Foto de archivo de manifestantes con banderas de equipos de fútbol en una marcha en Santiago contra el gobierno de Chile. Nov 8, 2019. REUTERS/Henry Romero
Foto de archivo de manifestantes con banderas de equipos de fútbol en una marcha en Santiago contra el gobierno de Chile. Nov 8, 2019. REUTERS/Henry Romero

SANTIAGO, 22 nov (Reuters) - La Asociación de Fútbol Profesional de Chile decidió suspender los partidos de las ligas locales programados para el fin de semana por razones de seguridad en medio de las protestas que sacuden hace un mes al país sudamericano.

Más temprano, un partido de la primera división que se jugaba en Santiago en el reinicio del torneo local fue suspendido luego de que un grupo de encapuchados ingresó al estadio de manera violenta.

"No hay disponibilidad de contingentes policiales necesarios para garantizar el resguardo del orden y la seguridad pública en los alrededores de los estadios donde se disputarán los partidos de nuestros campeonatos profesionales programados para el presente fin de semana", dijo la ANFP en un comunicado.

Con esto, el organismo suspendió el resto de partidos de la "duodécima fecha de la segunda rueda de la Primera División, la vigésimo novena de la Primera B y los partidos de la octava jornada de las liguillas de Segunda División".

El torneo estaba detenido desde mediados de octubre, cuando estallaron las fuertes movilizaciones que llevaron al gobierno a decretar Estado de Emergencia durante varios días en Santiago y gran parte del país.

Dirigentes locales esperaban que la actividad futbolística pudiera retomarse a partir de este viernes, pero las "barras bravas" de los equipos más grandes se oponen a su reinicio. El partido entre Unión La Calera y Deportes Iquique se jugaba en el estadio La Florida, en el suroriente de Santiago.

Después de los incidentes, en que encapuchados llegaron incluso hasta la cancha forzando a los jugadores a resguardarse en los vestuarios, el sindicato de futbolistas llamó a suspender todos los partidos.

"Les hemos dicho a nuestros compañeros que no viajen a sus respectivos partidos. No está la seguridad. Hoy se vieron sobrepasados por un grupo minoritario", dijo el presidente del gremio, Gamadiel García, citado en la prensa local.

Sin embargo, la jornada continuó poco después con el encuentro entre Cobresal y Unión Española, en la norteña ciudad de El Salvador.

El sábado estaba previsto que jugara Colo Colo, el equipo más popular del país, en el estadio Monumental de Santiago, mientras que para el domingo estaba programado el encuentro entre Universidad de Chile, otro de los clubes grandes, y Huachipato en la sureña ciudad de Talcahuano.

Las movilizaciones sociales en Chile, las mayores desde el retorno a la democracia hace casi 30 años, han dejado más de 20 muertos, miles de heridos y detenidos.

(Reporte de Natalia Ramos y Fabián Andrés Cambero. Editado por Rodrigo Charme)