La Casa Blanca buscará mantener bajos los precios de la gasolina en EE.UU.

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki. EFE/EPA/CHRIS KLEPONIS / POOL
La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki. EFE/EPA/CHRIS KLEPONIS / POOL

Washington, 4 oct (EFE).- La Casa Blanca aseguró este lunes que utilizará "todas las herramientas" para garantizar que los precios de la gasolina en EE.UU. se mantengan bajos, después de que la OPEP y sus aliados acordaran elevar su producción conjunta en 400.000 barriles diarios.
Preguntada por la decisión de la alianza OPEP+, la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, explicó que, pese a que su país no pertenece a esa organización, sí ha instado a sus socios que forman parte de ese mecanismo para buscar una "solución de compromiso" que permita que la producción crezca como hace meses.
"Vamos a seguir utilizando todas las herramientas a nuestra disposición, incluso si no somos miembros de la OPEP, para asegurarnos de que podemos mantener bajos los precios de la gasolina para el público estadounidense", afirmó Psaki.
Los 23 ministros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y de las naciones productoras que no conforman este organismo decidieron este lunes mantener una política de cautela y aumentar el bombeo tal y como lo acordaron en julio pasado.
Mediante el mecanismo definido en julio, OPEP+ prevé devolver paulatinamente al mercado los barriles que retiró en 2020, cuando pactó un gran recorte de la producción, de 9,7 millones de barriles diarios (mbd), que equivale a cerca del 10 % de la oferta mundial.
Tras conocerse la decisión de la OPEP+, el petróleo intermedio de Texas (WTI), de referencia en Estados Unidos, cerró con un alza del 2,3 % y se situó en 77,62 dólares.
Psaki aclaró que el alza de los precios de la gasolina en algunas zonas de EE.UU. se debe "en parte" al efecto en septiembre del huracán Ida, que impactó con fuerza el sur y la costa este estadounidense causando decenas de muertos y millonarias pérdidas materiales.
Además de mencionar el trabajo "las 24 horas del días" para restablecer el servicio de electricidad en los lugares aún afectados por Ida, Psaki aseguró que el Departamento de Energía autorizó el uso de "varios millones de barriles" de la Reserva Estratégica de Petróleo del país.
"No somos miembros de la OPEP, pero también estamos tomando una serie de medidas y hemos planeado protegernos contra el aumento de precios aquí", agregó la portavoz, que aludió además a una declaración de emergencia usada con motivo de la pandemia que permitió flexibilizar el horario de los conductores de camiones.