Nuevo gobierno de Haití dará prioridad a crisis humanitaria y de seguridad

El presidente de Haití, Jovenel Moïse, y su nuevo primer ministro llamaron al gobierno instalado el miércoles en Puerto Príncipe a que trabaje urgentemente para contrarrestar la crisis humanitaria y de seguridad que vive el país.

"¡La situación es grave y no tenemos mucho tiempo! ¡La gente tiene hambre y necesita seguridad! ¡Trabajen rápido!", ordenó Jovenel Moïse durante la ceremonia de instalación del nuevo gabinete ministerial, organizada en el palacio presidencial.

"Esta es una hora grave: todo es urgente, todo es una prioridad", dijo Joseph Jouthe, designado primer ministro el lunes.

Haití está sumido en una intensa crisis política desde la renuncia, en marzo de 2019, del primer ministro Jean-Henry Céant. Joseph Jouthe es el tercer jefe de gobierno que Jovenel Moïse ha designado desde entonces.

La legislatura nunca ha ratificado ninguna de estas opciones, evitando que un gobierno asuma el cargo.

Dado que las elecciones legislativas no se organizaron en el otoño de 2019, el parlamento no ha funcionado desde enero, por lo que la ratificación de Jouthe y su gabinete no puede llevarse a cabo de acuerdo con las normas constitucionales.

Un tercio de los casi 8,5 millones de haitianos necesitan ayuda de emergencia. De ellos, un millón de haitianos se encuentran en situación de grave inseguridad alimentaria.

En este contexto de crisis sociopolítica, se ha registrado en las últimas semanas un aumento de los secuestros por rescate, que se suman a la violencia habitual de las pandillas armadas en los barrios pobres.

Moise destacó el miércoles la necesidad de "dialogar con las bandas armadas, los bandidos, para que puedan dejar las armas. Si no, su lugar será la prisión o el cementerio".

Este empeoramiento de la situación de seguridad se produce en un momento en que la Policía Nacional Haitiana (PNH), la única fuerza policial desplegada en todo el territorio, se ve afectada por conflictos internos.

Agentes de la PNH organizaron varias manifestaciones en la capital, Puerto Príncipe, para exigir mejores condiciones de trabajo y el derecho a formar un sindicato.

str-amb/cjc/dg/yow

MAS NOTICIAS