Después de una dolorosa separación, Mica Viciconte (28) vendió su auto y con ese dinero se mudó a Buenos Aires. Casi no tenía conocidos en la gran ciudad, solo Maypi Delgado, que luego participaría de Gran Hermano. La hospedó un mes y después se fue a vivir a una residencia infantil.

 

Guardavidas, profesora de educación física y apasionada por los deportes, su padre le contó a principios de 2014 que estaban buscando jóvenes para participar de un nuevo programa, Combate. Sin muchas esperanzas, fue a probar suerte y quedó seleccionada.

Fue la ganadora de la primera generación del reality y no tardó en convertirse en una de las máximas figuras y la archienemiga de Flor Vigna (23), otro emblema del ciclo de Canal 9.

En el video se puede ver parte del casting de Viciconte, en donde habla sobre ella y ya queda demostrado que es una mujer de armas tomar. "No tengo novio, no sé por qué. No me soportan ni soporto", contó, en aquella oportunidad. Al ser consultada si alguna vez tuvo una relación con un hombre casado, respondió: "¡¿Es necesario?!"

En julio debutó en ShowMatch en la salsa en trío con Tyago Griffo (25). Sin embargo, no tardó en cruzarse con él, su novia (Rocío Robles -25-) y hasta su madre, Gladys La Bomba Tucumana (52). "¡Qué figura nos estábamos perdiendo!", exclamó en aquella oportunidad Moria Casán, en alusión al potencial de la joven.

Ante la baja de Nai Awada (23) del certamen por estrés, Marcelo Tinelli (57) anunció que Viciconte se convertirá en la nueva participante del Bailando. De algo no quedan dudas: no pasará desapercibida.

 
 

LEA MÁS: