La Lazio se arripintió y ahora Estudiantes busca un nuevo comprador para "Mambrú" Angeleri

El futuro del marcador lateral de Estudiantes continúa siendo una incógnita, porque cuando parecía que estaba cerrada su transferencia a la Lazio, de Italia, surgieron inconvenientes económicos que trabarían la venta

 Charly Díaz Azcué 162
Charly Díaz Azcué 162

La dirigencia "albirroja" tenía una oferta formal de la entidad romana de tres millones de euros y hasta el presidente de Estudiantes, Rubén Filipas, y el directivo Daniel Pantaleo viajaron la semana pasada para cerrar la operación, pero se encontraron luego con otra realidad que no pudieron superar pese a
que participaron de tres reuniones con sus pares de la Lazio.

El representante del jugador, Fernando Hidalgo, que también participó de esos encuentros, admitió que "revisando los papeles se dieron cuenta que la oferta era bruta, no neta, y por eso estuvieron negociando dos días".

Hidalgo puntualizó que existen otros clubes interesados en el defensor, sumando a esa lista al italiano Udinese.

Afirmó que el interés de la dirigencia de Estudiantes de cerrar a cualquier precio la transferencia de Angeleri está centrado en que "temen perder los derechos sobre el jugador, y Marcos no quiere firmar (el nuevo contrato) por temor a que no lo vendan".

El jugador, de 25 años, quedará en libertad de acción el 30 de junio y por ello la dirigencia busca consensuar una salida con una venta, de la que también está de acuerdo el flamante integrante de la selección argentina, que busca una partida no traumática de Estudiantes.

Pero el representante alertó a la directiva "pincharrata": "No nos van a imponer el club con el que tenemos que negociar".

Ayer, Filipas afirmó: "Con Marcos mantenemos una buena relación, y él ha manifestado que Estudiantes está por encima de todos, y también mantenemos una relación normal con la gente que lo representa y esperamos llegar a un final feliz en esta cuestión".

La respuesta de Hidalgo a esta afirmación del titular "albirrojo" fue que "la resolución final va a ser feliz para todos, lo que pasa es la interpretación malintencionada de ciertos dirigentes de Estudiantes, que lo único que hacen es poner palos en la rueda y tratan de ver malas intenciones en nosotros".

"Acá la realidad es que el jugador está en terminación de contrato, no por culpa de nosotros, sino por culpa de ex dirigentes que no quisieron darle al jugador lo que pretendía", agregó.

El presidente "pincharrata" buscó poner paños fríos a la situación y aclaró que "ojalá Angeleri vaya al club que él quiera ir y con un contrato muy beneficioso para su futuro".

Filipas dijo que no desea hacer ningún juicio de valor acerca de nadie, ya que lo más importante pasa por superar esta situación que se ha planteado. "Se ha llegado a un punto en donde es necesario buscar cerrar este tema". Además, contó que las declaraciones de uno y otro lado se han instalado a partir de que todos tienen "una parte interesada en esta cuestión, pero nada más que eso".

Hidalgo puso especial énfasis al remarcar: "Nosotros en ningún momento quisimos negociar con ningún club como jugador libre. Si lo hubiéramos querido hacer, lo hubiéramos hecho, de hecho la ley de FIFA nos ampara".

Finalmente Filipas admitió que en la próxima charla que mantenga la directiva con los representantes del jugador, tras analizar las ofertas de la Lazio y Udinese, buscarán "llegar a un final feliz".