Guerra entre hinchas en el sur de Bogotá dejó un muerto y dos heridos

La violencia en el fútbol sigue cobrando la vida de jóvenes colombianos que son asesinados por portar el color de un equipo

Compartir
Compartir articulo
La Policía Nacional hizo presencia con Medicina Legal para intervenir en el caso que dejó a un joven muerto de forma violenta - crédito Colprensa
La Policía Nacional hizo presencia con Medicina Legal para intervenir en el caso que dejó a un joven muerto de forma violenta - crédito Colprensa

El barrio Villa Suaita, en la localidad de Bosa, Bogotá, fue escenario de una violenta confrontación la noche del 29 de febrero, que involucró a presuntos aficionados al fútbol y culminó con el saldo de una persona fallecida y dos más lesionadas.

Pascual González, comandante de la Policía de Bosa, detalló que el choque inició alrededor de las 10:30 de la noche, que terminó en un enfrentamiento armado con objetos punzocortantes, palos y piedras. La violencia en el fútbol sigue cobrando víctimas en el país.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel.

La causa raíz del conflicto, según las autoridades, se debe a las diferencias entre los participantes sobre su afiliación a un grupo de seguidores de un equipo de fútbol local, lo que desató actos de violencia.

Este lamentable acontecimiento resultó en la muerte de un joven de 21 años, quien, a pesar de ser trasladado a un centro asistencial, sucumbió a la gravedad de sus heridas. Además, la Policía de Bogotá confirmó la detención de dos sospechosos en relación con los hechos.

Actualmente, se están analizando los registros de cámaras de seguridad del sector con el fin de identificar a otros posibles implicados en este acto de violencia, y así esclarecer plenamente los acontecimientos que culminaron en esta tragedia.

Las barras en Colombia han tenido diferentes estructuras para aportar a la sociedad, pero en algunos casos la violencia llega a niveles incontrolables, hasta para las autoridades - crédito Mauricio Alvarado / Colprensa
Las barras en Colombia han tenido diferentes estructuras para aportar a la sociedad, pero en algunos casos la violencia llega a niveles incontrolables, hasta para las autoridades - crédito Mauricio Alvarado / Colprensa

Las autoridades están determinadas a llevar ante la justicia a todos aquellos responsables del fallecimiento del joven y las lesiones causadas a las otras víctimas.

Este incidente pone de relieve los problemas de intolerancia y violencia asociados a algunos grupos de aficionados al fútbol, y ha desencadenado un llamado a la reflexión sobre la importancia de la convivencia pacífica y el respeto por las diferencias dentro de la sociedad.

El reporte oficial

El teniente coronel Pascual Alberto González Lozano aseguró para La FM que uno de los jóvenes terminó con heridas graves que le causan la muerte y otros dos que quedaron heridos que también fueron trasladados a un centro médico, donde se recuperan satisfactoriamente.

Las autoridades hicieron presencia en el lugar de los hechos para poder cubrir y dar garantías

Amenazaron a un jugador de Medellín horas antes de salir a la cancha

La violencia en el entorno del fútbol colombiano ha vuelto a ser noticia luego de registrarse incidentes que afectan directamente a equipos profesionales de la Liga Betplay, especialmente durante la séptima fecha del torneo. En menos de 24 horas, se reportaron dos hechos significativos: la amenaza contra un jugador del Independiente Medellín y un altercado verbal en una conferencia de prensa del Atlético Nacional.

El Independiente Medellín anunció que ha sido necesario marginar de su próximo encuentro a uno de sus jugadores, José Manuel Aja, debido a amenazas dirigidas tanto a él como a su familia. Esta decisión se ha tomado para garantizar su seguridad y la de sus seres queridos, en espera de que las autoridades locales resuelvan la situación y encuentren a los responsables.

Este es el comunicado del Medellín sobre la situación de José Aja y su familia - crédito Independiente Medellín
Este es el comunicado del Medellín sobre la situación de José Aja y su familia - crédito Independiente Medellín

Por su lado, en un incidente aparte, el técnico del Atlético Nacional, Jhon Bodmer, fue víctima de una agresión verbal por parte de un aficionado durante una conferencia de prensa después de su derrota 3-2 frente al Deportivo Cali. La seguridad tuvo que intervenir para controlar la situación.

La situación de José Manuel Aja ha suscitado una respuesta inmediata de la Asociación Colombiana de Futbolistas Profesionales (Acolfutpro), la cual expresó a través de una publicación su rechazo a las amenazas recibidas por el defensor uruguayo y su familia. La organización ha solicitado a las autoridades que se tomen medidas de protección adecuadas para el jugador y sus allegados.

No son los primeros casos de violencia en la historia de Colombia y menos de los que están vinculados al fútbol profesional del país. En 1989 se vivió otro episodio, tal vez el peor, en el cual un árbitro fue asesinado en la ciudad de Medellín por órdenes de Pablo Escobar.