Familiares de un paciente armaron una asonada en hospital de Barranquilla por la demora de una ambulancia

Los hechos se presentaron en el centro médico Adelita Char, en donde un grupo de desadaptados intentó tomarse en el centro médico

Compartir
Compartir articulo
Las mujeres ingresaron a la sala de urgencias y agredieron a enfermeras y médicos - crédito Breinner Arteta Cañizares

En la tarde del martes 27 de marzo se presentó una asonada dentro del centro médico Camino la Manga, en el suroccidente de Barranquilla, donde familiares de un paciente ingresaron a la sala de urgencias del centro asistencial y agredieron al personal médico.

Los hechos se presentaron por el ingreso de un sujeto en delicado estado de salud; al ver la gravedad de la urgencia, el personal médico le practicó procedimientos de reanimación y lograron estabilizar su condición.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel.

Sin embargo, el nivel del centro hospitalario no era el requerido para llevar a cabo el tratamiento del paciente, por lo que se solicitó una ambulancia para remitirlo a la clínica Adelita Char e internarlo en una unidad de cuidados intensivos.

Pasados varios minutos el vehículo de emergencia no se presentó en el hospital Camino la Manga, lo que generó un ambiente de tensión y desesperación entre los familiares del paciente, que optaron por la hostilidad como método de presión para que atendieran rápido a su ser querido.

Una de las familiares del enfermo le preguntó a la médico de turno sobre el traslado al otro centro hospitalario, a lo que la doctora le habría contestado que estaban a la espera de la ambulancia, respuesta que no le gustó a la otra mujer e inició una asonada en la sala de urgencias.

Los médicos fueron atacados por la familiar de un paciente - crédito Breinner Arteta Cañizares / X

Ante el intento del personal médico de calmar los ánimos, las familiares del paciente reaccionaron de forma violenta y golpearon en reiteradas oportunidades a uno de los funcionarios del lugar, a una enfermera y a un vigilante.

Los hechos quedaron grabados en videos que las mismas enfermeras y médicos del lugar tomaron y difundieron en redes sociales y se viralizaron en la tarde del viernes primero de marzo. En las grabaciones se evidencia como, entre insultos y gritos, las dos mujeres ingresan a la fuerza a la sala de urgencias y golpean al personal de salud.

Las imágenes evidencian cómo una de las mujeres que incitó las acciones violentas toma por el pelo a la enfermera jefe de turno y mueve su cabeza de lado a lado sin importarle que estaba siendo grabada por los familiares de los pacientes en la sala de urgencias.

Para calmar la situación fue necesaria la intervención de la Policía, que capturó a la agresora. Momentos después llegó la ambulancia y el paciente fue trasladado a Camino Adelita de Char, donde recibió la atención pertinente.

En el hospital Camino la Manga se presentó la agresión de varios médicos por parte de los familiares de un paciente - crédito red médica de Barranquilla
En el hospital Camino la Manga se presentó la agresión de varios médicos por parte de los familiares de un paciente - crédito red médica de Barranquilla

La agresora desmintió al hospital

Tras conocerse las imágenes del incidente Dairis Parraga Arias, esposa del paciente y autora de agresiones, le dijo al Ojo de la calle noticias que los hechos no sucedieron como lo expuso el personal médico, sino que todo tuvo origen en una actitud xenófoba de los galenos y enfermeras del lugar, que la discriminaron por ser venezolana.

“Yo el martes a la 1:00 p. m. ingreso a mi pareja con una isquemia en el lado izquierdo, llego y lo único que hacen es tomar la presión, colocarle unos chupones en el pecho y no le ponen oxígeno. Eran las 4:00 p. m. y yo veía que no portaban la ambulancia. Me le dio un preinfarto y en vista de que no reaccionaba, le digo a la enfermera que me haga el favor de ayudarme y me dice que yo no tengo derecho a exigir salud porque soy venezolana”, le dijo al portal regional citado.

La protagonista del incidente denunció xenofobia por parte del personal del centro médico - crédito Ojo de la calle noticias / Facebook

Parraga sostuvo que le dijo a la enfermera que su pareja era colombiana y que no le podían negar el derecho a la salud, pero, según expuso, solo recibió más tratos xenófobos por parte de un médico que le dijo que le fuera a pedir salud a Nicolás Maduro, lo que detonó el incidente.