AP 163
AP 163

Mientras espera que la FIFA dé una respuesta a la apelación de su sanción, Joseph Blatter dialogó con The Times y sorprendió al vincular a Nicolas Sarkozy con el escándalo en la FIFA.

Según contó el suizo, el por aquel entonces presidente francés obligó a Michel Platini a votar en favor de Qatar como sede de la Copa del Mundo de 2022, en lugar de Estados Unidos, como habían pactado.

"Sarkozy había ordenado a Platini a votar por Qatar", confirmó el dirigente de 79 años, quien se encuentra suspendido de toda actividad relacionada con el fútbol por 8 años.

Además, reveló que varios dirigentes habían hecho un "acuerdo diplomático" para votar en favor de Rusia para el Mundial de 2018 y de Estados Unidos para 2022. Sin embargo, antes del inicio de los comicios, el presidente de la UEFA se le acercó y le contó que ignoraría el pacto: "Entonces supe que esto era un problema".

"Si hubiéramos elegido a Estados Unidos, no tendríamos todos estos problemas"

Estas declaraciones, que fueron publicadas este lunes por el medio británico, se contradicen con las expresadas por el propio Platini el 5 de junio de 2014 al diario L'Equipe, cuando desmintió que el mandatario francés haya estado involucrado en su decisión: "Ni Sarkozy ni nadie influyeron al votar por Qatar".

A pesar de esta revelación, el suizo aseguró que no se trata de nada ilegal, pero dejó entrever que esta elección desembocó en el escándalo FIFA: "Los Mundiales son asignados por las intervenciones políticas y la intervención política francesa hizo cambiar nuestra táctica. Si hubiéramos elegido a Estados Unidos, no tendríamos todos estos problemas".

LEA MÁS:

Mientras tanto, Blatter y Platini esperan una resolución por parte del Comité de Apelaciones de la FIFA, luego de que la última semana ambos se presentaran a declarar para intentar que se revea la sanción de 8 años que pesa sobre ellos.

Los dirigentes fueron considerados culpables de "conflicto de intereses" y de "gestión desleal", por un pago de 2 millones de dólares que el presidente de la FIFA le hizo al francés en 2011 por trabajos de asesoría realizados en 1998.