El fundador de Ualá invierte USD 30 millones en emprendedores: así funciona 17Sigma, el fondo que busca el próximo “cisne negro” latino

En paralelo a la fintech que comanda, Pierpaolo Barbieri lanzó un venture capital regional que ya seleccionó 10 startups y busca más

Guardar

Nuevo

Pierpaolo Barbieri y Bianca Sassoon
Pierpaolo Barbieri y Bianca Sassoon

El fundador y CEO de Ualá, Pierpaolo Barbieri, está al frente de 17Sigma, un nuevo fondo de inversión que inicialmente destinará USD 30 millones a emprendedores y proyectos en etapa temprana de desarrollo en América Latina.

“Queremos devolverle a la comunidad parte de las oportunidad que nos dieron y veníamos pensando en esta idea desde hace mucho tiempo. Hoy el 100% de mi tiempo es Ualá, por eso yo no voy a estar en el día a día, pero tenemos a alguien que lo hará y muy bien: somos el primer fondo de la región dirigido por una mujer”, destacó Barbieri en diálogo con Infobae. La referencia es a Bianca Sassoon, ex Kaszek –el fondo de Hernán Kazah y Nicolás Szekasy, uno de los de más peso en la región–, quien comandará el nuevo instrumento de inversión del que participan otros fondos e inversores reconocidos a nivel global.

“El fondo que lanzamos busca esos “cisnes negros” que trasformen sectores y creen ecosistemas para que todo siga creciendo” (Barbieri)

“Tenemos un continente con un PBI más grande que India y con más de la mitad de la población de China, y tenemos menos del 10% de las inversiones de esos países. El continente está subinvertido y hay muchas oportunidades. Tenemos talento, recursos y mercado interno, pero falta la inversión para potenciar los proyectos. Queremos atraer dinero del mundo a la región; queremos crecer acá”, dijo el CEO.

El nombre del fondo tiene un trasfondo matemático y estadístico, algo nerd quizás. Hace referencia a los “eventos sigma” que señalan desviaciones estándar muy poco probables. “Esas empresas fuera del promedio, de alto impacto y transformacionales, son el foco de proyectos que buscamos incubar”, destacó Barbieri.

También es inversor Niall Fergurson, el escritor y profesor de Harvard que fue mentor de Barbieri en su paso por esa universidad americana (Bloomberg)
También es inversor Niall Fergurson, el escritor y profesor de Harvard que fue mentor de Barbieri en su paso por esa universidad americana (Bloomberg)

El lanzamiento se realizó con más de 10 inversiones a las que ya se destinó un 10% de su fondo inicial. “Invertimos desde octubre del año pasado y somos agnósticos en cuanto a los sectores. Buscamos emprendedores excepcionales con mucha ambición, latinos que busquen desarrollar mercados y solucionar problemas. Queremos llegar a unas 30 o 40 empresas en total en los próximos años. Nos vamos a dedicar en detalle a cada una”, agregó Sassoon.

Una de ellas es Flevo es una startup argentina que da préstamos a personas que quieren estudiar en escuelas digitales, sobre todo de programación. “En ellos invertimos en un powerpoint, por ejemplo”, describió Sassoon. También están Tarken, un marketplace de agro; OnTop, una colombiana de dos ex Rappi que ayudan a contratar talento a empresas extranjeras en la región; y Foodology, otro proyecto colombiano que desarrolla dark kitchens para delivery del sector gastronómico. Otras son Bhub (Brasil), Buk (Chile), Jeeves (México), Pixel (Metaverso), Trela (Brasil) y Truora (Colombia). “Agricultura, comida, pagos, metaverso… vamos a donde esté la oportunidad en un estadío donde se necesita foco y, sobre todo, donde podemos ayudar a crear el equipo, escalar operaciones, entender los mercados o sacar el primer producto. En esos momentos vale más que nada el apoyo de los inversores, yo lo viví con Ualá “, detalló Barbieri.

“Buscamos emprendedores excepcionales con mucha ambición, latinos que busquen desarrollar mercados y solucionar problemas. Queremos llegar a unas 30 o 40 empresas en total en los próximos años” (Sassoon)

Como se destacó, el objetivo del nuevo fondo es apoyar a emprendedores latinoamericanos “disruptivos e innovadores” en sus primeros estadios que buscan “levantar rondas pre-semilla (pre-seed) y semilla (seed) y, ocasionalmente, financiación de Serie A. Su principal objetivo es fomentar la innovación y la disrupción digital para impulsar el ecosistema digital latinoamericano, proporcionando un crecimiento más inclusivo y sostenible en la región”, se destacó.

17Sigma tiene como inversores a fondos más grandes, como General Catalyst y Monashees Partners. Cuenta además con inversores individuales de peso, como Marcelo Claure (Brightstar); Kevin Ryan (AlleyCorp), Sebastián Mejía (cofundador de Rappi), Alan Howard (Brevan Howard Asset Management), Isaac Lee (Exile Content Studio), Diego Dayenoff y el equipo directivo de Ualá, entre otros. También es inversor Niall Fergurson, el escritor y profesor de Harvard que fue mentor de Barbieri en su paso por esa universidad americana.

“El continente está subinvertido y hay muchas oportunidades. Tenemos talento, recursos y mercado interno, pero falta la inversión para potenciar los proyectos. Queremos atraer dinero del mundo a la región; queremos crecer acá” (Barbieri)

El contexto es muy complicado en Argentina. ¿Qué le recomienda a alguien joven que quiere emprender?

Barbieri: La macro siempre da excusas, pero si se mira estructuralmente la oportunidad, no existe región en el mundo con más potencial que América Latina. Más aún en tiempos en los que suben los commodities globales que producimos y también de nuevas industrias incipientes, como el litio, la agricultura de alta densidad y las energías renovables. La digitalización es inexorable y éste es el momento. Por los próximos 40 años, y a diferencia de EEUU, China, Europa y Japón, tendremos un perfil demográfico joven. Como decía García Márquez, “América Latina responde a las tragedias de la vida, con vida”. Tendremos consumidores y más mercados de clase media que van a seguir creciendo por 30-40 años. No hay mejor lugar para invertir que la región porque hay oportunidades que en otros lados no están. El fondo que lanzamos busca esos “cisnes negros” que trasformen sectores y creen ecosistemas para que todo siga creciendo.

SEGUIR LEYENDO: