Medios sindicales de la provincia mediterránea del área de influencia de la planta avícola Avex denunciaron que la decisión de la empresa se origina en la demora de la autorización del Gobierno nacional de autorizar la importación de huevos fertilizados para ser empollados en el establecimiento de Río Cuarto, así como de la importación de maquinaria con la última tecnología.

Así, según expresaron delegados sindicales de Córdoba "los despidos son una manera de BRF de presionar al ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, para que la firme la autorización para importar huevos fertilizados que serían empollados en Río Cuarto, pero sin los controles sanitarios".

Infobae habló con voceros de la empresa y destacaron "las dificultades para compensar la escasez de oferta interna de huevos fértiles y la demora en la autorización del pedido de importaciones" para poder operar a pleno el establecimiento, como forma de reducir los costos fijos, cuyo ciclo adquiere su punto máximo en abril.

Y agregaron que "los costos de producción del pollo (principalmente granos) combinado con la retracción de la demanda mundial de este año son factores coyunturales que afectan en distintos grados a los países productores de carne aviar".

De todas formas recordó BRF que "concluyó este año, tal como fue anunciado al presidente Mauricio Macri, una inversión de más de USD 50 millones en la planta de Río Cuarto con el objetivo de duplicar la capacidad productiva, agregar valor a la producción trozando el 100% del pollo producido y con esto generar más exportaciones desde esta unidad".

En marzo BRF había anunciado un plan de inversiones por USD 292 millones y generar más de 1.600 puestos de trabajo

El presidente Mauricio Macri había recibido a fines de mayo al titular del Consejo de Administración de la brasileña BRF, Adílio Diniz y al CEO Global Pedro Faria (Télam)
El presidente Mauricio Macri había recibido a fines de mayo al titular del Consejo de Administración de la brasileña BRF, Adílio Diniz y al CEO Global Pedro Faria (Télam)

BRF es una firma de envergadura mundial que había adquirido la empresa Avex en 2012, para lo cual invirtió unos USD 150 millones en un paquete que incluía al Grupo Dánica y en marzo le prometió al Gobierno de Mauricio Macri poner en marcha un plan de inversiones por USD 292 millones para ampliar sus operaciones en la Argentina y para ello reclamaban una serie de beneficios que incluían la liberación de autorizaciones para la importación de maquinaria y huevos fertilizados, entre otras peticiones.

Dos meses antes, la firma había comunicado la rúbrica de un contrato de compra-venta para la adquisición de la compañía Alimentos Calchaquí S.A., que incluye su planta industrial de 11.000 m2, ubicada en la localidad de Florencio Varela, una de las más modernas del país, donde se produce la tradicional línea de fiambres "Calchaquí" y la línea de fiambres seleccionados "Bocatti".