Fiscal General tomó una decisión radical para su familia ante amenaza de Gustavo Petro

El presidente colombiano advirtió que él, como jefe de Estado, es el superior jerárquico de quien dirige dicho organismo

Compartir
Compartir articulo
Francisco Barbosa, fiscal general de la Nación. Colprensa.
Francisco Barbosa, fiscal general de la Nación. Colprensa.

Ante la afirmación del presidente Gustavo Petro, que señaló que por ser jefe de Estado es el superior jerárquico de la Fiscalía General de la Nación, en este momento liderada por Francisco Barbosa, este advirtió que su familia saldrá del país debido a lo que considera una amenaza del mandatario.

Barbosa, en rueda de prensa, aseguró que lo que hoy ocurrió es mucho más grave que una constituyente, que es un mecanismo que debe pasar por el Congreso de la República y tiene un control constitucional.

“Lo que hoy ocurrió es que un presidente de la República, básicamente, sometió a través de un comentario, de una frase, históricamente, que es el jefe del Fiscal General de la Nación porque es el jefe de Estado. Si fuera así, también la Corte Suprema de Justicia sería subalterna del presidente”, aseveró al recalcar que Petro iría hasta donde el pueblo lo exija y no hasta donde la Constitución Política lo permita.

De igual forma, invitó a Petro a escribir menos en Twitter y explique qué es lo que quiere para el país.

“Mas allá de trinos, lo invito a que le ponga la cara al país, como lo he hecho yo y los magistrados. No se si hablo con un robot. Diga lo que es su política en Colombia frente a la Constitución”, apuntó.

Según Barbosa, lo único que sabe es que hoy ejerce como fiscal General de la Nación sin las garantías necesarias para estar en este cargo.

“Hoy, toda la seguridad mía y la de mi familia en este momento está en riesgo. No tengo ninguna garantía de que no me vayan a asesinar en los próximos días o de que me vaya a ocurrir algo en Colombia, pero yo no soy un cobarde. No voy a huir de Colombia en un avión”, advirtió.

Anotó que se quedará en el cumplimiento de su gestión y le pondrá la cara a los colombianos.

“A los colombianos les diré que yo me quedo, como un colombiano mas, como ciudadano, que se siente orgulloso de haber nacido en este país, que se siente orgulloso de sus instituciones, que me siento orgulloso de la historia de mi familia, de mis padres, de mis abuelos, de mis bisabuelos, de todas las personas que me precedieron y fueron gente decente, que participaron activamente en la vida cotidiana de los colombianos, por todos los funcionarios que lo que hacen es trabajar en las regiones”, agregó.

Manifestó que “Colombia es una sola Colombia, no muchas”, y en ese sentido, como fiscal su labor es garantizar que la función que tiene, que es de investigar hechos constitutivos de delito y hechos relevantes que tengan la constitución de delito para que puedan resolverse pronto.

También anotó que se convocó a todos los directores seccionales del país para explicarles que siguen las funciones del servicio de justicia, que lo sucedido con Petro no significa la parálisis del Estado, sino que seguirá funcionando con tranquilidad y se tomarán las medidas legales para la protección de la entidad, ya que siente que esto es un atropello a la rama judicial y la Fiscalía General.

Anotó que se ven varias alternativas para defenderse, una de ellas la solicitud de medidas cautelares a la Corte Interamericana de parte de la Fiscalía. También se evaluarán denuncias penales.

El jalón de orejas de la Corte Suprema a Petro

Luego de que el presidente de la República, Gustavo Petro, usó el artículo 115 de la Carta Magna colombiana para reiterar que es el jefe del fiscal General de la Nación, Francisco Barbosa, recibió un vehemente llamado de atención de la Corte Suprema de Justicia.

El magistrado Fernando Castillo Cadena, presidente del alto tribunal y encargado junto a sus homólogos de elegir al dirigente del ente acusador tal y como estipula la Constitución, le recordó al primer mandatario que el fiscal, al pertenecer a la Rama Judicial, “no tiene superior jerárquico”.

En su declaratoria, el togado aseguró que quedó “inquietado” tras las declaraciones que Petro envió en la mañana del jueves 5 de mayo en el que, no solo aseguró que el fiscal Barbosa le debía subordinación, sino que lo cuestionó por interpretar de manera “errada” el artículo que usó para defenderse de los cuestionamientos que le llovieron tras sus afirmaciones, hechas desde Madrid, España.

“La Corte Suprema de Justicia registra con gran inquietud la errada interpretación del artículo 115 de la Constitución Política, realizada y difundida en las últimas horas por el señor presidente de la República, porque desconoce la autonomía e independencia judicial, cláusula fundacional de la democracia colombiana y pilar esencial del Estado social de Derecho”, aseveró el magistrado Castillo.