Un grupo desarrollador argentino construirá frente al mar las torres residenciales más altas de Miami

Se trata de dos construcciones de 62 pisos cada una que demandarán una inversión de USD 1.000 millones. Más de 180 metros sobre la playa y vista directa hacia la Bahía de Biscayne

Compartir
Compartir articulo
Quien viva en las torres gemelas estará a pasos del mar y próximo a Miami Beach
Quien viva en las torres gemelas estará a pasos del mar y próximo a Miami Beach

Miami volvió a concentrar inversiones y despegue dentro del Real Estate de EEUU, con nuevas propuestas para intentar captar propietarios e inversores en los puntos más selectos y con la playa entre sus atractivos principales. Las novedades llegaron de la mano de una compañía que tuvo su origen en Buenos Aries.

The Melo Group, nacida en la Argentina y radicada desde hace tiempo en esta ciudad del estado de Florida, con una cartera de más de 6.000 propiedades y unidades de alquiler, presentó Aria Reserve Miami, una propuesta diseñada con dos torres de lujo frente al mar, de 62 pisos cada una.

Con vistas directas a la Bahía de Biscayne, en el corazón del barrio Edgewater (uno de los más demandados) el emprendimiento contará con torres gemelas de más de 180 metros de altura, que serán las más altas de Miami en el mercado residencial con frente al mar. Diseñado por Arquitectonica, una firma de renombre mundial, tendrá 167 metros cuadrados frente a la bahía.

Las unidades tendrán un diseño futurista y todas dan hacia el mar
Las unidades tendrán un diseño futurista y todas dan hacia el mar

“Con más de 8.000 m2 de espacios al aire libre, residencias de lujo de gran tamaño y una ubicación inigualable frente al mar, el proyecto atraerá a los residentes locales así como a los posibles propietarios internacionales que buscan reubicarse y vivir a tiempo completo en Miami”, dijo a Infobae Martín Melo, codirector de Melo Group.

“Con más de 8.000 m2 de espacios al aire libre, residencias de lujo de gran tamaño, el proyecto atraerá a los residentes locales, así como a los posibles propietarios que buscan reubicarse y vivir en Miami” (Martín Melo)

Se espera que la construcción de la Torre Sur de Aria Reserve comience a principios de 2022, y finalice en 2024. Todo el proyecto demandará una inversión de USD 1.000 millones.

El precio de las residencias oscila entre USD 800.000 y más de USD 2 millones, y los pent-houses trepan hasta los USD 12 millones. Las ventas previas a la construcción ya están en marcha, con precios unitarios iniciales que promedian los USD 7.500 el m2.

Con más de 180 metros  se transformarán en las más altas que dan al mar en Miami
Con más de 180 metros se transformarán en las más altas que dan al mar en Miami

Carlos Melo, que junto con Martín y José Luis Ferreira de Melo (presidente de la empresa) lideran la desarrolladora, destacó a Infobae que el mercado en Miami “está mejor que nunca.: estamos viendo el comienzo de un nuevo ciclo de desarrollo inmobiliario. Esta ciudad, es muy elegida por la demanda para vivir e invertir, no sólo para los argentinos, sino para los mismos americanos, que a raíz de esta nueva modalidad del trabajo remoto generaron una migración local amplia, atraídos por el clima favorable, la calidad de vida y cero impuestos estatales”.

Cómo será la edificación

Las torres más altas de Miami con frente de mar serán construidas sobre la costa en un terreno de más de 2 hectáreas. Con un diseño futurista en un sector con amplio dinamismo y avenidas vinculantes, como también próximo a distintos transportes públicos.

Los desarrolladores, de izquierda a derecha, Martín Melo, José Luis Ferreira de Melo y Carlos Melo
Los desarrolladores, de izquierda a derecha, Martín Melo, José Luis Ferreira de Melo y Carlos Melo

Según los desarrolladores, habrá estrictas medidas para reforzar cimientos y fundaciones, para extremar recaudos y que no ocurra en un futuro lo sucedido en la Champlain Towers South, de 12 pisos, que supuestamente tenía problemas estructurales que habrían sido la causa del colapso en la que se perdieron decenas de vidas, en la localidad de Surfside, al norte de Miami Beach.

“Hay un código muy estricto que seguir para las nuevas construcciones y además hace años que construimos en la zona. Sabemos que todo será más exigente, pero es vital extremar todos los cuidados y reforzar bien la estructura edilicia”, puntualizó Carlos Melo.

“Hay un código muy estricto que seguir para las nuevas construcciones y además hace años que construimos en la zona. Sabemos que todo será más exigente, pero es vital reforzar bien la estructura edilicia” (Carlos Melo)

El desarrollo contará con 391 residencias y pent-houses. Habrá unidades de 1, 2 3 y 4 habitaciones que miden entre 115 y 268 m2, con ascensores privados y oficina adicional. “Para más exclusividad, el proyecto tendrá una colección limitada de 15 residencias pent-house de entre 318 y 1.155 m2, con garajes con espacios para hasta 3 autos. Tres mansiones de tres niveles contarán con terrazas privadas, piscinas y cocinas de verano”, detalló Martín Melo.

Entre los áreas comunes dispondrá de una cafetería y un parque público, actualmente en obras
Entre los áreas comunes dispondrá de una cafetería y un parque público, actualmente en obras

Además, habrá una piscina de entrenamiento de tamaño semi olímpico, un Spa con hidromasaje, área de juegos, salón para adolescentes, teatro, canchas de tenis, padel, campo de golf miniatura y un gimnasio con salón de yoga y un espacioso jardín para meditar, entre otros amenities. Todas las residencias tendrán dos ascensores privados con palier privado y vistas directas al agua.

El complejo contará con un exclusivo restaurante y cafetería, un parque para perros y un área de observatorio telescópico con vista a la Bahía. Los residentes también tendrán acceso a un muelle de deportes acuáticos. En la planta baja, The Melo Group está desarrollando un parque público.

Compra con aroma de tango

Históricamente los argentinos siempre tuvieron gran participación en la adquisición de nuevos desarrollos en Miami. “El proceso de compra es muy sencillo, transparente y asegura un resguardo de capital en los EEUU. Aquí el comprador no paga comisión, este costo corre por parte del desarrollador. El esquema de pagos es 40% durante la obra, 20% al contrato 10% al inicio de obra, 5% al llegar al piso 20 de construcción y 5% al llegar al último piso de construcción”, detalló Martín Melo.

También hay inversores de alto poder adquisitivo que destinan dinero en propiedades en busca de obtener un retorno anual de 8 al 10%, al margen de la renta en dólares que genera el inmueble, el comprador accede a una gran revalorización a futuro ya que hay escasez de terrenos frente al agua en Miami.

SEGUIR LEYENDO: