Se entregó otro acusado de matar al ex policía de la Federal en Barracas: tiene el cuerpo cubierto de marcas de tiros y puñaladas

Luis Palacios Estigarribia se presentó este miércoles al mediodía en la sede de la división Homicidios de la PFA. Había huido a su país natal, Paraguay, con un pedido internacional de captura de Interpol sobre su cabeza

Luis Enrique Estigarribia Palacios, tras entregarse a la PFA
Luis Enrique Estigarribia Palacios, tras entregarse a la PFA

Luis Enrique Estigarribia Palacios, uno de los prófugos por el crimen de Alfredo Poggetti, el policía federal retirado que fue asesinado de un disparo en la cabeza en febrero durante un intento de entradera en el barrio porteño de Barracas, se entregó a la Policía Federal ayer al mediodía. Así, se convierte en el tercer detenido por el caso.

Estigarribia, de 19 años, nacido en Paraguay, se presentó en la sede de la División Investigación de Homicidios de la Policía Federal Argentina (PFA), en la calle Chacabuco 465 del barrio porteño de Monserrat. Según contaron fuentes del caso, fue acompañado de su abogado. Se cree que se había fugado a su país natal, con una circular roja de Interpol sobre su cabeza.

Al revisar su cuerpo en el chequeo de rigor, los efectivos federales se sorprendieron al encontrar gran cantidad de cicatrices de heridas de arma blanca, incluso impactos de bala.

El 5 de abril último, Kevin Limenza, el segundo detenido del caso, se entregó de la misma forma, presentándose con su defensor y su tía en la sede de Homicidios. Según la investigación de los detectives, Limenza quedó grabado en los videos clave de la causa vestido con una remera negra, ojotas que quedaron abandonadas en el lugar del hecho y con un tatuaje en su antebrazo izquierdo con el nombre de su madre.

Alfredo Poggetti, la víctima
Alfredo Poggetti, la víctima

En una serie de allanamientos realizados el pasado 23 de marzo, Leandro Javier Berón de Astrada (20) fue detenido en la localidad bonaerense de Dock Sud, acusado de ser el tirador en el golpe que le costó la vida a Poggetti.

En su momento, Berón de Astrada se negó a declarar pero los investigadores están convencidos que es el ladrón que la noche del hecho resultó lastimado y huyó dejando un reguero de sangre cuando la víctima disparó su arma en un intento de defensa, ya que al ser apresado se descubrió que tiene amputada la última falange de uno de sus dedos meñiques.

El nombre de Limenza también consta en registros judiciales como testigo en la causa por un violento asesinato cometido el 8 de enero de 2020 en el barrio 21-24 de Barracas, en la zona paralela a la avenida Iriarte conocida como “El Asfalto”, cercana a un centro cultural. Allí, un joven de 20 años, Axel Bustamante, fue acusado de balear desde una moto a Axel Nahuel Robles, en compañía de un menor de 15 años: un arma calibre .22 fue empleada. Bustamante se fugó junto al menor. Robles fue trasladado en un auto de un vecino al hospital Penna, donde falleció horas después.

Con información de Federico Fahsbender

SEGUIR LEYENDO: