Este martes la Policía de Nicaragua confirmó que liberó a los más de 200 estudiantes que fueron detenidos los últimos días en el marco de las masivas protestas contra el régimen de Daniel Ortega. Sin embargo, los jóvenes denunciaron que fueron brutalmente torturados por las fuerzas de seguridad.

Uno de ellos, cuya identidad no ha sido revelada, relató cómo fue la golpiza que recibieron. "Fueron tres horas de tortura, golpes, patadas, hicieron filas para patearnos", relató uno de los estudiantes que estuvo detenido por manifestarse contra el Gobierno.

Pese a haber sido aprehendido y torturado, aclaró que no lograron intimidarlo y que seguirá movilizándose: "No me siento intimidado, voy a continuar. Después de lo que yo vi en la uni… vi cómo saqueaba todo la juventud sandinista. No me voy a quedar callado ahora menos".

Un estudiante nicaragüense relató como fueron torturados en prisión por la Policía
Un estudiante nicaragüense relató como fueron torturados en prisión por la Policía

La Policía Nacional dijo este martes que concluyó el proceso de liberación de los detenidos durante las protestas. Una de las condiciones planteadas por los empresarios y la Iglesia para iniciar un diálogo y superar una crisis que deja ya 28 muertos, según organizaciones humanitarias.

"Nuestra institución inició la puesta en libertad de las personas detenidas por las graves alteraciones al orden público ocurridas en los últimos días (…) este proceso concluyó a las ocho y treinta minutos de la mañana del día de hoy martes", señaló la Policía nicaragüense en un comunicado.

Lo que no detallaron las autoridades es de qué manera liberaron a los detenidos. Un video publicado en las redes sociales muestra a decenas de jóvenes al costado de una ruta luego de su liberación. Según denuncian, fueron abandonados a un par de kilómetros del centro de Managua.

Así fueron abandonados los jóvenes liberados a un costado de una ruta

Los empresarios condicionaron un diálogo con la mediación de la Iglesia planteado por el presidente Ortega, al "cese de la represión" de las manifestaciones contra una reforma a la seguridad social, derogada el domingo, y a la liberación de los detenidos, cuya cifra es incierta, pero se estima que es superior a 200.

La vicepresidenta nicaragüense, Rosario Murillo, afirmó el lunes, horas antes de una multitudinaria manifestación nacional que pidió su salida y la de Ortega del poder, que a solicitud del cardenal Leopoldo Brenes, la Policía estaba liberando "a personas que estaban detenidas", sin dar un número, estableciendo así "las bases para el diálogo".

La Policía detalló en su comunicado de este martes que liberó a manifestantes en las ciudades de Managua, Masaya, Granada, Chinandega, León y Carazo.

La Policía reprimió las protestas de la población civil (Reuters)
La Policía reprimió las protestas de la población civil (Reuters)

En las redes sociales comenzaron a aparecer este día videos en los que los manifestantes que estaban detenidos relatan cómo fueron golpeados por los policías, lo bien que fueron atendidos por los reos, y denuncia el arresto a menores de edad, lo que está prohibido por la legislación nicaragüense.

El anuncio policial de la liberación de detenidos se produjo mientras los estudiantes universitarios organizaban un plantón para reclamar la libertad de los manifestantes, en el portón de la cárcel El Chipote, en Managua.

Las protestas contra el Gobierno de Nicaragua iniciaron hace siete días por el tema de la reforma a la seguridad social pero pasaron a otro nivel y ahora los manifestantes reclaman la salida de Ortega del poder, después de 11 años, con acusaciones de abuso de poder y corrupción.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: