Roberto Carlo y el “clóset mediático”: la representación LGBT+ en medios tradicionales de comunicación

En exclusiva para Infobae México, el popular conductor habló sobre las consecuencias que tuvo hacer pública su orientación sexual, el efecto de “La Más Draga” en su carrera y su próxima participación en la Marcha del Orgullo de la CDMX

Guardar

Nuevo

Roberto Carlo ha participado en la conducción de los matutinos de televisión mexicana más importantes 
(Foto: Infobae México)
Roberto Carlo ha participado en la conducción de los matutinos de televisión mexicana más importantes (Foto: Infobae México)

La representación LGBT+ en los medios de comunicación tradicionales de México durante años estuvo condicionada a lo que muy pocas personas, desde directivos hasta patrocinadores, estereotiparon con personajes de nula trascendencia en telenovelas e incluso provocando que actores y conductores vivieran en un “clóset mediático”, pues su libertad de ser y amar a quienes ellos quisieran les podía costar la carrera.

Con cada nueva generación, las reglas se han ido transformando y, aunque la lucha es permanente porque los avances son diminutos a comparación de los privilegios que gozan otras personas, pequeños rayos de esperanza han comenzado a ocupar importantes lugares en las grandes empresas de telecomunicaciones del país.

Muestra de ello es Roberto Carlo, quien no solo se ha consagrado como una de las jóvenes promesas de la conducción de matutinos en tierra Azteca, sino que también es el nuevo ídolo LGBT+ masculino de México gracias a su trabajo y representación en la televisión así como en sus acciones benéficas a favor de la comunidad de la cual forma parte.

En exclusiva para Infobae México, el también actor, modelo y ahora cantante se sinceró sobre el difícil camino que recorrió para poder llegar a los espacios más importantes del país, los pros y contras que enfrentó al compartir con su público su orientación sexual así como de la importancia de tener representantes LGBT+ en medios tradicionales, que si bien tiene un público objetivo algo conservador, la visibilidad permite educar y cambiar paradigmas.

El popular conductor de televisión y realitys shows se sinceró en Infoabe México.

El conductor de matutinos como Sale El Sol -Imagen Televisión-, Hoy -Televisa Univision- o incluso el exitoso y viral reality show de Drag Queens La Más Draga -cuarta temporada- relató que si bien sus primeros años ejerció su profesión sin problema alguno, alcanzar el éxito juvenil con la telenovela Atrévete A Soñar, a lado de Danna Paola, le hizo pensar en el cuidado que tenía que tener en su vida personal y no tanto por la empresa, sino por la cantidad de niños y niñas que comenzaron a admirarlo.

“Mi paso por la televisión durante muchos años nunca fue mintiendo, porque yo jamás me inventé alguna historia para hacer creer otra cosa, porque conforme voy creciendo voy entendido lo que pasa, voy dándome cuenta de quién soy, hasta que un día me asumo como gay […] Cuando llego ya a la televisión nacional es donde me doy cuenta que ‘Sí, okay, ya estas en una telenovela que tiene un impacto enorme, está haciendo que todo mundo te conozca…'”, inició a relatar.

“Me di cuenta que tenía que tener cuidado con mi forma de ser porque no era bien visto por las marcas, por los medios, por la gente. Siempre supe que tenía que cuidar mi identidad porque me iban a rechazar, pero ahora iba a ser a mayor escala porque si no me iba a quedar sin trabajo”.

El “clóset mediático” y la importancia de tener representantes

Durante algunos años la vida personal del actual conductor de Vivalavi se mantuvo como dicha palabra lo clasifica, privada, pero compartir con el público lo que le gustaba, pero sobre todo a quién amaba -está comprometido con el famoso crítico de moda Rubén Kuri-, no solo era un paso de valentía importante para él, sino que al hacerlo se dio cuenta que había alguien detrás de cada pantalla que lo necesitaba y con ello se identificaba.

El popular conductor de televisión y realitys shows se sinceró en Infoabe México.
“Cuando yo le cuento a la gente quién soy, se abre un panorama muy bonito, porque mi salida del ‘clóset’ y lo entrecomillo porque yo no vivía en un clóset personal más bien era un clóset mediático, pero cuando lo hago fue por mí […] me doy cuenta de lo que importaba o lo importante que era para alguien más, para gente como yo que no se atrevía, para los papás que no entendían”.

Contenidos LGBT+, conducidos, producidos y consumidos por miembros de la comunidad: “La Más Draga” en la vida de Roberto Carlo

El fenómeno de reality show de Drag Queens más famoso de México y Latinoamérica ha cambiado la carrera artística de gran parte del talento que ha formado parte de el, muestra de ello ha sido el impulso de figuras como Lorena Herrera, Vanessa Claudio, Karla Díaz y ahora Roberto Carlo.

Sin embargo, para el intérprete de Salvaje el fenómeno no solo lo ha convertido en una figura pública muy querida dentro de la comunidad, sino que también le ha permitido formar lazos mucho más amplios, pues su conducción cada mañana en matutinos forma vínculos especiales con los televidentes, que estadísticamente son personas de más de 30 años de edad, a diferencia del público meta que tiene La Más Draga, convirtiendo a Roberto Carlo en un puente de comunicación entre dos generaciones.

El popular conductor de televisión y realitys shows se sinceró en Infoabe México.
“Eso fue maravilloso y me tiene tan contento, el haber podido juntar ahora sí que lo mejor de mis dos mundos. Capturar y entenderme con mi comunidad a través de La Más Draga que fue lo que me puso en el ojo a gran escala. Claro que hay un antes y un después de forma personal y de forma profesional; a partir de ello me permito quitarme esa masculinidad tóxica con la cual me formé por estar en los medios también, porque tenías que no ser amanerado, vestirte de tal forma pero yo acá me liberé en todos los sentidos”.

PapiRo, el alter ego y nombrado así por los fans del Drag mexicano -una posible referencia al máximo ídolo de la escena, RuPaul- sabe perfectamente que parte de su trabajo como presentador es entender a qué público se dirige y por ello su labor es diferente en proyectos de la comunidad al visto en televisión, sin embargo, la esencia es la misma pues después de ondear la bandera LGBT+ en un matutino de señal nacional -siendo el primero en hacerlo- su compromiso por una digna representación, fuera de estereotipos o dictámenes de productores y patrocinadores, es lo más importante.

“A cada audiencia se le habla de cierta forma, en las mañanas no salgo vestido como lo hago cuando hago PapiRo, porque ni es el lugar para mí, ni es la audiencia, algunos tienen que saber adaptarse pero eso es parte de los proyectos que tienen requerimientos, no significa que yo ya deje de ser yo […] no me hace ni más ni menos, simplemente vivo la vida que quiero vivir sin temor a nada. Hoy no me importan ni tantito el qué dirán”.
El popular conductor de televisión y realitys shows se sinceró en Infoabe México.

El conductor oficial de la XLIV Marcha del Orgullo LGBTTTIQ+ de la Ciudad de México

En menos de un año el panorama para el conductor se ha modificado, pues tras todos los logros mencionados el Comité IncluyenT ha hecho oficial la participación de Roberto Carlo en la marcha cien por ciento presencial, que significa el retorno tras dos años de ausencia debido a la COVID-19. Sobre ello él comentó:

“Me hace muy feliz y me emociona tanto estar en esta marcha de forma presencial, en el escenario principal, de poder gritar junto a toda mi comunidad lo orgullo de ser quien soy, de compartir este día lleno de color porque además ha sido un año de mucho crecimiento”, agregó.

El conductor es de los más esperados
(Foto: Instagram/@robertocarlomx)
El conductor es de los más esperados (Foto: Instagram/@robertocarlomx)

La representación digna de miembros de la comunidad LGBTTTIQ+ en medios tradicionales de comunicación sigue siendo importante, porque al contrario de lo que nuevas generaciones que consumen vía streaming o en plataformas digitales puedan llegar a pensar, tener visibilidad en lugares consumidos por “la vieja escuela” puede ser uno de los más grandes aciertos y fórmulas para educar y así lograr respeto sin importar las diferencias de edad.

SEGUIR LEYENDO:

Guardar

Nuevo