La Cruz Roja internacional expresó “serias preocupaciones” por la destitución de su presidente en Venezuela

Una sentencia del Tribunal Supremo de la dictadura chavista ordenó “el cese” de Mario Villarroel, de 75 años, que llevaba 45 en el cargo. Diosdado Cabello lo había acusado de “conspirar” contra el régimen y de “actividad mafiosa” en el manejo de fondos

Compartir
Compartir articulo
Miguel Villarroel, Vicepresidente de la Federación Internacional de la Cruz Roja y Mario Villarroel, Presidente de la Cruz Roja de Venezuela. REUTERS/Manaure Quintero
Miguel Villarroel, Vicepresidente de la Federación Internacional de la Cruz Roja y Mario Villarroel, Presidente de la Cruz Roja de Venezuela. REUTERS/Manaure Quintero

La decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) del régimen de Nicolás Maduro en Venezuela de destituir al presidente de la Cruz Roja en el país suscita “serias preocupaciones” respecto a la independencia de la organización en esa nación suramericana, advirtió este miércoles su sede internacional.

La Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja (IFRC), con sede en Ginebra, está “al tanto de la implicación de las autoridades gubernamentales en la reorganización de la dirección y del consejo de administración de la Cruz Roja venezolana”, según declaró en un correo enviado a la AFP.

“Cualquier intervención gubernamental en nuestras Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja suscita serias preocupaciones en cuanto a su independencia y trabajo humanitario (...) y será tratado con la mayor importancia”, subrayó.

Una sentencia divulgada el pasado viernes por el TSJ ordenó “el cese” del presidente de la Cruz Roja Venezolana, Mario Villarroel, de 75 años, que llevaba 45 años en el cargo.

La autoridad judicial acusó a Villarroel de “acoso y maltrato” a voluntarios y trabajadores.

La medida fue tomada después de que Diosdado Cabello, número dos del régimen y primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) tras el dictador Nicolás Maduro, acusara a Villarroel de “conspirar” contra el régimen y de “actividad mafiosa” en el manejo de fondos.

El vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello. REUTERS/Leonardo Fernández Viloria
El vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello. REUTERS/Leonardo Fernández Viloria

El máximo tribunal de la dictadura designó a Ricardo Cusanno, ex presidente de la patronal Fedecámaras, como responsable de reorganizar y modernizar la estructura y el funcionamiento de la organización.

La IFRC, que supervisa a 191 Sociedades Nacionales, recordó que disponía de “sus propios mecanismos para abordar situaciones en las que pueda considerarse que una Sociedad Nacional miembro incumple nuestros principios fundamentales”.

La organización aseguró asimismo que “esta semana enviará a Caracas a altos funcionarios que se unirán a su delegación permanente en el país para ocuparse de los acontecimientos en curso”.

La IFRC afirmó que su máxima prioridad era “proteger el papel fundamental de la Cruz Roja Venezolana y de sus voluntarios y personal en el país”.

“Su acción humanitaria neutral, imparcial e independiente ha sido esencial para salvar vidas”, sentenció.

(Con información de AFP)

Seguir leyendo: