Cómo preparar un germinado con semillas de chía

A pesar de ser una forma poco usual de consumirla, en esta presentación también aporta una gran cantidad de nutrientes

Guardar

Nuevo

En esta presentación también aportan una gran cantidad de nutrientes y beneficios a la salud (Huertoencasa)
En esta presentación también aportan una gran cantidad de nutrientes y beneficios a la salud (Huertoencasa)

Las semillas de chía han cobrado importancia a nivel nutricional debido a que se han redescubierto sus importantes beneficios a la salud. Sin embargo, la mayoría de las personas suele consumirlas en su presentación de semillas sin saber que existe otra manera de comerlas.

Se trata de la opción de hacer germinar la semilla, lo que nos permite obtener un germen prácticamente idéntico al tradicional germen de soya.

Lo mejor de todo es que germinar chía es un proceso sencillo que puedes realizar en casa y es útil para obtener brotes frescos de los que puedes disponer en cualquier momento.

Pocas personas saben que las semillas de chía se pueden germinar para consumirlas como una especie de ensalada (Imagen Ilustrativa Infobae).
Pocas personas saben que las semillas de chía se pueden germinar para consumirlas como una especie de ensalada (Imagen Ilustrativa Infobae).

Si te llama la atención probar esta manera de disfrutar las bondades de la chía, aquí te decimos cuál es el proceso con el que puedes crear tu propio germinado.

Material:

  • Semillas de chía
  • Un frasco de vidrio o un recipiente apto para germinación
  • Malla, gasa o tela transpirable
  • Banda elástica
  • Agua limpia

Pasos para germinar chía:

  • Preparar las semillas: Coloca una cucharada de semillas de chía en un vaso o recipiente y añade suficiente agua para cubrirlas completamente. Deja las semillas en remojo durante unos 10-15 minutos hasta que se forme un gel alrededor de cada semilla.
  • Preparar el frasco: Lava bien el frasco o recipiente que vas a utilizar para la germinación. Coloca una malla, gasa o tela transpirable sobre la boca del frasco o recipiente y asegúrala con una banda elástica.
  • Agregar las semillas: Escurre con mucho cuidado la mayor parte del agua del remojo inicial, dejando solo las semillas con su capa de gel. Transfiere estas semillas al frasco de germinación preparado.
  • Riego y escurrido diario: Dos veces al día, en la mañana y en la noche, añade una pequeña cantidad de agua al frasco para enjuagar las semillas. Revuelve ligeramente para asegurarte de que todas las semillas estén hidratadas. Vuelve a escurrir toda el agua a través de la malla o tela transpirable. Es importante asegurarte de que no quede agua estancada, ya que puede hacer que las semillas se pudran.
  • Condiciones de germinación: Coloca el frasco en un lugar con luz indirecta y buena ventilación. Evita la luz solar directa para no sobrecalentar las semillas. Continua con el riego y escurrido diario.
  • Tiempo de germinación: Después de unos 3-5 días, comenzarán a aparecer los brotes de chía. Puedes esperar hasta que alcancen el tamaño deseado, generalmente alrededor de 1-2 cm de largo.
  • Cosecha: Una vez que los brotes han alcanzado el tamaño adecuado, están listos para ser cosechados. Puedes cortarlos y enjuagarlos cuidadosamente antes de consumir.
(Plantas facilisimo.mx)
(Plantas facilisimo.mx)

Uso de los brotes de chía:

  • Ensaladas: Añade los brotes a tus ensaladas para un toque crujiente y nutricional.
  • Batidos y jugos: Mezcla los brotes en batidos y jugos para aumentar su contenido nutricional.
  • Sándwiches y wraps: Utiliza los brotes como un complemento fresco y saludable.
  • Decoración de platos: Úsalos para decorar y añadir un toque fresco a tus platos.

Cuáles son los beneficios del consumo de germen de chía

Al igual que ocurre con las semillas de chía, el consumo del germinado obtenido de esta semilla también tiene muchos beneficios para la salud, entre los que se encuentran los siguientes:

  • Rico en nutrientes: Contiene minerales como calcio, hierro y magnesio, además de vitaminas del complejo B.
  • Alto en fibra: Ayuda a mejorar la digestión y a mantener la sensación de saciedad.
  • Fuente de ácidos grasos Omega-3: Contribuye a la salud cardiovascular y al buen funcionamiento del cerebro.
  • Proteínas de calidad: Proporciona aminoácidos esenciales que son importantes para el desarrollo muscular y la reparación de tejidos.
  • Antioxidantes: Ayuda a combatir los radicales libres y reduce el riesgo de enfermedades crónicas.

Estos beneficios hacen del germen de chía una excelente adición a una dieta equilibrada y saludable.

Guardar

Nuevo