Xi Jinping (Reuters)
Xi Jinping (Reuters)

China anunció este martes la imposición de aranceles a bienes estadounidenses por un valor anual de USD 60 mil millones, como represalia por las tarifas informadas el lunes por el Gobierno estadounidenses sobre productos chinos por 200.000 millones de dólares.

"Si los Estados Unidos insisten en elevar aún más las tarifas, China responderá de manera acorde", advirtió el Ministerio de Finanzas en un comunicado.

El mes pasado, Beijing reveló una lista propuesta de aranceles sobre bienes estadounidenses por un valor de 60.000 millones de dólares que van desde el gas natural licuado hasta ciertos tipos de aviones, en caso de que Washington activara las tarifas en su lista de bienes chinos por un valor de 200.000 millones de dólares, hecho que finalmente ocurrió.

"A pesar de la decidida oposición de China y a la presentación de quejas formales, los EEUU han insistido en adoptar una postura errónea, violando las normas de la Organización Mundial del Comercio", señaló un comunicado de las autoridades chinas, que ya habían amenazado con esta medida si Washington dictaba nuevas tarifas.

Donald Trump y Xi Jinping (AP)
Donald Trump y Xi Jinping (AP)

La imposición mutua de aranceles recrudece la guerra comercial entre las dos principales economías mundiales, iniciada a raíz de que el presidente estadounidense, Donald Trump, acusara a China de mantener un excesivo superávit comercial con los EEUU y la presionara para reducirla de forma acelerada.

Esta respuesta desencadenaría nuevas medidas de Trump, según avanzó el propio presidente este lunes. El mandatario dijo estar dispuesto a imponer una nueva oleada de tarifas a productos por valor de 267.000 millones de dólares. Si se llega a esta fase, serán todas las importaciones desde China que estarán sujetas a medidas proteccionistas de los Estados Unidos.

A pesar de las continuas amenazas por parte de ambas potencias, hasta la fecha únicamente se habían impuesto aranceles mutuos por valor de 50.000 millones de dólares que se aplicaron en dos fases (una inicial a bienes de 34.000 millones y una segunda a productos por valor de 16.000).

En ambos casos, Beijing esperó a que entraran en vigor las tarifas estadounidenses para aplicar de forma inmediata las suyas.

(Con información de AFP y EFE)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: