Francisco y la Jornada Mundial de la Juventud en Portugal

El Papa visitó Lisboa y agradeció a los jóvenes por el esfuerzo de viajar a Cascais

Guardar

Nuevo

El Papa Francisco saluda mientras se reúne con la gente en la Capilla de las Apariciones del Santuario de Nuestra Señora de Fátima, durante su viaje apostólico a Portugal con motivo de la XXXVII Jornada Mundial de la Juventud
El Papa Francisco saluda mientras se reúne con la gente en la Capilla de las Apariciones del Santuario de Nuestra Señora de Fátima, durante su viaje apostólico a Portugal con motivo de la XXXVII Jornada Mundial de la Juventud

“En el Génesis, las primeras preguntas que Dios hace al hombre son: «¿Dónde estás?» (3,9) y «¿Dónde está tu hermano?» (4,9).”

25 de Abril

Esta é a madrugada que eu esperava

O dia inicial inteiro e limpo

Onde emergimos da noite e do silêncio

E livres habitamos a substância do tempo.

Sophia de Mello Breyner Andresen, O Nome das Coisas, 1974

José María Del Corral y Enrique Palmeyro, quienes presiden el Movimiento Internacional Scholas Occurrentes le agradecieron al Papa Francisco y a los organizadores de la Jornada Mundial de la Juventud Lisboa 2023 “por el esfuerzo de venir a Cascais -donde se encuentra una de las más de cien sedes que la organización cuenta en el mundo- y compartir con nosotros -dijeron- esta experiencia educativa que nos está cambiando la vida y que nos devuelve un Sentido para ponernos de pie y seguir luchando por la integración y por la promoción de los valores humanos”.

“Una de las jornadas más bellas de las vividas en la última década, con una multitud de medio millón de peregrinos en su mayoría pibas y pibes de distintos países, desbordantes de entusiasmo que participaron de modo intenso en realizaciones deportivas, de debate y artísticas” -dijo Palmeyro a Infobae.

Recordemos una vez más que Bergoglio, cuando era Arzobispo de Buenos Aires, sintió que el verdadero camino de los cristianos es la integración de los mundos divididos por las diferencias sociales. Sintió la necesidad de transformar la enemistad e indiferencia en amistad y fraternidad. Y para hacer esa revolución cultural había que comenzar por la educación. Entonces convocó a sus amigos José María del Corral y Enrique Palmeyro, docentes ambos y así nació en Buenos Aires la entidad llamada Escuelas vecinas hoy Scholas Occurrentes.

Dijo Jose Maria del Corral que “el proyecto Vida Entre Mundos plasmó la visión pedagógica del Papa Francisco al resaltar la importancia del lugar “donde acontece el encuentro entre las personas, entre las personas y el mundo, entre el mundo y la vida, ahí es, donde la vida recupera su sentido.”

“Somos uno”, dijo el Papa

“Seamos uno”, dijo el Papa en el discurso inaugural de las Jornadas en Cascais. Los hijos de unos y otros que en la mayor parte de los casos por el azar de la lotería genética o de la lotería social se encuentran en una u otra orilla del río son invitados a la comunión. Entre esos mundos el Papa Francisco tendió un puente ancho donde entran todos, creyentes y no creyentes, católicos, judíos o musulmanes, como dijo Cristo “todos”: Scholas Ocurrentes. En ese puente está el punto donde las jóvenes generaciones del mundo se pueden encontrar y así lo vienen haciendo desde hace diez años en las más diversas localidades del centro y de la periferia del planeta. Donde todos los días se juega un Mundial, “sin goles en contra” dijo el Papa Francisco en Calcais, sin trampas, donde el partido no esta partido, es un todo en la diversidad con una “meta” -como señaló también Francisco en su reciente encuentro con los universitarios, iniciando un camino juntos hacia un mundo unido, “poliédrico”, soldado pero diferente, intercultural, multiétnico, multilateral. Los pibes y las pibas se hacen en el encuentro dialogando en la práctica del deporte, del pensamiento y del arte y nunca dejan de participar en celebrando lo hecho. El arte ocupa un lugar importante, kilómetros de mural y muchos litros de pintura.

Un mural que representa el paso del Caos al Cosmos

Como parte de la actividad artística compartida en estos encuentros interreligiosos, intergeneracionales e interculturales, durante la preparación para la visita del Papa Francisco a la comunidad de Scholas en Cascais, Portugal se programó la realización de un mural en el cual Francisco durante su visita dio la pincelada final. Un mural hecho por jóvenes a lo que se sumaron inmigrantes, trabajadores, referentes del mundo de la educación, el arte y el deporte, adultos mayores, jóvenes en prisión y desplazados sumando un total de alrededor de 2000 participantes. “Este mural va a unir el mundo real con el virtual”, dijo José Maria del Corral.

Tiene 3 kilómetros y medio de longitud, simbólicamente es una suerte de Capilla Sixtina según dijo Francisco y representa lo que en la Creación del Universo fue el paso del caos al cosmos, del caos al orden. El 3 de agosto todos los participantes de Scholas en los diversos lugares del mundo pudieron seguir la participación del Papa y su trazo final.

En su diálogo con los jóvenes hizo una analogía entre el paso del caos del universo al cosmos y los momentos de caos que vivimos los seres humanos. “todos atravesamos momentos de oscuridad en nuestras vidas” y agregó: “…quién no ha vivido momentos de caos en su vida es porque vivió una vida “destilada”.

La reunión con jóvenes universitarios

En la reunión que mantuvo el Santo Padre el 4 de agosto con docentes y estudiantes universitarios dijo que aún en el mundo el acceso a los niveles terciarios está reservado para una minoría y agregó: “La instrucción superior de la universidad no puede ser un privilegio para unos pocos!”.

Volviendo a la expresión que sirve de título a estas Jornadas en Cascais digamos que tiene un profundo sentido, describe toda una pedagogía, la pedagogía del encuentro pero no ya solamente del encuentro de un yo y tu sino de un nosotros con muchos otros nosotros.

La experiencia de Scholas Ocurrentes demuestra que en el comportamiento de la vida de las personas el “tener” fe en Dios o no fe no es una cuestión baladí. La fe aumenta la proximidad y el amor de los unos a los otros. En cambio la negación de Dios, crea un vacío existencial muy grande que tiene incidencias negativas en la vida. Ello sin perjuicio sino al contrario de que quien no cree participe del pueblo de Dios. La Iglesia no tiene puertas, dice Francisco. Pero también es verdad que la negación generalmente lo inclina al egoísmo, a la ansiedad por llenar esa inmensa falta, generalmente a la posesión de cosas que nunca alcanzan para satisfacer el deseo de la negatividad y a la repetición del acting. Lo conduce al solipsismo. “La soledad del ermitaño espanta” decía Ramón de Campoamor y la insatisfacción será infinita cuando el consumidor pretende llenar el vacío existencial producido por esa falta. El alma “cerrada” desea tener más y por eso el mundo consumista de cosas o de tóxicos, es el mundo de las “almas cerradas”. Hallamos que Scholas es una invitación calificada a su apertura.

El Papa llega al Santuario de Fátima
El Papa llega al Santuario de Fátima

El camino del Vía Crucis y nuestro camino de “vivir entre mundos”

El 4 de agosto en el Via Crucis el Santo Padre recordó “el camino” que Jesús recorrió predicando, enseñando, haciendo bien, haciendo sacrificio, “el camino de la Cruz”… Dios -dijo Francisco -salió de sí mismo y camino y camina entre nosotros, Jesús camina por mi, por ti, por nosotros y lo hace por amor, camina y espera abrir ventanas en nuestra alma; son feas las almas cerradas…y agregó Su Santidad, aunque “amar es un riesgo, hay que correr el riesgo de amar”. Porque Dios está y seguirá estando con nosotros.

Em todos os jardins,

Em todos os jardins hei-de florir,

Em todos beberei a lua cheia,

Quando enfim no meu fim eu possuir

Todas as praias onde o mar ondeia.

Um dia serei eu o mar e a areia,

A tudo quanto existe me hei-de unir,

E o meu sangue arrasta em cada veia

Esse abraço que um dia se há-de abrir.

Então receberei no meu desejo

Todo o fogo que habita na floresta

Conhecido por mim como num beijo.

Então serei o ritmo das paisagens,

A secreta abundância dessa festaQue eu via prometida nas imagens

Sophia de Mello Breyner Andersen

(poeta recordada por el Papa en su encuentro con los jóvenes universitarios)

El Papa Francisco visitó a la venerada Virgen de Fátima

Ayer sábado 5 de agosto el Papa Francisco voló desde Lisboa a Fátima donde una manifestación de 200.000 personas, en su mayoría jóvenes, lo esperaba con gran entusiasmo y donde realizó la segunda visita como papa al santuario. También se encontraba el Presidente de Portugal Marcelo Rebelo de Souza. Rezó el rosario en el lugar donde la Virgen hizo sus apariciones a los tres niños pastores en el año 1917.

“Una Iglesia sin puertas, para que todos, todos, todos puedan entrar”

El Papa omitió leer un discurso que figuraba en el programa y ello llamó la atención de la prensa. Sin embargo, después del Santo Rosario y de la ceremonia ante la Virgen donde se lo observó con un gesto de profunda contracción y meditación improviso un mensaje mientras todavía se encontraba en la capilla donde se encuentra la imagen dentro del Santuario, algo elevada del piso, con paredes muy bajas, abierta, que carece de puertas. Entonces resalto “esta capilla no tiene puertas” y “la Iglesia no tiene puertas” en alusión a la orientación de la Iglesia de puertas abiertas, para que todos puedan entrar agregó y repitió, “para que todos, todos, todos puedan entrar”. También resaltó los gestos y la manera de ser de la Virgen Maria quien nunca tuvo un lugar protagónico en la vida de Jesus y en cambio siempre estuvo pendiente de las necesidades de los otros, por lo cual en su imagen se la muestra señalando. ¿Por qué me señalas? ¿Que te preocupa de mí? Se preguntó agregando “Y nos señala a Jesús” Era una Señora apurada, en portugués “apresada”, sale corriendo para auxiliar a su prima una mujer un tanto mayor y embarazada, María acoge y señala a Jesús”.

Destaquemos que en la transmisión se lo vio en un estado físico espléndido tanto a su ingreso por la ruta y en los alrededores del Santuario en un papamóvil blanco sentado en un sillón del mismo color y que así se mostró también durante todo el recorrido entre la muchedumbre, de muy buen humor, recogiendo en los brazos a los pequeños que le acercaban, dándoles un beso en la cabeza y también dialogó con algún niño que se aproximaba.

Luego se retiró para regresar a Lisboa y reunirse como lo hace habitualmente con los jesuitas de Portugal.

Hoy domingo 6 de agosto, tras la despedida, el Papa Francisco iniciará el regreso a Roma.

Seguir leyendo: