Pampita y Roberto se casaron en una emotiva ceremonia (Franco Fafasuli)
Pampita y Roberto se casaron en una emotiva ceremonia (Franco Fafasuli)

La boda de Pampita Ardohain y Roberto García Moritán es el último gran casamiento del año, debido a lo mediático de la dama de la pareja y también por lo rápida que fue la relación y lo vertiginoso que resultó el pedido de matrimonio, a tres meses de noviazgo.

Un total de 242 invitados participaron de la ceremonia, la recepción y formarán parte de la cena. Ellos son los privilegiados que forman parte de un grupo elegido por la pareja. Luego de la medianoche, se suman otros 337 invitados, lo que hace un total de 579 personas que los acompañarán en este día tan especial.

La pareja se mostró muy enamorada (Franco Fafasuli)
La pareja se mostró muy enamorada (Franco Fafasuli)

El primer en llegar al palacio Sans Souci fue Daniel Casalnovo, el diseñador elegido por los hombres de la familia. El modisto arribó con el hijo más pequeño de Pampita, Beltrán. Tuvo un arduo trabajo ya que vistió al novio, a los tres pequeños hijos de Pampita y Vicuña y a los 20 hombres de la familia García Moritan.

Daniel Casalnovo y el pequeño Beltrán (Franco Fafasuli)
Daniel Casalnovo y el pequeño Beltrán (Franco Fafasuli)

Sorprendió la presencia de Marcela Tinayre, que llegó en el auto de Mirtha Legrand. La conductora resultó una de las afortunadas que pudo ingresar con el auto hasta el palacio, ya que varios se quejaron porque debieron caminar mucho antes de entrar. Valeria Mazza también fue una de las favorecidas con poder ingresar su vehículo. El resto debió dejar sus autos en la calle o peor, en el primer vallado que era a más de 100 metros de la entrada.

Valeria Mazza y su marido con los recién casados (@valeriamazzaok)
Valeria Mazza y su marido con los recién casados (@valeriamazzaok)

Hubo dos grupos de mujeres en la fiesta: las que fueron con tacos y recorrieron estoicas una gran distancia; y otras que optaron por ir con “chatitas” y luego calzarse los tacos antes de entrar al lugar. Barbie Simons fue una de las representantes del primer grupo. Mientras que Angie Balbiani fue una de las que eligió el calzado bajo. La panelista de Intrusos llegó tarde y la tuvieron que acompañar a la entrada, porque era una de las damas de honor, y sin su presencia no arrancaba la boda.

Angie Balbiani, una de las damas de honor (Franco Fafasuli)
Angie Balbiani, una de las damas de honor (Franco Fafasuli)

El más enojado de la noche fue Pancho Dotto, que se mostró molesto con la prensa, debido al episodio que vivió durante la tarde, cuando intentó entrar para ver donde estacionar y no le dieron permiso. En Intrusos contaron que él se fue enojado, situación que él negó mediante mensaje de audio en el ciclo de Jorge Rial. Debido a eso protestó mucho con la prensa. Gabriel Oliveri, otro de los mejores amigos de la novia, también llegó tarde con la ceremonia empezada.

Barbie Simons y su nuevo novio (Franco Fafasuli)
Barbie Simons y su nuevo novio (Franco Fafasuli)

El casamiento se desarrolló como estaba previsto. Pampita y su pareja dieron el sí a las 19:59. Luego se escucharon muchos aplausos desde afuera del Palacio donde estaban los cronistas, quienes acompañaron la aprobación para los recién casados.

Barbie Simons, quien mantiene una extensa amistad con la flamante esposa del empresario gastronómico, fue muy bien acompañada. De esta manera, aprovechó la ocasión para presentar a su novio, con quien sale hace más de dos meses, un caballero de 46 años.

Muchos periodistas cubrieron el casamiento del año (Franco Fafasuli)
Muchos periodistas cubrieron el casamiento del año (Franco Fafasuli)

Guillermo Ardohain, el hermano de Pampita, también llegó tarde y pudo ingresar con su auto hasta el palacio. Vale recordar que en la madrugada de hoy el odontólogo les hizo un blanqueamiento de dientes a Carolina y a Roberto en el curioso horario de las cinco de la mañana.

El personal de seguridad está contratado hasta las seis de la mañana. Los organizadores prevén que la fiesta termine alrededor de las cinco. El comentario de los presentes es que el evento está muy bien organizado y los cronistas que están cubriendo la boda cuentan que la logística para trabajar está muy bien aceitada y que todo fluye.

Pedro Olmedo, el cronista de KZO y NET, estaba haciendo notas para los ciclos de la señal en la cual también tiene su programa Pampita. Estaba entrevistando al chofer que trajo a la pareja en el auto descapotable, cuando lo vio Puli Demaría, una de las íntimas amigas de la novia, le dijo “¿Qué haces acá? No podes estar”, el joven respondió “estoy trabajando para nuestros programas”. Puli no contenta con esa respuesta decidió llamar a la gente de segurida y lo desalojaron a pesar de tener autorización para estar adentro.

Pedro Olmedo, el cronista que fue echado del casamiento (Foto: Instagram)
Pedro Olmedo, el cronista que fue echado del casamiento (Foto: Instagram)

Patita Lescano, el “eterno enamorada de Pampita”, que siempre va a Showmatch para estar cerca de su “amor platónico”, llegó al lugar a las 17. Pero siendo las 23 sigue en la puerta porque le dijeron que tenía que esperar hasta después de la madrugada, cuando ingresen el resto de los invitados a la fiesta.

Un dato muy llamativo es que las familias de los novios compartieron una mesa común. Tanto los parientes de Roberto como los de Pampita pasaron la velada en la misma mesa y aunque algunos no se conocían, disfrutaron de estar unidos por los dos novios.

Marcelo Polino es uno de lo grandes invitados después de la medianoche. El popular y querido jurado es el encargado de buscar a Aníbal Pachano, miembro del BAR, y luego juntos irán a buscar al teatro Liceo a Flor Peña, que termina su función de Cabaret. La actriz se cambia en lo de un amigo y pasadas las 12 estarán llegando en el Palacio Sans Souci como representación de Showmatch. El resto de los miembros de los dos tribunales del Bailando aparentemente no irían a la boda.

SEGUÍ LEYENDO