BID da crédito de 80 millones de dólares a MIPYMES de Uruguay ante COVID-19

Ciudadanos caminan frente a una casa de cambio, en Montevideo (Uruguay). EFE/Raúl Martínez/Archivo
Ciudadanos caminan frente a una casa de cambio, en Montevideo (Uruguay). EFE/Raúl Martínez/Archivo

Montevideo, 24 jun (EFE).- Apoyar la sostenibilidad ante la crisis del COVID-19 de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (MIPYME) como sostén del empleo en Uruguay es el objetivo principal de la aprobación de un crédito de 80 millones de dólares que anunció este miércoles el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
Según destacó este organismo en un comunicado, el crédito forma parte del apoyo al país por más de 1.700 millones de dólares para hacer frente a la emergencia sanitaria del coronarivus y sus impactos en temas de salud, sociales, económicos y fiscales.
La operación fue aprobada mediante el nuevo procedimiento simplificado que adoptó el BID para "acelerar su apoyo" a los países de la región para enfrentar la emergencia sanitaria.
"Las MIPYME son parte fundamental del tejido productivo y del empleo de Uruguay, representando más del 99 % del total de las empresas del sector privado y más del 67 % del empleo, y su actividad está mayormente concentrada en sectores como servicios y comercio, fuertemente afectados por la crisis", añade el documento.
El Programa Global de Crédito para la Defensa del Tejido Productivo y el Empleo de esta entidad financiera apoyará la "sostenibilidad financiera" de corto plazo de las MIPYME uruguayas y "promoverá su recuperación" económica, mediante el acceso a financiamiento productivo.
En ese sentido, el BID resaltó que el programa contribuirá con los esfuerzos de capitalización del Sistema Nacional de Garantías (SIGA), para "garantizar créditos otorgados" por las Instituciones Financieras Intermedias (IFI) a las MIPYME afectadas por la crisis.
Con estos mecanismos se busca contribuir a que las empresas superen problemas temporales de liquidez, puedan cumplir con sus obligaciones comerciales y financieras y asegurar la continuidad de sus operaciones con financiamiento que permita normalizar su ciclo comercial.
"Se promoverá la recuperación económica de las MIPYME mediante el acceso continuado al financiamiento a efectos de que puedan restablecer su capacidad productiva, cubrir necesidades de reconversiones productivas, o atender un incremento puntual en la demanda que se manifieste como consecuencia de la crisis", continúa el comunicado.
El BID estima que con los recursos del programa se beneficiará a unas 15.000 MIPYME formalmente constituidas y afectadas por la crisis, para que puedan acceder a créditos, "produciendo un impacto positivo" en su sostenibilidad, nivel de empleo y sus ventas.

Te Recomendamos