ganar prestigio internacional. Se fue a México a filmar la película Rudo y cursi bajo las órdenes de Alfonso Cuarón, en un papel de reparto. Después vendrían la coproducción con España Atraco y finalmente el gran personaje de la película ganadora del Oscar El secreto de sus ojos, que definitivamente lo ponía en otro lugar.

Desde entonces la televisión lo perdió como un actor frecuente, pero al mismo tiempo ese fenómeno llamado Casados con hijos lo mantuvo vigente y presente desde entonces, como si nunca hubiese dejado el medio. A eso sumó dos temporadas de la serie El hombre de tu vida, dirigido por Juan José Campanella, que le permitió seguir mostrando otros colores.

Y una seguidilla de películas con personajes totalmente distintos, en registros y caracterizaciones impecables. En El Clan, dirigido por Pablo Trapero, no apareció una sola mueca de su marca de fábrica al interpretar al siniestro Arquímides Puccio. Pero no fue solo ese filme el que lo puso en roles dramáticos alejados de su perfil clásico: El misterio de la felicidad, de Daniel Burman, Los Marziano, de Ana Katz, Los que aman, odian, Animal, Corazón de león y Mi obra maestra, solo por citar algunos, fueron trabajos completamente diferentes unos de otros. En ellos Francella arriesgó como nunca, sobre todo para su propia realización y gusto profesional, porque quedó evidenciado que necesitaba no repetirse, buscar otros caminos, otro tipo de composiciones, y lo consiguió.

Guillermo Francella junto a Peter Lanzani en la película "El Clan"
Guillermo Francella junto a Peter Lanzani en la película "El Clan"

Aunque muchos preferiremos siempre que Francella nos haga reír, el actor quiso probarse y probar, a él mismo y quizás al mundo, que no solo era el intérprete ideal para repetir muletillas populares en televisión.

En la recientemente estrenada El robo del siglo aparece un Francella mucho más Francella que en otros trabajos, aunque con matices, y eso se agradece también. Un solo gesto, un solo tono suyo, una sola palabra basta para arrancar carcajadas y el público explota. Su próxima reaparición teatral como Pepe Argento le permitirá divertirse en grande con un personaje popular como pocos en su carrera, y que el espectador disfrutará en grande.

Francella en el rodaje de "El Robo del Siglo"
Francella en el rodaje de "El Robo del Siglo"

Algunos de los protagonistas del mundo de las celebridades nacionales ha elegido quedarse en un mismo lugar por siempre, por un lado debido a aquel axioma que asegura que “los éxitos no se tocan” y otros, quizás, por el temor al fracaso. Arriesgar, correrse de un lugar, explorar otros mundos, cuando se está en un lugar de privilegio, no es una opción para la mayoría. Sin dudas Francella es la demostración más cabal de lo contrario. Arriesgar para crecer, una jugada en la que el destino siempre compensa la jugada con un premio mayor. Por eso es irrompible. Y no es casual.

SEGUÍ LEYENDO

El elenco de “Casados con hijos” recordó las anécdotas más divertidas de la grabación de la serie

La película “El robo del siglo” logró un nuevo récord para el cine nacional

Sorpresa en Racing: Gabriel Arias entrenó con el equipo femenino y Guillermo Francella visitó al plantel

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos