Cuál es el refugio frente a la incertidumbre cambiaria que recomiendan especialistas del campo

Un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario señaló que una de las inversiones productivas típicas del sector es una vía de defenderse ante saltos del dólar

Los inversores una vez más con el foco puesto en la ganadería.
Los inversores una vez más con el foco puesto en la ganadería.

La hacienda bovina vuelve a cobrar interés por parte de los inversores y a ofrecerse como un genuino “resguardo de valor”, no solamente para el sector agropecuario, atento al fuerte desplome que exhibe el poder de compra del peso a cuenta del valor que exhiben los insumos dolarizados, hecho que se suma también a la incertidumbre política y económica que genera el Gobierno de Alberto Fernández.

Así lo indicó el último informe elaborado por el Mercado Ganadero (ROSGAN) de la Bolsa de Comercio de Rosario, tras una evaluación realizada por una de sus analistas de mercado, María Julia Aiassa. En dicho documento la especialista señaló que “ante la incertidumbre cambiaria local, la hacienda nuevamente se pone en la mira de los inversores locales como resguardo de valor”. Además, comentó que “el exceso de cepos y controles para la compra de dólares oficiales, hace que la depreciación real de la moneda se venga conteniendo, no así el valor libre que reflejan las diferentes cotizaciones de dólares alternativos, no regulados por el Banco Central”.

Por ello, desde el mercado ganadero de la bolsa rosarina se reconoció que “bajo este marco, con fundamentos propios muy sólidos, es la ganadería la que se posiciona con mayor aplomo para transitar fases de elevada inestabilidad macroeconómica”. En un contexto de creciente incertidumbre cambiaria y ante la falta de alternativas accesibles de protección, el productor ganadero ha estado recurriendo en los últimos años a la hacienda como ‘resguardo de valor’ frente a la constante devaluación de la moneda y el riesgo siempre latente de correcciones abruptas en el tipo de cambio”.

Es elevada la incertidumbre que genera el Gobierno de Alberto Fernández. ( REUTERS/Agustin Marcarian)
Es elevada la incertidumbre que genera el Gobierno de Alberto Fernández. ( REUTERS/Agustin Marcarian)

Frente a lo que se considera un “escenario político” que reporta un “diagnóstico sumamente complejo y la incertidumbre generada en torno al rumbo económico”, los especialistas del Rosgan estimaron que “se vuelve a poner en valor a la hacienda como activo de resguardo, generando así un factor de sostén adicional de precios, de cara a los próximos meses”. También se observa que en los últimos tres ciclos, en segmentos como cría, invernada y gordo, tanto el ternero como la vaquillona preñada han tenido una tónica alcista que terminó superando la apreciación que presenta el valor del dólar en el mercado de cambio local.

Tipo de cambio

En los últimos doce meses medidos a junio de este año, el dólar oficial se apreció en un 31% interanual. En el mismo período, la vaquillona preñada exhibió una suba del 79% mientras que, tanto el ternero como el gordo, registraron subas del 60% y 62% interanual, respectivamente, superando incluso el incremento general de precios mayoristas (IPIM) que, a junio de este año, estaría acumulando una variación del 58% interanual.

Los técnicos del Rosgan explicaron que más allá de la volatilidad que reportaron los valores de la hacienda en los últimos meses “la rueda productiva continúa girando favorablemente para la ganadería, especialmente si nos centramos en la solidez que proyecta la demanda internacional y los muy buenos valores que esta convalidando. Bajo este marco, con fundamentos propios muy sólidos, es donde la ganadería se posiciona con mayor aplomo para transitar fases de elevada inestabilidad macroeconómica”.

SEGUIR LEYENDO: