Aumentos de luz: por qué algunos usuarios tendrán subas muy superiores a las anticipadas por el Gobierno

Las boletas que llegarán en marzo mostrarán el efecto del aumento en el costo de generación, de distribución y las nuevas categorías de consumo. Desde abril se avanzará en un esquema de subsidios más restrictivo que implicará más incrementos

Compartir
Compartir articulo
En marzo llegarán las nuevas tarifas de luz con los aumentos correspondientes a febrero.
En marzo llegarán las nuevas tarifas de luz con los aumentos correspondientes a febrero.

Tras la publicación de los nuevos cuadros tarifarios de electricidad para los usuarios del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), bajo la concesión de Edenor y Edesur, los especialistas afirman que los aumentos en las boletas de luz serán superiores a los que informó el Gobierno. Ese es el resultado no solo del aumento en el segmento de distribución sino también del costo de la generación y la fórmula de cobro que está vigente desde el viernes pasado.

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad (Enre) modificó la diferenciación de usuarios residenciales por consumo, el cual tenía hasta ahora nueve categorías y pasó a cuatro. Los R1 son los que consumen hasta 150 kwh por mes, los R2 entre 151 y 400 kwh, los R3 entre 401 y 600 kwh, mientras que los R4 agruparán los consumos superiores a los 600 kwh. Este último grupo antes estaba dividido en R7 (601 y 700 kwh); R8 (701 y 1400 kwh), y R9 más de (1400 kwh).

Si bien el 70% de los usuarios se concentran en R1 y R2, los usuarios R4 pagarán un fuerte incremento en el costo fijo de distribución, del 419%, una vez que superen el umbral del consumo estipulado y sin diferenciarse entre la capacidad de pago de dichos usuarios. Esto último sucede porque la tarifa no se segmenta con subsidios en la distribución, sino que se hace en la de generación a partir de 3 universos: altos ingresos (N1), bajos ingresos (N2) y medios ingresos (N3) determinados por la Canasta Básica Total (CBT) del Indec.

Al respecto, a través de su cuenta en la red social X, el economista Nicolás Gadano explicó: “Con el aumento de tarifas eléctricas AMBA, el Gobierno redujo las categorías residenciales (R) de 9 a 4. Un usuario que era R7 (consumo entre 600 y 700 kWh) ahora es R4, y solo de cargo fijo pasa a pagar de $5.789 a $30.054 por mes, más allá de si es de ingresos altos, medios o bajos”.

Aumento de la tarifa para un usuario R3 de Nivel 1 de ingresos.
Aumento de la tarifa para un usuario R3 de Nivel 1 de ingresos.

El especialista detalló que un usuario con consumo mensual de 420 kwh, que ahora será R3, pagará por el costo de distribución de $2.143 a $11.543 por el concepto de cargo fijo y variable. Si es N1, el costo de la energía pasó de $10.163 a $25.242. De la simulación surge que ese hogar pasará de pagar $15.676 en enero a $46.857, es decir, casi 200% de incremento en la factura final.

“Usuario de igual consumo pero bajos ingresos (N2) enfrenta el mismo aumento del costo de distribución (de $2.143 a $11.543), sin aumentos en el costo de la energía. Esta asimetría hace que la distribuidora se lleve el 86% de la factura antes de impuestos, y CAMMESA solo el 14%”, añadió Gadano. En ese caso la boleta pasará de $5.133 a $17.117, lo que representa un salto de 233 por ciento.

La Secretaría de Energía había informado el jueves que desde este mes habrá un incremento de hasta 150% en las tarifas de electricidad que pagan los usuarios de altos ingresos, en las facturas que se pagarán en marzo. Los consumidores de ingresos bajos, dijeron, (catalogados como N2) verán un aumento en torno al 70% y los de ingresos medios (conocidos como N3) en torno al 65%, aunque para este último universo si supera los 600 KW/h el salto iba a estar en la zona del 130 por ciento.

Un informe de la consultora Economía y Energía arrojó que los aumentos para los R1 de altos ingresos serán del 167%, mientras que los de bajos ingresos serán del 138% y del 127% para el segmento medio. Esas subas están por encima de las informadas oficialmente.

Aumentos de luz con las categorías de consumo vigentes. (Economía y Energía)
Aumentos de luz con las categorías de consumo vigentes. (Economía y Energía)

En el caso de los R2, que puede funcionar como la media de consumo de una familia tipo, la factura media anual de los N1, es decir descontando estacionalidad, pasaría de $8.188 a $21.759 (166%) a partir de febrero. Para los N2 la boleta pasaría de $8.188 a $21.759 (129%) y las N3 de $2.765 a $6.007 (117%) en ese período.

Con la mira puesta en abril-mayo, se planea introducir un nuevo esquema que reemplazará la segmentación vigente, centrando los subsidios en aquellos hogares cuyo gasto energético supere el 10% de sus ingresos. De esta manera, el apoyo estatal se enfocaría en el monto que exceda dicho porcentaje y tendrá en cuenta las particularidades de cada zona bioclimática.

De todos modos, la asignación será más restrictiva que la actual en busca de ajustar en 0,5 puntos del PBI las subvenciones este año. El consumo subsidiado no será de hasta 400 kwh como hasta ahora, mientras que quienes tengan un auto o una moto de menos de cinco años de antigüedad. Antes ese umbral era de tres años.