Marta Fort se solidarizó con las víctimas de Lotocki: “Mi papá fue el primero en denunciarlo”

La hija de Ricardo Fort desmintió que su papá haya sido operado por el cuestionado médico y también apoyó a todos los expacientes que están atravesando problemas de salud

Compartir
Compartir articulo
Marta Fort se solidarizó con las víctimas de Aníbal Lotocki
Marta Fort se solidarizó con las víctimas de Aníbal Lotocki

En medio de la enorme cantidad de denuncias contra Aníbal Lotocki tras los fallecimientos de Silvina Luna y Mariano Caprarola, el nombre de Ricardo Fort fue vinculado como una de las supuestas víctimas del cuestionado médico. Sin embargo, esta versión fue desmentida en las últimas horas por Marta Fort, una de las hijas del fallecido mediático, quien aclaró que su papá nunca se atendió con Lotocki.

“Me entristece mucho la condición de los pacientes de Lotocki y por todo lo que están pasando últimamente. No obstante, me estuvieron mencionando mucho una nota donde se dice que mi papá fue uno de ellos, que murió por eso y quiero aclarar que no es así”, comenzó expresando Marta en una historia que subió a su cuenta de Instagram.

“Él nunca se operó ni se hubiera operado con él porque mi papá opinaba que no estaba en condiciones para operar, ya que fue uno de los primeros que lo denunció públicamente”, remarcó la hija del empresario chocolatero que falleció el 25 de noviembre de 2013 tras una larga agonía derivada de diversos problemas de salud.

“Les deseo lo mejor a sus víctimas y ojalá puedan salir de esto”, cerró la hermana de Felipe Fort en su mensaje.

El mensaje de Marta Fort sobre Aníbal Lotocki (Instagram)
El mensaje de Marta Fort sobre Aníbal Lotocki (Instagram)

Semanas atrás, el uruguayo Raphael Dufort, expaciente de Lotocki, aseguró en DDM (América) que Fort había sido operado por Lotocki. “Ricardo Fort no murió de otras cosas que él tenía, que yo no voy a decir. Fort tenía este producto en todo el cuerpo, él se puso en los talones para tener cuatro centímetros de alto”, había asegurado.

“Tenía en los pechos, tenía en todo el cuerpo. Fort se murió de esto, lo que pasa es que no lo van a decir. Fort tenía este producto en todo el cuerpo, en las pantorrillas, en los muslos, en todo. Él se murió de esta situación”, agregó el uruguayo al respecto. Acto seguido, en el programa conducido por Mariana Fabbiani lo contradijeron al decir que el padre de Marta y Felipe Fort no tenía necesidades económicas como para recurrir a Lotocki. Pero Dufort justificó sus dichos asegurando que la decisión de Ricardo de operarse con el cuestionado médico no tenía que ver con lo económico.

“Nadie se las iba a hacer. No existe la magia, chicos. Hay famosas prótesis que se ponen en todas las partes del cuerpo, pero son probadas... Están por arriba o por abajo del músculo, no por dentro. Nadie se las iba a hacer”, cerró Dufort.

Ricardo Fort
Ricardo Fort

Ricardo Fort murió cuando tenía 45 años de edad y a partir de diversas dificultades físicas que arrastró desde su juventud. A los 18 años comenzó a consumir diversos anabólicos y a tomar hormonas de crecimiento en paralelo a sus actividades deportivas. Su deseo era ser dueño de un cuerpo escultural y estaba dispuesto a todo para conseguirlo. Tamaña aspiración terminó afectando a su salud, ya que llegó a someterse a casi treinta operaciones: prácticamente todo su cuerpo fue intervenido quirúrgicamente, incluyendo sus dos tobillos.

Luego de las operaciones a los que sometió a su cuerpo, los intensos y permanentes dolores que sufría en una de sus rodillas y la columna vertebral, hicieron de su vida un verdadero calvario. En 2010 algunas intervenciones fueron noticia: los seis tornillos de titanio y dos espaciadores que le colocaron en la rodilla izquierda; la internación por dolores de columna; y también otro paso por el quirófano para controlar el estado de los 15 clavos que tenía en la columna vertebral. “Me arrepiento de esa operación, me arruinó. También me arrepiento de haber entrenado desde los 16 años con mucho peso”, confesó Fort en una entrevista que dio poco antes de morir.