Francia implementa servicios de ayuda psicológica en cines

Se aplicará por primera vez para el estreno de una película belga sobre un trauma infantil por agresión sexual. “Básicamente, es decir que no estás solo”, explicó la gerente de la distribuidora

Compartir
Compartir articulo
El sombrío film de la directora belga Veerle Baetens aborda el trauma de una agresión sexual en la infancia
El sombrío film de la directora belga Veerle Baetens aborda el trauma de una agresión sexual en la infancia

Francia ensayará por primera vez una ayuda psicológica en las salas de cine con motivo del estreno de El deshielo, una sombría película de la directora belga Veerle Baetens que aborda de frente el trauma de una agresión sexual en la infancia. “La idea del ‘cine-safe’ (cine seguro) es básicamente decir que un cine es un lugar donde uno puede sentirse seguro, sean cuales sean las emociones que vayas a sentir, y que no estás solo”, explicó en entrevista telefónica la promotora de la idea, Mélanie Simon-Franza, gerente de La Grande Distribution.

El deshielo, película de 2023 que ya salió en España, narra el retorno a su ciudad natal de Eva, una joven devastada por un trauma que sufrió en su niñez. En su coche carga un enorme bloque de hielo, un elemento clave para ayudarla a enfrentar el pasado.

Una novela de gran éxito

La película es la ópera prima de una actriz belga, Veerle Baetens, que destacó en 2012 al protagonizar la película indie Alabama Monroe. El deshielo se inspira en una novela que tuvo un enorme éxito en Países Bajos y Bélgica, Débâcle, de Lize Spit, en su lanzamiento en 2016. Baetens asegura sentirse “muy contenta” ante la iniciativa de La Grande Distribution.

El deshielo (When it Melts)

Al arranque de la película, que se estrena el miércoles 28 de febrero en Francia, un cartel advertirá a los espectadores (mayores de 12 años) que pueden solicitar ayuda o simplemente charlar telefónicamente con miembros de asociaciones de asistencia a la infancia, o de lucha contra el suicidio. “Para ser honesta, intentamos que se hiciera lo mismo en mi país, pero el distribuidor no se mostró colaborador. Y por eso estoy muy contenta de que en Francia se hayan mostrado sensibles”, explicó la directora.

Además de esa promoción de líneas de ayuda telefónica, La Grande Distribution tiene previsto organizar una cincuentena de proyecciones especiales, con voluntarios que estarán disponibles para sesiones de escucha y debate con los espectadores que así lo deseen. “Es una especie de trampolín o de mediación entre un debate de cinéfilos y un psicólogo”, explica Mélanie Simon-Franza.

Su empresa fue fundada para ayudar a distribuidores en Francia a organizar debates en los cines con el público tras la proyección de ciertas películas. Fue hace dos años, con la salida de otra película centrada en el mundo del deporte de alta competición y el acoso sexual, Slalom, que Mélanie Simon-Franza tuvo la idea de proponer un proyecto de acompañamiento diferente.

“La idea es básicamente decir que no estás solo”, explicó la gerente de La Grande Distribution
“La idea es básicamente decir que no estás solo”, explicó la gerente de La Grande Distribution

“Después de las proyecciones hacíamos debates clásicos y pronto percibimos de que algunos espectadores se daban cuenta, mirando la película, de que habían sufrido agresiones cuando eran niños” explicó Simon-Franza. “Y nosotros no estábamos preparados para escuchar sus testimonios, para acompañarlos”, añadió.

Premio en Sundance

El deshielo mantiene el suspense mediante flashbacks. La protagonista es interpretada por dos actrices, Charlotte de Bruyne y Rosa Marchant. Esta última obtuvo el premio a la mejor actriz en el festival de cine independiente de Sundance en 2023, con 16 años. El cine mundial, en especial en Europa y Estados Unidos, vive momentos convulsos con el movimiento #MeToo, que está empezando a provocar cambios profundos en la forma de rodar escenas sexuales.

Para El Deshielo Veerle Baetens utilizó de forma asidua una psicóloga, con la que preparó cuidadosamente unas escenas duras, que pueden impactar al espectador. “La mirada masculina debe existir. Pero hace cien años que solo existe esa mirada. Y creo que estamos en una época muy interesante, en la que la mirada femenina también es tenida en consideración”, explica Baetens.

Fuente: AFP