Un robo que terminó en violación y asfixia: los macabros detalles del asesinato de la artista venezolana en Brasil

El cuerpo de Julieta Hernández Martínez, de 38 años, fue finalmente hallado la noche de este viernes a la vera de un río junto a su bicicleta, que estaba destrozada. Hay dos detenidos

Guardar

Nuevo

Julieta Hernández Martínez (@circodisoladies)
Julieta Hernández Martínez (@circodisoladies)

Las autoridades del estado brasileño de Amazonas confirmaron este sábado que la artista venezolana Julieta Hernández Martínez, de 38 años y quien estaba desaparecida en esa región hace dos semanas, fue hallada sin vida a la vera de un río.

Hernández Martínez residía desde hace años en San Pablo, donde formaba parte del colectivo feminista Circo di SóLadies, una compañía de teatro en la que se presentaba como “Payasa Jujuba”.

Hace dos meses, había partido en bicicleta a través de la Amazonía con la idea de llegar a Puerto Ordaz, en el sur de Venezuela, donde planeaba pasar las fiestas de fin de año con su madre, según explicó el grupo teatral en sus redes sociales. De acuerdo a las autoridades de Amazonas, Hernández Martínez estaba desaparecida en esa región desde hacía dos semanas.

Su cuerpo fue finalmente hallado la noche de este viernes a la vera de un río en las afueras de la localidad de Presidente Figueiredo, junto a su bicicleta, que estaba destrozada.

Julieta Hernández Martínez (@circodisoladies)
Julieta Hernández Martínez (@circodisoladies)

En la rueda de prensa, las autoridades explicaron que la víctima fue hallada gracias a la denuncia de un vecino del lugar que vio partes de una bicicleta y llamó a la policía.

El cadáver tenía señales de violencia y, según los primeros análisis, su muerte habría sido provocada por asfixia.

El comisario Valdinei Silva, responsable de la investigación, ha confirmado que han sido detenidas en calidad de sospechosas dos personas, propietarias de una casa en la que Hernández Martínez fue vista con vida por última vez.

Los responsables del asesinato fueron identificados por las autoridades como Deliomara dos Anjos Santos, de 29 años, y Thiago Agles da Silva, de 32. Cuando la policía arribó al lugar, Da Silva intentó escapar, pero ambos fueron detenidos. Cuando fueron interrogados en la comisaría sus relatos se contradecían.

En rueda de prensa, Valdinei Silva, jefe de la trigésima séptima Comisaría Interactiva de la Policía (DIP, por sus siglas en portugués) explicó que todo comenzó cuando Da Silva intentó robarle el celular a la artista.

Julieta Hernández Martínez (@circodisoladies)
Julieta Hernández Martínez (@circodisoladies)

“La víctima dormía en una hamaca en el balcón del lugar, cuando Thiago tomó un cuchillo y se acercó a ella para robarle el celular. Se pelearon físicamente, él la estranguló, la tiró al suelo y le pidió a Deliomara que le atara los pies. Luego la arrastró hasta la casa, le pidió a su esposa que apagara las luces y comenzó a abusar sexualmente de la víctima”, narró el comisario.

Según dijo el uniformado, después de que la esposa presenciara el incidente, les arrojó alcohol a ambos y les prendió fuego. Da Silva logró apagar el fuego con un paño húmedo y fue un hospital para recibir atención médica y mientras tanto su mujer colgó a Hernández Martínez con una cuerda y luego la enterró en el patio trasero.

El grupo Circo di SóLadies, al que pertenecía la artista, calificó el asesinato de la artista como “feminicidio” y dijo, que al igual que ella, sus integrantes siguen “soñando con un mundo en el que las mujeres puedan caminar sin miedo, los niños sean libres para jugar y las payasas sólo se quiten sus narices cuando vayan a descansar”.

(Con información de EFE)

Guardar

Nuevo

Últimas Noticias