Ana Karina Soto fue amenazada por extorsionistas: le pidieron una millonada para no revelar imágenes íntimas

La presentadora contó su experiencia a través de las redes sociales, preocupando a sus usuarios

Compartir
Compartir articulo
La ocañera Ana Karina Soto compartió la experiencia que vivió en los últimos días. Crédito: Captura de pantalla de redes sociales
La ocañera Ana Karina Soto compartió la experiencia que vivió en los últimos días. Crédito: Captura de pantalla de redes sociales

Hace 16 años la Ana Karina Soto vivió una de sus experiencias más traumáticas. La presentadora nacida en Ocaña, Norte de Santander, sufrió de una vulneración a su privacidad cuando se filtró un video de ella mientras tenía relaciones sexuales con su pareja de entonces.

Por mucho tiempo guardó el silencio acerca de ese asunto, pero recientemente decidió hablar y dar detalles sobre este episodio.

Ana Karina, que lleva más de dos décadas frente a las cámaras, con protagonismo en programas como Noticias RCN hasta Buen día, Colombia, se ha esforzado por mantener una vida social de bajo perfil, alejada de los chismes y escándalos. Además, hoy es una influenciadora con más de dos millones de seguidores en su Instagram.

Ahora puede seguirnos en nuestro WhatsApp Channel y en Google News.

Ana Karina Soto fue víctima de extorsión y violación de su privacidad hace más de 15 años - crédito @karylamas/Instagram
Ana Karina Soto fue víctima de extorsión y violación de su privacidad hace más de 15 años - crédito @karylamas/Instagram

Uno de los elementos inéditos que dejó saber fue que después de haber sido grabada sin su consentimiento, comenzó a recibir mensajes de personas que la amenazaban con publicar el contenido si no accedía a pagarle cierta cantidad de dinero. Como es bien sabido, el clip terminó en internet.

Que tenían un material mío y que si no le entregábamos 30 millones de pesos, se iba a publicar. Solo me preguntaba quién podría odiarme tanto con para hacerme tanto daño”, expresó la norsantandereana en diálogo con el programa de chismes Lo sé todo.

Además de haber confesado que fue extorsionada, la conductora habló en el pódcast Vos Podés sobre los sentimientos que invadieron su corazón en el momento en que el escándalo se desató.

Me sentí vulnerada, violada, porque si tú no permites algo y hacen algo contra ti, sin tu consentimiento, si invaden tu intimidad de esa manera, tú te sientes violada, porque finalmente si es algo consensuado, con el permiso de la otra persona, pues finalmente no hay mucho que reclamar ni mucho que decir”, dijo.

Incluso, reclamó al que era su compañero sentimental por dar espacio a que todo sucediera al haberla filmado sin consultarle. “Nunca me pediste permiso, nunca me pediste autorización”, agregó la actual integrante del panel de Mañana Express.

Fue eso lo que peor la hizo sentir, que la persona con la que compartía sus emociones había tenido que ver.

Me sentí atacada, humillada, ofendida, ultrajada, porque era mi novio, porque en esos momentos uno no está pensando si tiene un celular en la mano, porque uno está en un momento demasiado íntimo, demasiado privado, como para estar uno pensando en una cosa de esas”, sostuvo en la transmisión.

En medio del alboroto que hubo por el contenido que circuló por la web en 2007, sus seres queridos la apoyaron de manera incondicional, ratificando los principios morales que siempre tuvo en su vida.

Ana Karina Soto rompió el silencio acerca de unas experiencias más difíciles - crédito @karylamas/Instagram
Ana Karina Soto rompió el silencio acerca de unas experiencias más difíciles - crédito @karylamas/Instagram

Yo soy una mujer con valores, con principios, con una educación medianamente conservadora, por no decir, muy conservadora. Tener una situación de esas, tenerse que enfrentar al escarnio público y a las suposiciones de la gente fue muy duro, muy difícil y todavía me cuesta mucho hablar del tema. Te lo juro que afortunadamente recibí apoyo de todas las personas que esperaba recibir apoyo. Y de las que no, también recibí apoyo”, indicó ante los micrófonos del programa de Tatiana Franco.

Cuando eso sucedió, los medios de comunicación le pusieron a Soto más información de lo usual. No obstante, sintió falta de empatía por el trato que algunos colegas le dieron.

“Yo le dije ‘No entiendo por qué quieres hacer una noticia de esto, si es que eso me duele, me afecta, está afectando mi familia, mi entorno, mi trabajo, mi imagen’. Y llega y me dice ‘porque es una noticia que me funciona para la revista, y a mi lo que me interesa es vender revistas’. Me dolió un poco porque yo pensé que al yo contarle la historia y al decirle que yo estaba siendo de verdad ultrajada, que me dolía todo lo que estaba pasando, que sentía que me estaba atacando no solamente la situación sino personas del medio, que yo lo que quería era apoyo y solidaridad y a ella no le importó pues claro, me dolió un poco”, concluyó.