Los padres que cuidan aves de corral domésticas pueden transmitir una peligrosa salmonela a los bebés

Healthday Spanish

Guardar

Nuevo

infobae

JUEVES, 11 de abril de 2024 (HealthDay News) -- Un recién nacido de unos días de nacido en Oregón se enfermó de salmonela que quizá se transmitió de unos padres que cuidaban aves de corral infectadas situadas a 150 millas de distancia, encuentra un informe reciente.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. han advertido durante mucho tiempo sobre el peligro de que las enfermedades bacterianas de la salmonela se transmitan de las aves de corral a los bebés y los niños.

Sin embargo, el nuevo estudio sugiere que la infección puede ocurrir incluso sin contacto directo entre un niño y las aves infectadas.

"Incluso en ausencia de una exposición directa, las aves de corral domésticas podrían presentar un riesgo de salmonelosis para los recién nacidos y los bebés", concluyó un equipo dirigido por Stephen Ladd-Wilson, de la Autoridad de Salud de Oregón.

El caso descrito por el equipo de Oregón comenzó cuatro días después del nacimiento en octubre pasado de un bebé sano. La madre y el bebé habían sido dados de alta en la casa de un familiar ubicada cerca del hospital.

Sin embargo, a los 5 días de edad, el recién nacido fue llevado a un segundo hospital "con heces sanguinolentas y letargo", reportaron los investigadores.

Las pruebas de heces confirmaron la infección con una cepa de la bacteria Salmonella , pero dado que el bebé fue alimentado exclusivamente con leche materna, la fuente de su infección no estaba clara.

Sin embargo, se supo que un mes antes del nacimiento de su hijo, sus padres compraron pollitos y comenzaron a criar una pequeña bandada de aves de corral en su casa, que se encontraba a más de 150 millas de distancia de donde vivía el recién nacido en el momento de su enfermedad.

Tanto mamá como papá se habían quedado con el recién nacido en la casa del pariente, y el bebé no había viajado con ellos a su corral de aves de corral en el patio trasero.

Sin embargo, los análisis de laboratorio de las cepas de salmonela encontradas en la parvada de aves de corral de la familia fueron muy parecidas a la cepa que había infectado al bebé.

"Es posible que uno de los padres estuviera excretando el organismo de forma asintomática y expusiera al recién nacido durante o después del nacimiento", teorizó el grupo de Ladd-Wilson.

También es posible que el bebé contrajera la bacteria después de tocar la ropa de sus padres u otros objetos que podrían contener rastros de salmonela, dijo el equipo.

Dicen que el caso resalta la necesidad de una higiene estricta al cuidar a las aves de corral, especialmente si las familias incluyen bebés "cuya flora intestinal y sistemas inmunológicos aún se están desarrollando".

Es posible que las familias deban evitar criar pollos o patos en el patio trasero por completo si hay niños muy pequeños en el hogar, dijo el grupo de Ladd-Wilson.

Según los CDC, durante los primeros 10 meses de 2023 se registraron al menos 1,072 casos de enfermedad por salmonela asociada a aves de corral domésticas en 48 estados y Puerto Rico, incluidos 247 casos que requirieron hospitalización.

El informe de Oregón aparece en la edición del 11 de abril de la revista de los CDC Morbidity and Mortality Weekly Report.

Más información

Obtén más información sobre la enfermedad de la salmonela en Mayo Clinic.

FUENTE: Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad, 11 de abril de 2024