Luis Ovsejevich: "Todos los políticos están pensando en ganar la elección siguiente"

Luis Ovsejevich, (Foto: Santiago Saferstein)

Luis Ovsejevich podría ser llamado 'Señor Konex'. Viajero incansable, gestor cultural, empresario y abogado, fue director del Teatro Colón, es presidente de la Fundación Konex y creador del premio más prestigioso que abarca todas las áreas, la economía, los poderes del Estado, la comunicación, espectáculos, deportes. La primera entrega tuvo lugar en 1980 con el premio a Deportes cuando el de platino se lo llevó Juan Manuel Fangio y al recibir la estatuilla dijo: "Es la primera vez que me distinguen en mi país". Cada diez años se repite la  actividad que se divide en 20 disciplina y se premia a las 100 figuras de la última década entre más de mil nombres propuestos. Hace una década Jorge Bergoglio quedó fuera del premio. Esta vez lo recibirá como Papa.

Luis Ovsejevich admite que aunque los miembros del jurado eligen con libertad los quintetos para cada categoría en una última reunión discuten y analizan si cumplen con los parámetros de la Fundación. "Puede ocurrir que alguien sea muy popular y no cumpla desde el punto de vista ético con las directivas que tiene la Fundación Konex", afirma.

Justo este año, la edición 2018, premia a instituciones, comunidad y empresas en medio del escándalo desatado por la causa de los cuadernos por coimas en la obra pública. "Si miramos la lista prácticamente no hay nadie   que esté mencionado", cuenta aliviado. Ante la pregunta de qué pasaría si con el avance de la investigación algún premiado fuera involucrado en el escándalo recuerda un caso en el que un músico estaba preso por una denuncia de su ex mujer. "Los padres vinieron a recibir el premio", dijo y justificó la decisión porque no había condena. Decidimos entregarle el premio porque no había ninguna condena y ese  hombre después fue absuelto", agregó.

Hoy la causa por coimas y sobreprecios avanza con una serie de arrepentidos que recobran su libertad tras confesar delitos e inculpar a otros. El afirma que aún sin cuadernos "muchos sabían que estas cosas pasaban".

-¿El premio refleja el humor o malhumor de la sociedad?

-No. Está mucho más allá del tema político. Estamos premiando trayectorias de diez años.

-Este año se entregan los premios a instituciones, comunidad y empresas justo cuando explota una megacausa por corrupción. ¿Revisó la lista por si algún premiado figura en las investigaciones judiciales?

-Si, por supuesto. El concepto número uno es el tema ético, gente que trate de mejorar la sociedad y que no tengan ningún problema desde ningún punto de vista, ni desde ser maleducados a gente que pueda tener negociados. Ahora estamos con el caso de los cuadernos y prácticamente no hay nadie de esas personas que esté mencionado.

-¿Cree que en Argentina hay premios y castigos justos?

-En relación a los premios Konex creo que hemos cuidado tremendamente el tema. Podemos tener en cuenta qué pasó en su historial. Si me pongo a mirar los famosos ciudadanos ilustres de la Legislatura o personalidades destacadas en muchos casos es una vergüenza. En alguna oportunidad me ofrecieron si quería serlo y dije que no, no me parece un honor estar al lado de algunas personas que ofenden a la cultura o a la Argentina.

Your browser doesn’t support HTML5 video

Hace diez años Jorge Bergoglio no fue premiado aunque estaba entre los cinco más votados, también Jorge Casaretto. Se debatió en la Fundación sobre la posibilidad de distinguir a dos personas de la misma religión y se llegó a la conclusión de que no era conveniente. El elegido para el Konex de Platino fue Casaretto junto al rabino Sergio Bergman. "Hubiéramos tenido un premio Konex llegando a Papa… ", reflexiona Ovsejevich y se ríe. Una década después habrá mención para el Papa Francisco, mención para la que excepcionalmente no habrá otros. "Al lado del Papa no podía ponerse ninguna mención", sostiene.

-¿Debatieron esta vez sobre el premio teniendo en cuenta que su figura genera controversias por lo menos en el ámbito de la política?

-Lo que quiso reconocer el jurado es que es el argentino más famoso en la historia en el mundo. Y se consideró que al lado del Papa no se podía poner a ninguna otra persona, por eso no habrá otras menciones esta vez.

-¿El más famoso no es Maradona?

-No es lo mismo. Maradona lo es en un aspecto exclusivamente deportivo. Como Messi ahora.

-El Konex de Honor este año será para Raúl Alfonsín…

-Es el padre de la Democracia. Dejamos de lado el tema económico, yo particularmente creo que lo manejó mal en ese momento. Pero gracias a él se terminó con un proceso que se vivía previamente.

-¿Se lo reconoce tarde a Alfonsín?

-Sin ninguna duda. Lo mismo que a Frondizi. Se lo discutió tremendamente y cuando se dice 'el estadista del siglo 20' pensamos en Frondizi que pensó una Argentina para 10, 20, 30 años, no pensó en la elección siguiente. La crítica que le hago a todos los políticos es que todos están pensando en ganar la elección siguiente ninguno dice 'no quiero que  me elijan mañana, quiero que la Argentina progrese.'

(Crédito: Santiago Saferstein)

Ovsejevich afirma que no tiene compromiso con nadie. Que la segunda vez que se entregó el premio estaba prevista una cena en el Luna Park y la transmisión en vivo por parte de Canal 13, entonces manejado con rigor por los militares. "Había arreglado que transmitía canal 13 y 48 hs antes me dijeron que no transmitirían el premio porque había gente de izquierda premiada, venía David Stivel por ejemplo. Hice un discurso con todo contra el régimen militar en pleno régimen militar. Era más joven y no tenía miedo", recuerda y se ríe de nuevo.

-¿Dice siempre lo que piensa?

-Digo lo que pienso, no tengo ningún problema. No tengo compromiso con nadie.

-¿Qué le diría a Mauricio Macri?

-Que tiene que olvidarse de que fue presidente de Boca y de que es hincha de Boca. No tiene que hacer diferenciación. Una persona cuando llega a presidente no tiene que ser más de alguien, tiene que estar más allá y ser de toda la gente.

A lo largo de casi cuatro décadas recibieron el Konex de Brillante (el premio mayor) figuras como el ex juez Carlos Fayt, Alfredo Alcón, Jorge Luis Borges, Atahualpa Yupanqui, Diego Maradona, Martha Argerich, Héctor Tizón, Norma Aleandro, Daniel Barenboim, León Ferrari y César Pelli y Mercedes Sosa, entre otros. También fueron premiados Gregorio Pérez Companc, Roberto Rocca, Ítalo Luder, Fernando De la Rúa, Francisco Macri, Cáritas Argentina, Elisa Carrió, Eduardo Menem, Domingo Caballo, Luis Pagani, Hermes Binner, Martín Sabbatella, Jorge Capitanich, Claudio Lozano, etc.

La próxima entrega de diplomas al mérito tendrá lugar el martes 11 de septiembre en la Facultad de Derecho y dos semanas después se entregarán los de Platino y el de Brillante. Este año figuran premiados desde María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta a sindicalistas como Ricardo Pignanelli y Juan Carlos Schmid, Margarita Barrientos, el Padre Pepe, el convenio laboral por Vaca Muerta; las Universidades de Buenos Aires y La Matanza, el Conitec, el Invap y el Banco Nacional de Datos Genéticos.

Últimas noticias

Mas Noticias