El Palacio de Tribunales
El Palacio de Tribunales

Son voces que no tienen representación política ni son mayoritarias, pero cada vez se escuchan más en Tribunales. Son jueces y fiscales que proponen que el debate por el pago del Impuesto a las Ganancias salga del propio Poder Judicial. Que sean ellos los que impulsen la discusión y que la iniciativa no sea de la política. El motivo no es el afán de comenzar a tributar, sino el de perder lo menos posible frente a un final que tarde o temprano, entienden, será inevitable: empezar a pagar el tributo del que hoy están exentos.

Infobae habló en las últimas semanas con una veintena de jueces y fiscales -que lo hicieron con la condición de que sus nombres no sean revelados- para saber cómo viven el debate y, sobre todo, cómo esperan las decisiones claves que se vienen. Por un lado, esta semana la Cámara de Diputados podría avanzar en un proyecto para que todos los jueces paguen ganancias. Y la próxima, la Corte Suprema de Justicia de la Nación resolverá sobre una ley -que está frenada por dos fallos judiciales- que ordena que tributen los magistrados que tomaron los cargos a partir del 1 de enero de 2017.

"Incertidumbre" es la palabra que jueces y fiscales repiten sobre lo que puede pasar.

Son jueces de la nueva camada, que tienen entre 40 y 50 años, y que escuchan sobre el debate de Ganancias desde que llevaban y traían expedientes como "pinches". Hoy tienen voz y la expresan.

Su análisis es el siguiente. El país atraviesa una crisis económica y el gobierno de Mauricio Macri necesita plata y sale a buscarla. Los sueldos altos del Poder Judicial son una tentación para recaudar. A eso suman que socialmente no tienen respaldo. Todos los sectores reclaman que los jueces y fiscales paguen porque ellos lo hacen y no le encuentran lógica a esa diferencia. Inclusive muchos jueces cuentan que están cansados de las discusiones familiares y con amigos por ese tema.

En ese contexto, entienden que tarde o temprano pagarán. Y que es mejor hacerlo en una negociación en la que pongan sobre la mesa sus argumentos para llegar a un consenso en el que pierdan el menor poder adquisitivo posible. El riesgo, entienden, es que si no dan esa discusión, la política les terminará imponiendo el pago del 35 por ciento sobre sus sueldos, que es la escala que les correspondería por los elevados ingresos que tienen. Eso significa perder entre 60 y 70 mil pesos por mes.

"No es de patriota pero no podemos estar en contra de todo", le dijo a este medio uno de los jueces que propone salir al frente de la discusión.

Infobae consultó a tres magistrados que están en la política diaria de la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN) y que son de agrupaciones distintas. "Si, esa postura gana terreno. Se escucha cada vez más porque hay preocupación".

En la otra vereda la posición es "no a todo". La llevan  los más "veteranos", quienes ya pasaron con otros gobiernos por la misma discusión y que hasta el momento no perdieron ninguna. Su postura es otra: "Si nos sentamos a negociar y decimos de pagar el 5, 7, o 10 por ciento abrimos la puerta. Y corremos el riesgo, sobre todo en este país donde la institucionalidad no es algo que se respete mucho, de que después vengan por más. Abrimos la puerta y nos la pueden romper a patadas".

Esa idea es la mayoritaria entre los jueces. Inclusive en las cabezas de las listas Bordó, Celeste y Compromiso Federal, los "partidos políticos" de los jueces. Las tres se unieron en un comunicado conjunto en septiembre para rechazar el Impuesto a las Ganancias. Fue un día antes de las elecciones de jueces para el Consejo de la Magistratura y un mensaje de tranquilidad para los votantes. "Tenemos un no a todo lo que tenga que ver con Ganancias", dice uno de ellos.

Los cinco jueces de la Corte Suprema que resolverán el impuesto de ganancias (DyN)
Los cinco jueces de la Corte Suprema que resolverán el impuesto de ganancias (DyN)

Todos los jueces y fiscales coinciden en algo. La ley está de su lado. La Constitución Nacional establece en su artículo 110 que los jueces recibirán por su trabajo una compensación que "no podrá ser disminuida en manera alguna". "Es así desde la Constitución de 1853 y se mantuvo en todas las reformas", subraya un fiscal.

Pero agregaban otros argumentos que, señalan, la sociedad no conoce. Y ahí hay unanimidad de todo el Poder Judicial. Uno es que los jueces no pueden ejercer ninguna otra profesión ni ninguna clase de comercio. "El único ingreso extra que podemos tener es dar clases en universidades y todos sabemos que en la educación no se gana bien", explica un magistrado. Tampoco tienen horas extras, más allá que la gente piense que solo trabajan seis horas.

Reconocen que tienen un severo problema de comunicación por el que un sector muy grande de la sociedad piensa que solo tienen privilegios.  "Cuando se habla de este tema se hace con saña de parte de los medios y de la opinión pública. Agregan que trabajamos pocas horas, que tenemos un mes y medio de vacaciones, que liberamos a todos. Se hace desde un gran desconocimiento", se queja un juez.

Otro magistrado traslada a una pregunta a la gente sobre qué tipo de magistrados quiere. "¿Quiere que los jueces que investigan las grandes bandas, como "Los Monos", estén preocupados por sus ingresos?", deja la inquietud.

Un juez con años de peleas política reconoce que "tenemos los argumentos jurídicos, pero esto se soluciona políticamente". Del otro lado contestan: "Tenemos que dar el debate también para dar una imagen más humana".

Pero todos comparten las mismas inquietudes. Uno es que de comenzar a tributar Ganancias como marca la ley lo harían sobre el 35 por ciento de su sueldo. "Es una locura cobrar de un día para el otro entre 60 y 70 mil pesos menos por mes", se quejan varios.

Por eso hay dos ideas mayoritarias entre los magistrados. Que tributen sobre algún rubro de su sueldo -como hacen los diputados y senadores- que no implique un amplio descuento de su dinero o que lo que le saquen sea compensado con un aumento del mismo porcentaje. Otros proponen que sea la Corte Suprema la que fije la alícuota sobre la que deben tributar.

Pero ustedes tienen sueldos que muy poca gente gana y que paga ganancias– planteó Infobae
Es cierto -reconocen en tribunales- por eso tenemos que dar el debate pero en condiciones que no salgamos perjudicados.

"No debería ser que porque unos están mal, todos tenemos que estar mal", señalan.

¿Cuánto ganan hoy los jueces y fiscales? Uno de primera instancia tiene un sueldo -dependiendo de la antigüedad- que puede ir de los 120 a los 160 mil pesos y uno de segunda instancia -los de Cámara y Tribunales Orales- de 150 a 210 mil. Este año los judiciales tuvieron un aumento del 20 por ciento y la Corte le pidió al Gobierno nacional que modifique las partidas presupuestarias para dar otro incremento del 20 por ciento, lo que todavía el Poder Ejecutivo no resolvió.

Esos son los ingresos del Poder Judicial de la Nación, que incluye a los de la Justicia federal. Pero en el interior del país los jueces pueden llegar a cobrar la mitad, por lo que Ganancias significaría una perdida mayor de ingresos.

Un camarista federal se sincera: "Estamos cobrando lo que nunca cobramos". Una jueza de primera instancia dice: "Ganó 180 mil pesos, no puede ser que no pague Ganancias".

Los jueces y fiscales reconocen que sus ingresos son muy buenos y que mejoraron mucho en comparación a décadas pasadas. "En los 80, con el gobierno de Raúl Alfonsín, la gente se iba de Tribunales porque de verdad que los sueldos no alcanzaban. Hoy no se quiere ir nadie", hace historia un magistrado que resistió los '80.

En Tribunales plantean otras dos cuestiones. Una es que el salario no debería ser ganancia y por lo tanto ese impuesto no debe existir. Los planteos judiciales que se han hecho hasta ahora para declarar inconstitucional el tributo fueron rechazados por los jueces. "Sería un golpazo político y abriría una pelea muy grande con el Gobierno bajar ese impuesto", reconocen en el análisis político.

El otro punto es que Macri prometió en campaña que en su gobierno menos gente iba a pagar Ganancias. "No solo no pasó, sino que ahora vienen por nosotros", se quejan.

El diputado Tonelli, autor del proyecto que resolverá la Corte (Télam)
El diputado Tonelli, autor del proyecto que resolverá la Corte (Télam)

Pero con el Poder Ejecutivo hay más enojos. Desde la Asociación de Magistrados señalan que no tienen con el gobierno un interlocutor válido para hablar. "Tienen muchas bocas de expendio". Y ponen un ejemplo: en septiembre de 2016 la entidad negociaba con el ministro de Justicia, Germán Garavano, un proyecto para que todos los jueces paguen. Pero el diputado del PRO Pablo Tonelli presentó una iniciativa para que el impuesto se le aplique a los jueces que asumirían del 1 de enero de 2017 en adelante, lo que fue aprobado y se convirtió en ley.

Cuando el debate por Ganancias volvió a surgir por la discusión del presupuesto y asomó la idea que todos los jueces paguen, la Asociación le envió a Garavano una nota en septiembre en la que le preguntaba si el Gobierno impulsaba esa iniciativa. "El Poder Ejecutivo Nacional no impulsa proyecto alguno que implique modificaciones al régimen legal vigente en materia impositiva para quienes se desempeñan en el Poder Judicial de la Nación y/o el Ministerio Público", respondió Garavano. Pero un mes después, la UCR presentó un proyecto en Diputados para que todos los jueces paguen y tiene el apoyo del PRO.

Eso disparó todas las alarmas porque agarró a los jueces dormidos, literalmente. Fue la madrugada del 25 de octubre cuando Diputados aprobó la ley del presupuesto nacional para el año que viene. Tras el debate, la UCR quería tratar el proyecto para el pago de Ganancias. El jefe del bloque del PRO, Nicolás Massot, dijo que apoyaban pero que ese no era el momento para hacerlo. En Tribunales se enteraron de lo que ocurrió cuando amanecieron ese día. Fue un gran susto. 

Algunos creen que a la política siempre le conviene más tener a los jueces en la discusión por Ganancias a que verdaderamente paguen el impuesto. "Es una forma de tapar otras cosas".

Un juez recuerda un caso para sostener el argumento. "En los primeros años de Néstor Kirchner la Corte Suprema había sacado un fallo por el que el gobierno la estaba criticado muchísimo. Nosotros en la AMFJN salimos a defenderla y desde el gobierno nos tiraron con Ganancias. Nos llamó un senador muy importante y nos dijo ´aflojen con defender a la Corte si quieren que los ayude con Ganancias´. Quieren jugar". También señalan que la ley para que los nuevos jueces paguen ganancias nunca fue reglamentada.

Pero ahora hay dos hechos que para muchos no son un juego.

Las decisiones que preocupan a los jueces

La primera la tomará la Corte Suprema el 27 de noviembre. Ese día el máximo tribunal se pronunciará sobre una medida cautelar que tiene frenada la ley 27.346 que aprobó el Congreso en diciembre de 2016. La norma establece el pago de Ganancias para los empleados, funcionarios y jueces que llegaron a los cargos a partir del 1 de enero de 2017. Los empleados y funcionarios ya pagan pero los magistrados no. La AMFJN presentó un amparo en el que objetó que tributen los jueces que ya venían de carrera del Poder Judicial. Dos fallos le dieron la razón y ahora intervendrá la Corte.

Entre los jueces se encendió una alerta. La Corte no suele tratar medidas cautelares -fallos que frenan una decisión para evitar un mal irreparable hasta que se trata el fondo del reclamo- pero en este caso la abrió. "Algo van a decir y no tenemos información de qué puede ser", dice un magistrado que suele conocer lo que se cocina en Tribunales. Otro dejó los tecnicismos de lado para describir su mal augurio: "Nos van a romper el culo".

Por esa ley, hoy, según datos oficiales del Consejo de la Magistratura, deberían pagar el impuesto 112 jueces que llegaron a ese cargo a partir de 2017. Pero solo lo hacen 12 -que no venían del Poder Judicial- y para el resto está frenado por la cautelar. Quiénes sí ya pagan son 520 agentes, entre empleados y funcionarios.

Diputados podría avanzar esta semana en una nueva ley de ganancias (Guille Llamos)
Diputados podría avanzar esta semana en una nueva ley de ganancias (Guille Llamos)

Esa diferencia genera una grieta de "ellos" y "nosotros". Ellos son los viejos jueces que están fuera del alcance de la ley. Nosotros son los que están dentro y deberían pagar. "Sentimos que nos entregaron, que pactaron que paguemos para salvar su pellejo", dice uno de "nosotros". Y advierte: "Ojo que si esto prospera hoy somos 100, pero mañana 200, y después 300 y un día la mayoría y cuando quieran ponerle el impuesto a los más antiguos no van a contar con nuestra defensa".

Algunos jueces y fiscales sostienen que esa ley saldaba el debate por Ganancias. "Quienes asumieron sabían que tenían que pagar. No pueden desconocerlo. Además cuando tuvieron la audiencia en el Senado para defender su postulación dijeron que estaban a favor de pagar", sostienen.

Infobae le trasmitió esa postura a uno de los jueces nuevos: "¿Y que querés que diga en el Senado? Hice carrera durante años acá porque es mi vocación, estudié y me preparé, concursé durante años para llegar a este cargo. Dije lo que hay que decir. Igual si nos van a poner Ganancias lo van a hacer independientemente de lo que digamos".

Por eso, la postura de ese sector de jueces es que pagan todos o ninguno. Y por eso quieren que el debate nazca del Poder Judicial.

La segunda decisión podría llegar esta semana. Diputados tiene previsto tratar el proyecto para que todos los jueces paguen, el mismo que se quiso impulsar con el presupuesto. El diputado radical Luis Borsani presentó la semana pasada un cambio a la iniciativa. Contempla una deducción especial del impuesto sobre "los aumentos que se produzcan desde la vigencia de la ley", por lo que queda a salvo "la intangibilidad de su actual sueldo neto".

El jueves fueron a Diputados representantes de la AMFJN, de la Asociación de Fiscales, de la Federación Argentina de la Magistratura, de la Junta Federal de Cortes y del gremio de empleados judiciales y se reunieron con diputados del PRO, de la UCR, el Peronismo Federal, la Coalición Cívica y el Frente Renovador. Conocieron el proyecto y pidieron tiempo para analizarlo y generar nuevas reuniones.

"Pero nos fuimos con la sensación que lo quieren aprobar ya. Nos inquieta la intempestividad", le dijo a este medio uno de los asistentes. Desde Tribunales señalan que si el proyecto sale como está puede generar muchos juicios.

Un diputado del PRO le dijo a este medio que la semana pasada tuvieron una reunión del interbloque y que en principio buscarán aprobar el proyecto el miércoles, en lo que será la última sesión del año. El legislador reveló que se guardan una carta: "Si la Corte avala la ley para que paguen los nuevos podemos bajar el proyecto. Con esa ley tributan más y en algunos años todos van a estar pagando".

El proyecto también alcanza a los empleados y funcionarios. Por eso, el gremio que lidera Julio Piumato realizará el miércoles un paro de 24 horas.

En el medio de Diputados y la Corte, los jueces elegirán a su nuevo presidente de la AMFJN. Será en las elecciones de este jueves. Ganancias es uno de los temas centrales de la campaña.

"Incertidumbre" repiten los jueces, lo que les genera temor sobre lo que pasará. Todos están expectantes.