Tras asumir la presidencia de Ecuador, Daniel Noboa almorzó en Carondelet y su vice en un mercado de Quito

Se ha hablado de una ruptura política entre Noboa y Verónica Abad. El mandatario ha sido frío y distante con ella en los eventos públicos

Compartir
Compartir articulo
Verónica Abad no asistió al almuerzo de bienvenida en la sede del gobierno y organizó un encuentro en un mercado de la capital.

En el mercado de Iñaquito, en pleno centro financiero de Quito, al menos 400 personas esperaron a Verónica Abad, nueva vicepresidenta de Ecuador. Esta primera actividad oficial de la vicemandataria causa sorpresa, pues a la misma hora se celebró en el Palacio de Carondelet, a 30 minutos del lugar, un almuerzo de bienvenida para Daniel Noboa y otros 600 invitados.

Desde que ganaron las elecciones, se ha rumorado una ruptura política entre Abad y el nuevo presidente de Ecuador. Esta actividad paralela, completamente organizada con anticipación, lo confirmaría pues o no invitaron a la vice al almuerzo de bienvenida o ella decidió no ir. Esto no ha sido aclarado hasta el momento.

En el mercado se desplegó una seguridad de unos 100 policías. Hubo control de entrada, al menos tres anillos de seguridad y unos 30 policías en el interior del mercado. También hubo un grupo de personas de apoyo y gente con camisetas y pañoletas de la organización de Noboa.

Al menos 400 personas esperan la llegada de Verónica Abad, vicepresidenta de Ecuador. (Infobae)
Al menos 400 personas esperan la llegada de Verónica Abad, vicepresidenta de Ecuador. (Infobae)

Los simpatizantes del flamante presidente y de la vicepresidenta esperan a Abad y gritaron consignas a su favor: “Verito mi vice el pueblo te bendice”, se escuchó en el mercado capitalino.

En los eventos públicos, como en la entrega de credenciales del Consejo Nacional Electoral del pasado 15 de noviembre, así como en la ceremonia de cambio de mando, Daniel Noboa ha mantenido una actitud distante y fría con la vicepresidenta. Desde la campaña presidencial de segunda vuelta, Abad ha sido fuertemente cuestionada por sus declaraciones de extrema derecha, más recientemente mantuvo una reunión con los líderes del partido VOX de España. Cuando la Canciller designada, Gabriela Sommerfeld, fue consultada sobre dicha reunión de Abad en España respondió que la vicepresidenta debe dar cuentas de ese encuentro y que no estaba enterada sobre esa cita.

En el centro del patio de comidas del mercado se ha instalado la mesa que recibirá a Verónica Abad
En el centro del patio de comidas del mercado se ha instalado la mesa que recibirá a Verónica Abad

A pesar de estos antecedentes, Verónica Abad ha sostenido que tiene muy buena relación con el nuevo presidente de Ecuador. Tras la ceremonia de asunción, Abad dijo a Radio Centro que tanto ella como Noboa están comprometidos en trabajar en lo que han ofrecido al país.

Por su parte, Roberto Izurieta, que ha sido anunciado como Secretario de Comunicación, dijo a Teleamazonas que él “no ve” un distanciamiento entre Noboa y Abad. En declaraciones para los medios, durante el almuerzo, Verónica Abad dijo que no existe ninguna ruptura entre ambos pues de ser así estarían incumpliendo la promesa que han hecho a los ecuatorianos: “Siempre hemos llevado un trabajo muy profesional con el presidente. Mientras nuestros acuerdos de proteger el plan de gobierno, de dar plena seguridad, se cumplan creo que los ecuatorianos estaremos contentos”, dijo.

La mesa en la que almorzará Verónica Abad, vicepresidenta de Ecuador. (Infobae)
La mesa en la que almorzará Verónica Abad, vicepresidenta de Ecuador. (Infobae)

Sobre este evento paralelo realizado por Abad, fuentes de la Cancillería dijeron a Infobae que es “imposible” que la vicemandataria no haya sido invitada al almuerzo de bienvenida en la sede del gobierno. Esto confimaría que Abad rechazó la invitación y organizó otro encuentro por su cuenta. Por el nivel logístico desplegado en el mercado se evidenció que no fue un almuerzo improvisado.

Tras arribar a la sede de gobierno, Daniel Noboa y la primera dama Lavinia Valbonesi saludaron a los simpatizantes que los esperaban en la Plaza Grande, en el centro histórico de Quito. Mientras el mandatario y su esposa recibían los honores protocolarios, su hijo Álvaro de casi dos años se llevó la atención de las cámaras pues aplaudía y se movía al ritmo de las notas del Himno Nacional.

Daniel Noboa saludó a una multitud que lo esperaba en la Plaza Grande de Quito. (REUTERS/Cristina Vega)
Daniel Noboa saludó a una multitud que lo esperaba en la Plaza Grande de Quito. (REUTERS/Cristina Vega)

En el Palacio de Carondelet, informó la Cancillería y la Presidencia, el nuevo presidente se reunió con su homólogo colombiano Gustavo Petro. En la cita se tratan varios temas para reforzar la relación bilateral. El jefe de Estado del vecino país fue el único mandatario en asistir a la ceremonia de transmisión de mando en Ecuador. Luis Arce, de Bolivia, había confirmado su presencia pero canceló a última hora.