México pierde 12.000 millones de dólares por falta de inversión en renovables

Vista general del Parque Eólico Pier II durante la inauguración del mismo en el municipio de Esperanza, en el estado mexicano de Puebla. EFE/José Méndez/Archivo
Vista general del Parque Eólico Pier II durante la inauguración del mismo en el municipio de Esperanza, en el estado mexicano de Puebla. EFE/José Méndez/Archivo

México, 18 jun (EFE).- El impacto económico estimado por la falta de inversión en la generación de energía renovable en México es de alrededor de unos 12.000 millones de dólares, estimaron este jueves expertos del sector.
"Es un poco aventurado decir cuanto se está perdiendo en inversión, pero anualmente las subastas de energía eléctrica de largo plazo comprometieron inversiones por alrededor de 3.000 millones de dólares", dijo en conferencia Víctor Ramírez, vocero de la Plataforma México, Clima y Energía (PMCE).
Entonces, "si pensamos que se canceló 2018, no se convocó en 2019 y no hay convocatoria en 2020 estamos hablando que hemos perdido en inversión en esos tres años solamente alrededor de 9.000 millones de dólares".
Pero además, si se toman en cuenta otras dos líneas de transmisión que eran de alrededor de 1.500 millones de dólares cada una, estamos hablando de unos 12.000 millones de dólares, puntualizó el representante de PMCE.
Dijo que esa cantidad de dinero "pudo haber llegado a México y pudo haber generado costos de energía eléctrica más bajos", además de ayudar al país a alcanzar sus compromisos internacionales de mitigación de emisiones contaminantes para el 2021.
"Son inversiones que no se están dando y en cambio estamos tendiendo a encarecer o a tener que subsidiar el consumo de energía eléctrica en el país", apuntó Ramírez durante su participación en el la conferencia: "Panorama actual del sector eléctrico: análisis de los cambios recientes y sus impactos".
El 1 de febrero de 2019, el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) de México canceló definitivamente la subasta de largo plazo 2018 tras suspenderla de manera provisional meses antes bajo el argumento de que se revisarían sus objetivos y alcances.
El Cenace llevó a cabo las subastas eléctricas de largo plazo con el objetivo de asignar contratos de cobertura eléctrica para la compraventa de potencia, energía eléctrica y certificados de energías limpias (CEL).
LLUVIA DE AMPAROS
Sobre la nueva política de energía eléctrica que ha impulsado el actual Gobierno mexicano, la cual limita la generación energías renovables y aumenta el costo de generar electricidad, Ramírez refirió que, hasta la fecha, suma más de 40 amparos.
"Es complicado porque existen proyectos que se pudieron haber amparado hasta tres veces", apuntó el experto y recordó que existen amparos que "no son de empresas sino de ciudadanos" y organizaciones ambientalistas.
Estos amparaos son tanto para el acuerdo del 29 de abril del Cenace como por la política de la Secretaría de Energía (Sener) del 15 de mayo, que priorizan la generación de electricidad de la estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE).
También, explicó, se están amparando contra el aumento de la Comisión Reguladora de Energía (CRE) que la semana pasada incrementó hasta 775 % en las tarifas de porteo que deben pagar las centrales eléctricas, incluyendo renovables, a la CFE.
LA CFE DEL FUTURO
En tanto, Paul Alejandro Sánchez, director en Ombudsman Energía México, dijo que hay dejar de pensar en CFE "céntricamente" y comenzar empezar "a ver cuáles son las perdidas que tenemos" para visualizar a la empresa en un futuro.
Sobre el incremento en los costos de energía, el especialista señaló que "pega a la competitividad a nivel país".
Recordó que las subastas eléctricas lo que estaban haciendo "era permitir bajar esos costos de alguna manera".
"La CFE termina costándonos mas a todos como sociedad y no sólo en términos de costos de energía, sino en competitividad", por ello llamó a pensar las maneras de cómo hacer rentable el sector y cómo hacer la energía eléctrica "mas barata y sostenible" en el tiempo.
Sánchez calificó como un error de la CFE concentrarse en la venta o la generación de energía en lugar de mantener las redes.
"Pensar que la generación de energía es lo mas importante no es cierto, lo mas importante es invertir y robustecer la redes, ampliarlas, y hacer mucho más eficiente un modelo (...) así la CFE tendría garantizado, de por vida, los ingresos, si invirtiera en más líneas de transmisión", apuntó Sánchez Campos.
Para el especialista, la "CFE del futuro" debe concentrarse en ser "la empresa de transmisión mas robusta, más eficiente y que genere las mejores maneras de llevar energía a todos los mexicanos".

MAS NOTICIAS