“Que no desaparezca el Fonden será un gran apoyo”: la respuesta del alcalde de Mérida ante la ayuda de Mario Delgado

El Fondo Nacional de Desastres Naturales es uno de los 109 fideicomisos que podrían extinguirse, lo cual ha generado preocupación entre la población

(Foto: Alonso Cupul/EFE)
(Foto: Alonso Cupul/EFE)

Yucatán es uno de los estados del sureste mexicano en donde el huracán Delta ha provocado más alerta entre su población. Es por ello que Renán Barrera, presidente municipal de la capital del estado, Mérida, se posicionó en contra de la eliminación del Fondo Nacional de Desastres Naturales (Fonden).

Esta postura la mostró después de un comentario del presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), Mario Delgado, quien en su cuenta de Twitter mencionó que enviaba su solidaridad a la población de los estados de Quintana Roo y Yucatán. “Estaremos al pendiente para tomar las acciones necesarias desde la Cámara de Diputados en apoyo a la atención que está proporcionando el gobierno”.

Ante este mensaje, Barrera mostró una postura breve, pero concisa respecto a la extinción de los fideicomisos, tema que ha estado en la agenda política durante los últimos días: “Con que no desaparezca el Fonden, será un gran apoyo. Ojalá recapaciten”.

La posible desaparición del Fonden es uno de los casos que más alarma ha suscitado, pues se trata de un instrumento financiero con el que cuenta el gobierno federal para auxiliar a la población que se ha visto afectada por un fenómeno natural, los cuales no se pueden presupuestar, a través del Sistema Nacional de Protección Civil.

Así fue la respuesta del alcalde de Mérida ante la desaparición del Fonden. (Foto: Captura de pantalla)
Así fue la respuesta del alcalde de Mérida ante la desaparición del Fonden. (Foto: Captura de pantalla)

Este dinero es de suma importancia para tener recursos inmediatos para la reparación de la infraestructura y de los bienes de personas que hayan resultado afectadas. Los recursos los maneja el gobierno federal por medio de la Secretaría de Hacienda y de Gobernación.

El Fonden fue originalmente creado como un programa dentro del Ramo 23 del Presupuesto de Egresos de la Federación de 1996 y se hizo operacional en 1999, cuando se emitieron sus primeras Reglas de Operación. Se divide en prevención, respuesta y reconstrucción.

Su objetivo es “atender los efectos de Desastres Naturales, imprevisibles, cuya magnitud supere la capacidad financiera de respuesta de la dependencias y entidades paraestatales, así como de las entidades federativas”.

Para acceder a estos recursos, cada estado tiene la responsabilidad de emitir una declaratoria de desastre en menos de 72 horas después del suceso y el gobierno federal es el encargado de entregar los recursos en especie o en efectivo.

Cabe mencionar que los recursos entregados por las autoridades federales también dependerán de la gravedad en la que se encuentre la población y la infraestructura afectada, la cual se determina a través de un censo de daños de un comité de evaluación técnica.

(Foto: Elizabeth Ruiz/AFP)
(Foto: Elizabeth Ruiz/AFP)

Si bien México es un país altamente vulnerable a los efectos de la naturaleza como sismos o huracanes, el Fondo de Desastres Naturales ha recibido menos dinero en las últimas fechas. Durante este año se le otorgaron 3,353 millones de pesos, lo que significa 11.2% menos frente a lo aprobado en 2019.

Tanto el gobierno de Yucatán como los ayuntamientos del estado se han quejado por la falta de apoyo del Fonden ante las inundaciones provocadas por otros fenómenos meteorológicos, como Amanda, Cristobal, Gamma o más recientemente Delta.

Este martes, la Cámara de Diputados aprobó en lo general la extinción de 109 fideicomisos. Aunque todavía falta que el tema se discuta en Cámara de Senadores, Mario Delgado indicó que en caso de que desaparezca el Fonden, a los estados en emergencia se les “atendería a través de la responsabilidad de las distintas secretarías”.

De acuerdo con información de las autoridades de Yucatán, el huracán Delta se degradó a categoría 3 la madrugada de este 7 de octubre, aunque se espera que entre al estado a las 9:00 horas. Además, afectaría a Mérida de 11:00 a 19:00 horas y sus efectos se dejarían de sentir a las 22:00 horas en Progreso.

MÁS SOBRE ESTE TEMA