Juan Manuel Santos cuestionó los diálogos de paz con el ELN: “No es negociar con un grupo sin garrote”

Las conversaciones con el grupo armado pasan por un momento de tensión que genera incertidumbre sobre el futuro del proceso

Guardar

Nuevo

Juan Manuel Santos aseguró que se requiere de rigurosidad y de planeación para adelantar un proceso de paz - crédito Albeiro Lopera/Reuters y Ricardo Maldonado Rozo/EFE
Juan Manuel Santos aseguró que se requiere de rigurosidad y de planeación para adelantar un proceso de paz - crédito Albeiro Lopera/Reuters y Ricardo Maldonado Rozo/EFE

El expresidente Juan Manuel Santos, en cuya administración se logró la firma del Acuerdo de Paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), cuestionó los diálogos que se están adelantando entre el Gobierno del primer mandatario Gustavo Petro y el Ejército de Liberación Nacional (ELN), que pasan por un momento de tensión y pausa.

Según informó La FM, el expresidente aseguró que el proceso de conversaciones ha evidenciado errores por parte del Gobierno nacional: “No es negociar con un grupo sin garrote, uno negocia con una zanahoria en una mano y con garrote en la otra, uno no negocia solamente con una zanahoria, porque el otro se va a aprovechar de eso, que es lo que ha sucedido y va a aumentar su poder a expensas del control del Estado”, explicó Santos, citado por el medio radial.

Ahora puede seguirnos en nuestro WhatsApp Channel y en Facebook.

De acuerdo con el exmandatario, los diálogos tienen vacíos en materia de método y rigor, pues, basado en su experiencia adelantando un proceso de paz con un grupo armado, indicó que se requiere de una planeación en la que se identifiquen cuáles son las “líneas rojas” que no se pueden pasar.

Actualmente, las conversaciones de paz entre el ELN y el Gobierno Petro generan incertidumbre, debido a las presuntas irregularidades que se han presentado en el proceso. Pues, según informó la delegación del ELN, hay información que indicaría que el Gobierno está buscando hacer una operación de desmovilización en Nariño.

“Durante el mes de marzo las decisiones del gobierno prosiguieron con el doble manejo del proceso de paz con el ELN, en el que asiste a esta Mesa de diálogos, mientras por debajo de ella promueve la desmovilización en Nariño conducta contraria al juego limpio y la buena fe que deben caracterizar las conversaciones de paz, con lo que ha llevado esta Mesa a un estado de congelamiento”, se lee en un comunicado de la delegación.

El ELN aseguró que se suspendió el séptimo ciclo de la mesa de conversaciones por culpa del Gobierno nacional - crédito @DelegacionEln/X
El ELN aseguró que se suspendió el séptimo ciclo de la mesa de conversaciones por culpa del Gobierno nacional - crédito @DelegacionEln/X

Teniendo en cuenta este panorama, el ciclo de conversaciones de abril quedó suspendido. En respuesta, la delegación del Gobierno pidió no “perder tiempo” y tomar decisiones sobre lo que sigue en el proceso. “Se debe atender la grave situación que afrontan las poblaciones en departamentos como Arauca, Chocó y Nariño, siendo necesario abordar asuntos fundamentales como los derechos de las víctimas”, indicaron en un comunicado, enviado desde Caracas (Venezuela), donde las delegaciones se reunieron de manera extraordinaria.

Delegación del Gobierno pidió no perder tiempo y seguir con las conversaciones de paz con el ELN - crédito Captura de Pantalla Delegación Gobierno
Delegación del Gobierno pidió no perder tiempo y seguir con las conversaciones de paz con el ELN - crédito Captura de Pantalla Delegación Gobierno

La delegación del ELN también pidió al Gobierno suspender los diálogos que se adelantan con el frente Comuneros del Sur en Nariño, al considerar que estas acciones representan una “traición” al proceso. “Para salir de esta crisis del proceso de paz, el gobierno debe renunciar a la perfidia y retornar a cumplir los Acuerdos de la Mesa con el ELN”, detalló en un comunicado, citado por El Espectador.

Frente a esto, el gobernador de Nariño, Luis Alfonso Escobar, se pronunció, indicando que la decisión de congelar las conversaciones corresponde al Gobierno, aunque considera que estos encuentros que se están gestando son importantes. “Los diálogos regionales para la paz de Nariño significan la transformación del territorio, y eso es precisamente lo que estamos llevando a cabo”, precisó el mandatario local.

Añadió: “Lo que se discuta en la mesa nacional de diálogos de paz es responsabilidad del gobierno y la insurgencia del ELN. Les pido que resuelvan y acuerden las cosas, porque en Nariño la transformación no se detiene”.

La jefa de la delegación del Gobierno de Colombia en la Mesa de Diálogos por la Paz con el ELN, Vera Grabe, aseguró que hay compromiso para seguir con las conversaciones de paz - crédito Isaac Esquivel/EFE
La jefa de la delegación del Gobierno de Colombia en la Mesa de Diálogos por la Paz con el ELN, Vera Grabe, aseguró que hay compromiso para seguir con las conversaciones de paz - crédito Isaac Esquivel/EFE

Por su parte, Vera Grabe, jefa de la delegación de Gobierno, aseguró que hay compromiso de su parte para continuar con las conversaciones de paz con el ELN en general, insistiendo en que se ha cumplido con los acuerdos pactados.