Los préstamos en pesos crecen 50% en el último año, pero se desaceleran desde el inicio de la cuarentena

En julio, el saldo total de préstamos en pesos al sector privado llegó a $2.356.474 millones, representando una suba en los últimos 365 días de $785.615 millones, valores que se encuentran por encima de la inflación del período, según un informe de First Capital Group

En julio, el saldo total de préstamos en pesos al sector privado llegó a $2.356.474 millones, representando una suba en los últimos 365 días de $785.615 millones, valores que se encuentran por encima de la inflación del período. (Adrián Escandar)
En julio, el saldo total de préstamos en pesos al sector privado llegó a $2.356.474 millones, representando una suba en los últimos 365 días de $785.615 millones, valores que se encuentran por encima de la inflación del período. (Adrián Escandar)

El endeudamiento en pesos del sector privado aumentó un 50 por ciento en el último año, impulsado por el impacto de la pandemia de coronavirus, aunque el aumento se desaceleró en los últimos meses, según un informe de First Capital Group elaborado sobre la base a datos del Banco Central (BCRA).

En julio, el saldo total de préstamos en pesos al sector privado llegó a $2.356.474 millones, representando una suba en los últimos 365 días de $785.615 millones, valores que se encuentran por encima de la inflación del período.

En los últimos tres meses los préstamos totales crecieron 11,7 por ciento. Durante el último mes, julio 2020, el crecimiento ha sido de $69.255 millones lo que representa un 3 por ciento”, explicó Guillermo Barbero, socio de First Capital Group.

En ese marco, indicó que “el alza producida durante el período del Aislamiento Social Preventivo Obligatorio (ASPO), continúa desacelerándose en la medida que se terminan de colocar los fondos dispuestos por la Autoridad Monetaria”.

El saldo total de préstamos en pesos al sector privado llegó a $2.356.474 millones, representando una suba en los últimos 365 días de $785.615 millones, valores que se encuentran por encima de la inflación del período

Según el informe, la línea de préstamos personales creció levemente en el mes, un 0,5 por ciento luego de varios de meses de retrocesos y estancamiento.

"La situación laboral crea una doble presión sobre la originación de nuevos créditos, la cual como vimos, se encuentra muy limitada: por un lado, la disminución de la fuerza de trabajo privada formal ocasiona que la oferta no se dirija hacia los recientes desempleados, por otra parte la demanda permanece cautelosa ante la amenaza de nuevos ceses de trabajo", aseguró Barbero.

Reapertura de centros comerciales (Foto: Cuartoscuro)
Reapertura de centros comerciales (Foto: Cuartoscuro)

La operatoria a través de tarjetas de crédito registró un saldo de $ 682.429 millones, lo cual significa una suba de 6,3 por ciento respecto al cierre del mes pasado, unos $ 40.719 millones por encima de junio.

"En los últimos tres meses el alza ha sido del 23,1 por ciento. A medida que se van incorporando nuevas actividades observamos un crecimiento de estas carteras, que reúnen características de comodidad y flexibilidad más costos financieros relativamente más accesibles", señaló.

Y agregó que en julio se sumó el efecto que tuvo el éxito del Hot Sale, con descuentos y promociones de pago en hasta 18 cuotas con tarjeta de crédito para compras online.

En cuanto a las líneas de créditos hipotecarios, incluidos los ajustables por inflación/UVA, se mantuvieron estables en julio ($211.726 millones) y con una caída interanual del 0,3 por ciento.

Sin embargo, se espera que reviertan su tendencia en los próximos meses de la mano del relanzamiento del plan Procrear, al que se destinará un fondo de $24.000 millones para compra y refacción de viviendas.

En cuanto a las líneas de créditos hipotecarios, incluidos los ajustables por inflación/UVA, se mantuvieron estables en julio ($211.726 millones) y con una caída interanual del 0,3 por ciento

Los créditos prendarios presentaron un saldo de la cartera a fines de julio de $ 80.742 millones, evidenciando un retroceso del 6,6 por ciento versus fines del mismo mes de 2019 pero una suba del 8,3 por ciento contra junio, acelerándose respecto al 3,4 por ciento registrado en junio.

En cuanto a los préstamos en dólares, respecto del mes pasado se registró una caída del 7,5 por ciento, presentando una disminución interanual del 58,9 por ciento.

“Se mantiene el retroceso de las financiaciones en moneda extranjera, completando un año de caídas mensuales consecutivas. El stock de préstamos en dólares es de USD 6.661 millones”, señaló el informe.

Y agregó que el 69,9 por ciento del total de la deuda en moneda extranjera sigue siendo la línea de comerciales. En ese sentido, concluyo al afirmar que las restricciones que está sufriendo el comercio exterior con motivo de la pandemia, tiene su correlato en las carteras nominadas en moneda extranjera.

Seguí leyendo:

Radiografía del acuerdo por la deuda: qué vencimientos tendrá que pagar este Gobierno y qué herencia deja para los que siguen

Casi 275.000 empresas se inscribieron en la AFIP para que el Estado las ayude a pagar los salarios de julio

El petróleo superó el precio del “barril criollo” y podrían aumentar los combustibles

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS