Se cumple más de un mes de la desaparición del piloto colombiano que cubría la ruta Bahamas - Venezuela

Sebastián Humberto Sánchez Araújo, de 19 años, despegó el pasado 4 de septiembre desde Georgetown con rumbo al vecino país, desde entonces se desconoce su paradero

Se cumple más de un mes de la desaparición del piloto colombiano Sebastián Sánchez, que cubría la ruta Bahamas - Venezuela.
Se cumple más de un mes de la desaparición del piloto colombiano Sebastián Sánchez, que cubría la ruta Bahamas - Venezuela.

Tras varias semanas de la desaparición del aeronauta colombiano en aguas del Caribe, autoridades nacionales dieron apertura a una investigación internacional, para establecer el lugar en el que se perdió conexión con el vuelo que manejaba Sánchez.

Su padre, el polémico exalcalde de San Vicente del Caguán, Humberto Sánchez, habló el pasado 13 de octubre en entrevista con el medio local Lente Regional y entre lágrimas señaló que su hijo, una destacada promesa de la aviación comercial desapareció cuando realizaba un vuelo proveniente desde las islas Bahamas.

“Mi hijo tiene 19 años, está desaparecido desde hace un mes y una semana, ya se presentó la denuncia ante la Fiscalía y se espera que haya colaboración de las autoridades del país y de Bahamas para avanzar en la búsqueda”, detalló el padre del piloto.

De acuerdo con información de la revista Semana, este joven, oriundo del departamento del Caquetá, estudió su carrera de piloto en Estados Unidos. En 2019 ingresó en la Epic Flight Academy, de Florida, y un año después obtuvo su licencia para lograr su sueño de recorrer mares y conocer el mundo.

En medio de su lucha por cumplir sus objetivos y tras los desafíos de la crisis de la pandemia, Sánchez Araújo, en marzo de este año, consiguió ser piloto comercial, paso que le ayudó a desempeñarse por temporadas en vuelos chárter por países como República Dominicana y las Bahamas.

Antes de emprender el vuelo que lo tiene lejos de su familia, Sebastián pasó todo agosto en Colombia, cuando fue contactado para realizar el viaje del que no ha regresado.

Según el medio bogotano, el día que Sebastián partió de las Bahamas, tuvo comunicación durante la primera media hora del trayecto, luego de este tiempo no se supo más de él. Desde entonces su padre ha movido cielo y tierra para encontrarlo.

“Humberto Sánchez no es ningún papá ciego, él no descarta ninguna hipótesis, ha hablado con la Policía, con la Interpol, con la DEA, lo ha buscado en hospitales, pero Sebastián no aparece por ninguna parte”, señaló en Semana, la periodista Salud Hernández.

El padre del joven, quien dialogó con el mismo medio, confiesa que llegó a plantearse la posibilidad de que estuviera preso; pero abogados consultados por la familia constataron que en ninguno de los países de la zona él figura como detenido.

Ante el caso, Semana indicó en su informe que existen posibilidades de que Sebastián hubiera sido engañado y utilizado por grupos de narcotraficantes que utilizan a pilotos jóvenes para el transporte de drogas entre Centro América y Venezuela, en tema denominado “vuelos negros”.

“Les pintan pajaritos y los enredan, porque son jóvenes con ganas de trabajar”, expresó el exalcalde a Semana.

Además, en medio de su desespero, Humberto indicó que logró ingresar a las redes sociales de su hijo para investigar si habló con alguien acerca de ese vuelo.

“Conseguí meterme en sus redes sociales para ver si arrojaba algún dato que ayudara a encontrarlo. Pero solo hay una conversación con un amigo al que le manda unas coordenadas. Quizá sea un indicativo de que algo sospechaba”, sostuvo Sánchez.

Humberto, quien fue alcalde de San Vicente del Caguán por el Centro Democrático, en los años en los que se dieron los diálogos de paz en la Habana, y quien tomó protagonismo por sus férreas críticas a dicho proceso y de criticar con dureza a la guerrilla y el Gobierno del momento, confiesa que espera que el estado venezolano coopere en la investigación que se adelanta para encontrar a su hijo, pues presume que él pudo tener como fin llegar al estado de Apuré, zona conocida por la proliferación de laboratorios de cocaína y las pistas clandestinas.


SEGUIR LEYENDO



TE PUEDE INTERESAR