La Universidad de Buenos Aires, la de Córdoba, la de La Plata y la UTN: cuatro de las integrantes del consorcio
La Universidad de Buenos Aires, la de Córdoba, la de La Plata y la UTN: cuatro de las integrantes del consorcio

Las universidades nacionales formarán un consorcio que dará lugar a la primera plataforma online de educación superior a distancia del país. El portal se llamará "Campus Virtual Universitario Nacional" y nucleará la oferta académica de la mayoría de las instituciones públicas.

Por su magnitud, remarcan, se trata de una iniciativa inédita en Latinoamérica. En el campus virtual se plasmarán los programas de estudio de las universidades y los estudiantes podrán cursar desde sus casas, siempre y cuando cumplan los mismos requisitos de inscripción que se piden en la modalidad presencial.

Según supo Infobae, "el objetivo es que antes de fin de año esté disponible la oferta online". En un principio, estarán a disposición los cursos de extensión y los posgrados que brindan las instituciones. En un segundo término, se plasmarán también las carrera de pregrado y grado. Es decir, casi la totalidad de la oferta universitaria nacional integrará la plataforma.

Hasta el momento, son 45 las universidades que adhirieron, pero se espera que las veinte instituciones nacionales que todavía están por fuera se sumen una vez que esté lanzado el portal. Dentro de esas 45, están las más grandes: la Universidad de Buenos Aires, la de Córdoba, la de La Plata y la UTN.

Los rectores que integran el Consejo Interuniversitario Nacional
Los rectores que integran el Consejo Interuniversitario Nacional

"En la región no hay ninguna propuesta similar. Hay algo parecido en Francia y Nicaragua, pero una iniciativa que surja desde todo el sistema público, no. Sin prisa pero sin pausa, la virtualidad está avanzando cada vez más. Es un paso clave porque rompe con las barreras territoriales. Desde cualquier lugar con Internet los estudiantes podrán acceder a los programas académicos que deseen", dijo Jaime Perczyk, presidente del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) y rector de la Universidad de Hurlingham.

En el medio, surge un debate que divide a los rectores dentro del CIN. ¿Se debe cobrar por cursar a través del campus? En los posgrados no hay discusión. Ya desde el vamos, los presenciales son arancelados. Pero ¿qué pasará con las carreras de pregrado y grado, gratuitas y de ingreso irrestricto en todas las universidades públicas?

Hay dos posturas contrapuestas. Por un lado, los que sostienen la gratuidad del sistema no ven razones para cobrar por lo mismo que ofrecen gratis en sus sedes físicas. Incluso, dicen, los costos son menores. Del otro lado, incide el factor distancia. Los rectores que pretenden arancelarlo piensan que sus carreras solo deberían ser gratis para los estudiantes de su comunidad.

Sin zanjar esa diferencia, la decisión que se impondría es la de mantener la gratuidad para usar la plataforma y que cada universidad defina si quiere cobrar o no por los programas que ofrece. De hecho, la propia resolución que crea el consorcio reitera la importancia de sostener la autonomía de cada casa de estudios.

Cada universidad definirá si quiere cobrar o no por sus programas académicos
Cada universidad definirá si quiere cobrar o no por sus programas académicos

El campus está en desarrollo. La sociedad estatal Educar, en la órbita del Ministerio de Educación, está a cargo. Según cuentan, los interesados podrán buscar entre la oferta académica a partir de filtros por universidad, áreas de conocimiento y tipos de programa. "Estamos trabajando con la Secretaría de Políticas Universitarias, con miras a poder asistir técnicamente al proyecto impulsado por el CIN. Educar desarrollaría una solución informática que funcione a modo de catálogo", comentaron.

En la última reunión del CIN, se designó la comisión a cargo de ordenar la puesta en marcha de la plataforma. Alejandro Villar, rector de la Universidad de Quilmes, cuyo campus es uno de los más avanzados del país, estará al mando. Por el mismo motivo, también participarán representantes de la Universidad de Córdoba.

Una vez que estén cargados todos los programas, los modos de cursada y evaluación dependerán de cada universidad. Dentro de los recursos didácticos posibles, están las clases grabadas, las videoconferencias, los espacios de intercambio entre los estudiantes y el profesor, además de los textos obligatorios.

Seguí leyendo: