Las consecuencias trágicas del experimento de exterminar gorriones en nombre del comunismo

La China de Mao impuso la cacería de esas aves bajo el erróneo argumento de que comían los cultivos, cuando en realidad se alimentaban de insectos. La matanza provocó tal desequilibrio ecológico que hizo de la langosta una plaga que arrasó con los granos y desató una hambruna inédita

El desequilibrio ambiental producido por la matanza de gorriones generó una hambruna en la que murieron al menos quince millones de chinos
El desequilibrio ambiental producido por la matanza de gorriones generó una hambruna en la que murieron al menos quince millones de chinos

La naturaleza tiene su propio e inteligente funcionamiento. La ecología es la ciencia que la estudia. Los hombres, o muchos de ellos, pretenden imponerle a la naturaleza su propio y escasamente inteligente derrotero. El resultado suele derivar de la raíz misma de esa misma palabra: derrota. La China de Mao había adoptado un aforismo propio de un pueblo elegido: "ren ding sheng tian" o traducido "el hombre debe derrotar a la naturaleza". Doblegarla, ponerla a su servicio, como a un enemigo.

En 1958 la campaña para potenciar la agricultura se llamó "un gran salto adelante" y consistía básicamente en la declaración de guerra a cuatro plagas: ratones, moscas, mosquitos y gorriones. De ellas, la pequeña ave doméstica se transformó en el blanco predilecto. Cada gorrión, difundió con tintes de certeza científica el estado comunista chino, come 4 kilos y medio de granos al año. En una regla de tres simple tan precaria como suicida, los burócratas maoístas concluyeron que por cada millón de gorriones que se aniquilaran, se podría alimentar a sesenta mil personas.

"Son enemigos de la revolución", bramó Mao, y mandó a erradicarlos con la tenacidad de los revolucionarios. Se instó a la gente a que golpease ollas y sartenes hasta que los gorriones cayeran exhaustos. O a que se los envenenase. O a que se buscaran y destruyeran todos los nidos y huevos que se encontraran en las ciudades. La campaña, acompañada por grandes carteles insuflando ánimo para acabar con los pajaritos, tuvo éxito: los gorriones fueron casi exterminados. Pero, como suele suceder con la decisiones adoptadas en base a esa combinación fatal de soberbia e ignorancia, el éxito fue sinónimo de fracaso.

A dos años de iniciada la campaña, en 1960, la Academia Nacional de Ciencias de los Estados Unidos alertó que, sin considerar lo que afirmaba el socialismo chino, los gorriones preferían comer más insectos que granos. Y que la consecuencia sería que los campos agrícolas se volvieran vulnerables al ataque de esos insectos que, de pronto, habían sido "liberados". Mao redobló la apuesta. El capitalismo no era quién para darle consejos.

Postales de la campaña promovida por el gobierno comunista chino para matar a los gorriones
Postales de la campaña promovida por el gobierno comunista chino para matar a los gorriones

Fueron entonces las langostas las que desnudaron la imbecilidad estatal. Confirmando una vez más cómo se rompe una cadena trófica, al no haber gorriones que las persiguieran, fueron las langostas las que se convirtieron en plaga. Y en menos de tres años, sin gorriones a la vista, deglutieron cuanto campo de cultivo hallaron en su camino. El resultado: una hambruna por la que, según se estima, murieron más de 15 millones de chinos. El "gran salto adelante" se había convertido en un gigantesco salto al vacío. En abril de 1960, Mao revocó su campaña. "Olvídenlos", dijo respecto de los gorriones. La ecología, esa ciencia que funciona a pesar del hombre, le había dado una tremenda lección.

Cicatrices es una sección del programa Ambiente y Medio que se emite todos los sábados a las 16 por la Televisión Pública Argentina

LEA MÁS:

Por qué la Guerra del Golfo pasó de ser un conflicto bélico a un desastre ambiental

Un estudio reveló que el Acuerdo de París será casi imposible de cumplir

El recuerdo de los héroes de Famatina, el pueblo que enfrentó a la minería

Últimas Noticias

Un diputado opositor pidió investigar a Evo Morales tras la detención de su ex jefe antidrogas por nexos con el narcotráfico

Alberto Astorga clamó que las pesquisas incluyan el ex presidente y a sus ministros, ya que Maximiliano Dávila, ex director nacional de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico, fue nombrado durante su gobierno

Pfizer y BioNTech comienzan los ensayos clínicos de una vacuna específica contra Ómicron

Según anunciaron, se evaluará la seguridad, la tolerabilidad y el nivel de respuesta inmunitaria, tanto en una serie primaria como con una dosis de refuerzo en personas sanas adultas

Estos son los autores del atentado al espacio cultural LGBT en Palermo: la Justicia busca sus nombres

Dos hombres llegaron en la madrugada del sábado 15 al bar y librería Maricafé y lanzaron una almohada en llamas para ver el fuego y luego huir. Fueron individualizados por cámaras de seguridad y se busca saber sus identidades

Video: así entraron los ladrones al departamento de Pablo Cavallero en Nordelta

El ex arquero de la Selección Argentina fue víctima de un robo millonario: se llevaron dinero en dólares, joyas y la llave de una Ferrari de su propiedad

Una argentina fue detenida en España, acusada de integrar una banda que falsificaba pasaportes Covid-19 y pruebas PCR

La mujer, de 38 años, fue una de las siete personas detenidas en Barcelona y Madrid en el marco de la causa. Se estima que se ingresaron de manera fraudulenta a 1.600 personas en el registro nacional de vacunación
MAS NOTICIAS