La Casa Blanca confirmó el viaje de Lula da Silva para el próximo 10 de febrero

Los mandatarios hablarán sobre el apoyo “inquebrantable” de EEUU a la democracia brasileña y cómo los dos países pueden continuar el trabajo conjunto para promover la inclusión y los valores democráticos

Guardar

Nuevo

Lula da Silva y Joe Biden
Lula da Silva y Joe Biden

La Casa Blanca confirmó este martes que el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, visitará Washington el 10 de febrero para reunirse con su homólogo estadounidense, Joe Biden, en un viaje que tiene como objetivo fortalecer las relaciones bilaterales.

Durante su encuentro, Lula y Biden hablarán sobre el apoyo “inquebrantable” de EEUU a la democracia brasileña y cómo los dos países pueden continuar el trabajo conjunto para promover la inclusión y los valores democráticos, especialmente de cara a la cumbre virtual por la democracia que se celebrará en marzo, informó en un comunicado la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre.

Ambos también abordarán cómo seguir actuando juntos frente a desafíos comunes como el cambio climático, la seguridad alimenticia, el fortalecimiento de la paz y de la seguridad, o la gestión de la inmigración regional.

Lula ya había avanzado que su visita iba a tener lugar el 10 de febrero, pero desde Washington no se había confirmado hasta ahora la fecha.

Se desconoce si Biden y Lula hablarán sobre la situación del ex presidente de Brasil Jair Bolsonaro, quien actualmente se encuentra en EE.UU. y sobre el que la Casa Blanca está evitando las preguntas acerca del visado que pidió para quedarse en el país.

Su presencia en EEUU ha despertado el malestar de algunos legisladores del Partido Demócrata, al que pertenece Biden, que creen que el país no debería dar refugio a Bolsonaro después de que miles de sus partidarios asaltaran el pasado 8 de enero las sedes del Congreso, la Presidencia y el Supremo de Brasil.

El mismo día del asalto de los bolsonaristas, Biden condenó el ataque; y un día después trasladó a Lula por teléfono el “apoyo inquebrantable” de EEUU a la democracia de Brasil y a la voluntad que los brasileños expresaron en las elecciones presidenciales de octubre al elegir a Lula, informó entonces la Casa Blanca.

Por otra parte, Jair Bolsonaro ha solicitado una visa de turista de seis meses para permanecer en Estados Unidos, dijo su abogado el lunes, a pesar de los llamamientos para que se revoque cualquier visado estadounidense que tenga el ex mandatario tras el intento de golpe de Estado en Brasilia.

Estados Unidos recibió la petición el viernes, dijo su representante legal, Felipe Alexandre, quien agregó que Bolsonaro permanecerá en ese país mientras su solicitud esté pendiente.

“A él le gustaría tomarse un tiempo libre, despejar su cabeza y disfrutar de ser un turista en Estados Unidos durante unos meses antes de decidir cuál será su próximo paso”, afirmó Alexandre en una respuesta por correo electrónico a Reuters.

Con información de EFE

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo