Escándalo por unos tacos: la agresión racista contra empleados hispanos en un restaurante mexicano de California

"¡Esto es Estados Unidos, no español!", gritó el hombre molesto

La tensión racial que se respira en varias ciudades de los Estados Unidos provocó un nuevo incidente en un restaurante de comida mexicana.

Este lunes un cliente causó un escándalo en el restaurante Palapas Tacos ubicado en Lincoln Avenue de Anaheim, California, por un letrero bilingüe sobre una promoción de tacos que lo confundió.

"Fish Tacos for $1.99 All Day" (Tacos de pescado por USD $1.99 Todo el día), rezaba la promoción en inglés. Lo que no entendió el hombre no identificado fue la parte en español que decía: "Especial de Viernes".

Molesto por no poder adquirir la promoción en lunes, a pesar de las explicaciones de la cajera, el sujeto comenzó a insultar y a amenazar al personal y a un par de comensales que se encontraban en el lugar.

"Está escrito en mexicano", expresó furioso como se observa en un video captado por las cámaras de seguridad.

"No estamos en México, estamos en Estados Unidos, esto es Estados Unidos. No escriban en español", agregó.

El sujeto amenazó con llamar a migración. (Foto: Especial)
El sujeto amenazó con llamar a migración. (Foto: Especial)

A pesar de los reclamos del agresor, en el local hay múltiples carteles con las promociones en inglés y en español.

"Soy estadounidense, aquí no es la frontera", gritó el hombre que confrontó a dos personas que se encontraban en la línea de la caja.

 Juan Del Río, dueño del local, trató de calmar al cliente, lo siguió fuera del local, pero todo fue infructuoso.

"Mi cajera realmente estaba alterada cuando se fue", declaró del Río a KCAL.

"Ella tenía miedo. El sujeto se encontraba de mal humor, estaba actuando agresivo. No estaba teniendo un buen día", agregó.

(VIDEO: Telemundo)

El propietario reveló que el cliente frustrado se dirigió a él con palabras racistas y lo amenazó con llamar a las autoridades migratorias.

"Eres ilegal, voy a llamar a migración", le habría advertido el sujeto.

"Me siento triste por personas que realmente piensan que son dueñas de este país… ¿todo por un taco?", se preguntó.

No se trata del primer evento de tono racista en un restaurante de los Estados Unidos, de hecho, los recibos se han convertido en la mensajería de personas que agreden a hispanos.

"Morenos hijos de puta", escribió el comensal. "Trump los va a joder a todos", escribió un cliente en un recibo del restaurante Charrito's Bar & Grill en Alabama.

Los camareros y cajeros son los más expuestos a las reacciones de una parte de la población que utiliza una retórica racista para manifestar su enojo.

 
TE PUEDE INTERESAR