A Bayer Leverkusen no le sobró nada, pero venció a B. Mönchengladbach en su casa por 1 a 0

B. Leverkusen festejó en el estadio Borussia Park en una nueva jornada por la fecha 24. La visita hizo el único gol del partido a los 31 minutos del segundo tiempo, por medio de Patrik Schick. Después de una jugada individual sobre la derecha, el delantero remató al arco y venció al arquero rival para marcar su gol.

La figura del encuentro fue Patrik Schick. El delantero de Bayer Leverkusen convirtió 1 gol y pateó 2 veces al arco ante B. Mönchengladbach.

Otro de los futbolistas clave en el estadio Borussia Park fue Lennart Grill. El arquero de Bayer Leverkusen tuvo un gran rendimiento frente a B. Mönchengladbach debido a que atajó 4 disparos.

Fue un partido muy disputado y con faltas de ambos lados. Hubo 2 amonestados: Nadiem Amiri y Patrik Schick.

El entrenador de Borussia M., Marco Rose, dispuso en campo una formación 4-5-1 con Yann Sommer en el arco; Stefan Lainer, Matthias Ginter, Nico Elvedi y Ramy Bensebaini en la línea defensiva; Denis Zakaria, Florian Neuhaus, Valentino Lazaro, Hannes Wolf y Marcus Thuram en el medio; y Alassane Pléa en el ataque.

Por su parte, los conducidos por Peter Bosz se plantaron con una estrategia 4-3-3 con Lennart Grill bajo los tres palos; Jeremie Frimpong, Jonathan Tah, Edmond Tapsoba, Wendell en defensa; Kerem Demirbay, Charles Aránguiz y Nadiem Amiri en la mitad de cancha; y Moussa Diaby, Patrik Schick y Demarai Gray en la delantera.

El árbitro designado para el encuentro fue Daniel Siebert.

Borussia M. visitará a Augsburg en la próxima jornada, mientras que B. Leverkusen recibirá a Arminia Bielefeld en el estadio BayArena.

El local está en el décimo puesto con 33 puntos y 8 triunfos, mientras que el visitante llegó a las 40 unidades y se coloca en el quinto lugar en el torneo.