Telescopio Hubble ayudó a encontrar seis galaxias ‘muertas’ cerca del origen del universo

Gracias a una colaboración con el observatorio ALMA fue posible encontrar seis galaxias que datan del origen del universo conocido

Compartir
Compartir articulo
Las galaxias se pudieron encontrar gracias a un fenómeno conocido como lente gravitacional fuerte
(Foto: JAMES JOSEPHIDES/SWINBURNE ASTRONOMICAL PRODUCTION / Archivo)
Las galaxias se pudieron encontrar gracias a un fenómeno conocido como lente gravitacional fuerte (Foto: JAMES JOSEPHIDES/SWINBURNE ASTRONOMICAL PRODUCTION / Archivo)

Un reciente estudio ha encontrado lo que serían seis galaxias “muertas” en las épocas más tempranas de nuestro universo, un suceso del cual no se tiene aún una explicación clara del porqué. El descubrimiento fue realizado por un grupo de astrónomos usando el telescopio espacial Hubble de la NASA y con la colaboración del observatorio Atacama Large Millimeter/submillimeter Array (ALMA) en Chile.

Las galaxias encontradas datan de aproximadamente 3 miles de millones de años después del Big Bang, una etapa temprana tras la creación del universo conocido. Sin embargo, se encontró que estaban “muertas”, es decir, no contaban con el hidrógeno frío necesario para la creación de estrellas.

“En este punto de nuestro universo, todas las galaxias deberían estar formando muchas estrellas. Es la época máxima de formación estelar”, dijo Kate Whitaker, profesora asistente de astronomía de la Universidad de Massachusetts en Amherst y autora principal del estudio.

Para localizar estas 6 galaxias tan distantes, los científicos combinaron el poder del telescopio Hubble y ALMA con cúmulos de galaxias extremadamente masivos. A través de un fenómeno llamado lente gravitacional fuerte, la inmensa gravedad de un cúmulo de galaxias gigante deforma el espacio, doblando y magnificando la luz de los objetos del fondo, actuando como un telescopio natural para ver más allá en el espacio exterior.

Debido a la distancia en años luz desde nuestro planeta hasta esas lejanas galaxias, el tiempo aproximado de la imagen que estamos viendo es entonces de aquellas épocas cercanas a la creación del universo.

Aún no se sabe exactamente qué sucedió con esas galaxias. El hidrógeno frío funciona en la práctica como una especie de combustible para la creación de estrellas dentro de una galaxia, por lo que su agotamiento implicaría un estado similar a la muerte de tales cuerpos astrales. Algunas de las teorías propuestas por Whitaker incluyen la posible evaporación del elemento o hasta la posibilidad de que las galaxias vistas hayan “agotado” todo el hidrógeno que tenían.

Por ahora, lo más importante de la investigación ha sido tanto el hallazgo de esas galaxias como el proceso utilizado para encontrarlas. Ya van a ser poco más de 30 años desde el lanzamiento del telescopio Hubble y aún sigue demostrando su utilidad en los estudios actuales como en este caso que específicamente ayudó a identificar las áreas donde se formaron estrellas en el pasado. Al tiempo que el observatorio ALMA se encargó de detectar los rastros del hidrógeno donde ya está ausente.

Los resultados del estudio fueron compartidos en la publicación científica Nature, no obstante, los investigadores esperan que esta sea una puerta de entrada para comprender lo sucedido en esas galaxias y posiblemente descubrir aún más secretos que puedan estar ocultándose en lo que conocemos del universo.

SEGUIR LEYENDO