El féretro de Natacha Jaitt en su traslado al cementerio de La Tablada (Nicolás Stulberg)
El féretro de Natacha Jaitt en su traslado al cementerio de La Tablada (Nicolás Stulberg)

El doctor Martín Yadarola, titular del Juzgado Nº4, tiene en sus manos la denuncia por abuso sexual que Natacha Jaitt realizó en enero, en la que acusó a dos hombres, el cineasta Pablo Yotich y su amigo Maximiliano Giusto, de abusar de ella en el departamento de Yotich en Belgrano mientras estaba inconsciente luego de beber un trago con una sustancia desconocida, según su denuncia.

Hoy, el magistrado busca encontrar una conexión entre el expediente que instruye y la causa que investiga la muerte de Jaitt, a cargo de los fiscales Sebastián Fitipaldi y Diego Calegari. Ayer por la mañana, según apuntaron fuentes judiciales a Infobae, Yadarola envió un oficio a Fitipaldi y Calegari para requerir cualquier dato relacionado a pericias toxicológicas y anatomopatológicas así como el reporte de autopsia.

El juez busca conocer las sustancias en el organismo de Natacha al momento de su muerte para saber si existió el sábado pasado una situación similar a la que la actriz denunció en enero: haber sido drogada y violada.

Natacha en Tribunales el jueves pasado mientras Yotich y Giusto eran indagados.
Natacha en Tribunales el jueves pasado mientras Yotich y Giusto eran indagados.

Natacha entregó su orina para la investigación de Yadarola, en una pericia que fue realizada por el Cuerpo Médico Forense, que detectó rastros de cocaína y clonazepam, un psicofármaco que Natacha -que realizó su denuncia en una comisaría porteña pero no volvió a declarar ante el juez- reconoció consumir.

Yotich y Giusto fueron indagados el jueves pasado: aseguraron que las relaciones con Jaitt fueron consentidas. La actriz hablaba en vivo desde la calle Talcahuano a las puertas del palacio de Tribunales mientras los imputados hablaban.

"De repente llamó a un amigo, un tal 'Gordo' que cuando llegó era flaco, hablaba tono raro, estaba meta porro y según Yotich era de Necochea. A cierta hora me siento mareada, Yotich me pregunta si estoy bien y le asiento, pero trato de calmar el alcohol que hace mil que no tomo por medicamentos. Se me apaga el televisor", aseguró, visiblemente alterada. Fue su última aparición mediática.

En las últimas horas trascendió que los investigadores de la muerte de Jaitt investigan un vínculo entre el productor de espectáculos Raúl Velaztiqui Duarte, detenido por falso testimonio luego de que ocultara el teléfono de la actriz, y uno de los imputados en la causa por violación, que viviría en el mismo country de Merlo que el productor, lo que abonaría una hipótesis de ocultamiento de información con el teléfono sustraído. 

El juez Yadarola, por su parte, no recibió ningún pedido formal. Tanto Yotich como Giusto tienen domicilios porteños, uno en Belgrano, que el juez ordenó allanar, el otro en Almagro.

Las pericias toxicológicas y anatomopatológicas que serán decisivas en el caso están sobre terreno incierto. Fuentes alrededor de la causa hablan de un pedido realizado por los fiscales para que sean realizadas por el Ministerio Público bonaerense, otros de la existencia de un tironeo y una desconfianza entre Justicia y Policía Bonaerense tras la filtración de las fotos del cadáver de Jaitt tomadas por un policía.

Las muestras tomadas del cadáver, por lo pronto, siguen en manos de Policía Científica. 

SEGUÍ LEYENDO