Cuál es la planta medicinal “exótica” que recomiendan para problemas de próstata

Esta hierba curativa poco conocida cuenta con una larga lista de propiedades medicinales y también con una serie de contraindicaciones que, de no seguirse, provoca efectos secundarios

Compartir
Compartir articulo
Herbolaria (Infobae)
Herbolaria (Infobae)

Cuando se trata de la salud de los hombres, una de las principales zonas de cuidado debe ser el aparato reproductor masculino, principalmente la próstata, una glándula que llega a causar muchos problemas sobre todo cuando se tiene una edad ligeramente avanzada.

El descuido y la importancia en la salud de esta glándula es tal que el cáncer de próstata es la causa más frecuente de mortalidad por tumores malignos en hombres.

Es por eso que el cuidado de la próstata es vital en los hombres, aún siendo joven, la prevención y combate de malestares es fundamental. Para eso existen complementos naturales que puede ayudarte a eliminar problemas de próstata y, de paso, otros padecimientos.

Originaria del norte de África y el sur de Europa, la pata de gallo es una de las plantas exóticas más comunes en el continente americano, principalmente hacía el norte, su nombre científico es Cynodon dactylon y forma parte de la familia Gramineae o Poaceae.

Puedes leer: Cuál es la planta medicinal que ayuda a eliminar verrugas, callos y mezquinos

Esta planta medicinal se caracteriza por su color grisáceo, su estructura delgada y recta que llega a medir 30 centímetros de altura, unas pequeñas vainas e no más de cinco centímetros, así como sus espigas en la parte alta.

La forma de esta hierba exótica, es decir, un tallo largo y delgado, así como tres espigas extendidas, es muy parecida a las patas de las aves, de ahí su nombre popular de “pata de gallo”.

Más allá de lo medicinal, la pata de gallo es utilizada como pasto para ganadería, también como planta ornamental, en jardines y para controlar la erosión del suelo, aunque se considera una maleza dañina para varios ecosistemas.

Las propiedades curativas de esta planta medicinal surgen de sus componentes, entre sus principios activos destacan las sales potásicas, las fructosanas, la triticina y el inositol.

Las propiedades medicinales de la pata de gallo

La pata de gallo es una de las plantas exóticas más comunes (Wikimedia)
La pata de gallo es una de las plantas exóticas más comunes (Wikimedia)

La planta medicinal pata de gallo contiene propietarios diuréticas, es decir, que ayuda a aumentar la secreción y excreción de orina; colagogas, que estimulan el flujo de bilis hacía el duodeno; hepatoprotector, que actúa sobre el hígado y lo protege de daños; y antiinflamatorio, que reduce la inflamación, enrojecimiento y dolor en el cuerpo.

Otras de las propiedades que se le atribuyen son las antihipertensivas, es decir, que ayudan a relajar los vasos sanguíneos, lo cual reduce su presión arterial; así como hipoglucemiante, que disminuye la concentración de glucosa en la sangre.

Es por estas propiedades que la pata de gallo es utilizada para combatir problemas en la próstata, pero no se limita ahí, sino que también se usa en otros padecimientos.

También lee: Cuál es la flor “medicinal” que combate la caída del cabello y problemas renales

Entre los otros tipo de malestares que ayuda a combatir esta hierba curativa están las afecciones genitourinarias, hiperazotemia, hiperuricemia, gota, hipertensión arterial, retención de líquidos, disquinesias biliares y hepatitis.

Para obtener los beneficios de la pata de gallo se puede usar toda la planta haciendo una infusión colocando 10 gramos en un litro de agua en cocimiento suave y tomar durante un mes. Para un mejor sabor y beneficio a la salud se recomienda añadir otras plantas como menta, anís o regaliz.

Contraindicaciones y efectos secundarios

Las propiedades curativas de la pata de gallo (Semarnat)
Las propiedades curativas de la pata de gallo (Semarnat)

A pesar de tener un amplio uso humano, es importante saber que el consumo de plantas medicinales puede llevar consigo una serie de contraindicaciones para evitar de desagradables efectos secundarios.

No se recomienda usar la pata de gallo en mujeres embarazadas, ya que la planta popularmente se considera abortiva. También está contraindicado con el uso de dietéticos en presencia de hipertensión o cardiopatías, solo debe hacerse por prescripción y bajo control médico.

Puedes leer: Cuál es la planta “sagrada” que ayuda a combatir el estreñimiento

Es importante mencionar que, independiente el tipo de planta medicinal que se utilice y si tenga efectos secundarios o no, lo ideal es acudir al medico y consultar si resulta conveniente utilizarla.

Con información de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, así como la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad