BERLÍN (AP) — Santa se echó un clavado en Berlín.

Un buzo vestido como Papá Noel y su acompañante vestido de ángel se sumergieron el jueves en un tanque en el acuario Sea Life de Berlín para ofrecer a los animales acuáticos algo de alegría decembrina.

La alimentación festiva de los tiburones, mantarrayas y otros animales acuáticos se ha convertido en un evento anual en el acuario, que es hogar de unas 5.000 criaturas subacuáticas.